Enlaces accesibilidad

arriba Ir arriba

El coronavirus provoca una bajada generalizada de las bolsas de todo el mundo. En España, el Ibex 35, retrocedía cerca del 7 % a primera hora de apertura del mercado. Wall Street ha parado la actividad durante 15 minutos para evitar las ventas en masa y en Italia, el mercado desciende cerca del 10 %. El miedo generalizado por el coronavirus hace que no remonten los mercados y que los expertos aseguran que la recuperación podría ser lenta amenazando incluso a una posible entrada en recesión. El petróleo cuyo precio ha caído desde que se desatase el virus en Europa. El oro negro ha perdido cerca de un 30 % en solo una semana debido a la falta de acuerdo entre la OPEP y los grandes productores de pretróleo. 

El IBEX 35 ha cerrado su segunda peor semana del año tras caer un 3,98% -la semana pasada se desplomó un 11,76%- lastrado por la propagación del coronavirus y por el temor de que el impacto económico de la epidemia sea peor de lo previsto inicialmente. De este modo, el principal índice de la Bolsa española se ha desplomado hasta los 8.375,60 puntos, nivel de finales de diciembre de 2018, después de caer en la sesión de este viernes un 3,54%. En lo que va de año, el IBEX acumula una caída del 12,29%.

Empresas afectadas en todo el mundo y el nerviosismo tiñe de rojo los mercados por miedo al coronavirus. Algunos analistas ya hablan de recesión. Aseguran que no se pueden contabilizar las pérdidas y que la incertidumbre es lo peor para la recuperación de los mercados. Algunos expertos sostienen que la llegada de una posible vacuna podría calmar los ánimos en las primeras economías mundiales, de momento habrá que esperar a conocer los datos de crecimiento de cada uno de los países y ver cuánto ha afectado el virus a la economía mundial.