Enlaces accesibilidad

arriba Ir arriba

Los comicios, en Francia, llegan en el ecuador del mandato de Emmanuel Macron. Por eso, se plantean como una suerte de referéndum sobre su gestión en el Elíseo. Los resultados deberán leerse en clave nacional y condicionarán el resto de la legislatura, e incluso las próximas presidenciales. Con la crisis de los chalecos amarillos aún por cerrar, Macron se ha implicado personalmente en la campaña. El objetivo, su rival en las últimas elecciones: la ultraderechista Marine Le Pen.

Analizamos este duelo con nuestro corresponsal, Paco Forjas.

El Presidente de Francia, Emmanuel Macron, ha presentado las conclusiones del llamado Gran Debate Nacional. De fondo, está el conflicto de los chalecos amarillos. Por eso, Macron ha prometido garantizar los servicios públicos y mejorar la fiscalidad de los ciudadanos. Ha anunciado que se compromete a bajar los impuestos para las clases medias.

También ha anunciado medidas para luchar contra las dificultades de los servicios publicos, especialmente en las zonas rurales.

El presidente francés además, ha prometido una reforma constitucional, que se presentará de aquí a este verano. En ella se facilitarán las iniciativas legislativas populares, y se pondrá en marcha la creación de una asamblea de ciudadanos, por sorteo, para permitir una mejor participación a la vida política. 
 

Graves disturbios en Francia en una nueva protesta de los 'chalecos amarillos', que se han saldado con barricadas y vehículos ardiendo en las calles y al menos 189 detenidos, informa el enviado especial de TVE, David Picazo. Las autoridades francesas han ordenado para este vigésimo tercer sábado de protesta consecutivo un despliegue policial de 60.000 agentes en todo el país, la mayoría en París ante la manifestación de este movimiento iniciado el pasado mes de noviembre. No obstante, la amplica presencia policial no ha podido evitar los disturbios en las calles de la capital francesa, donde se han producido enfrentamientos entre radicales y la policía.

Las autoridades francesas han ordenado un gran despliegue policial, sobre todo en París, donde está anunciada la principal jornada de protesta de los llamados 'chalecos amarillos', la vigésimo tercera consecutiva desde el inicio de su movimiento en noviembre pasado. El ministro del Interior, Christophe Castaner, aseguró este viernes que temen la llegada de violentos, por lo que anunció un dispositivo de 60.000 agentes en todo el país.

Mientras la catedral de Notre Dame en París trata de regresar a la normalidad tras el incendio que sufrió esta semana, con el tradicional Via Crucis de Semana Santa, en Francia la atención regresa a asuntos y preocupaciones habituales de la política tras la conmoción inicial por el incendio. Los chalecos amarillos amenazan con un nuevo sábado violento, y será ya el número 23.

Los Veintisiete estudiarán este miércoles una prórroga flexible del Brexit para la primera ministra británica, Theresa May. La líder conservadora ha viajado este martes a Berlín y París para recabar apoyos de cara a la cumbre extraordinaria del miércoles. May se ha encontrado con la posición más dura en París, ya que el presidente francés, Emmanuel Macron, exigirá que haya un plan concreto para conceder la prórroga.

Theresa May, inicia este martes una nueva ruta para tratar de convencer a la Unión de que le otorgue una nueva prórroga sobre la prórroga, y que retrase la salida del Reino Unido hasta el 30 de junio. Todo en la víspera de que se celebre un Consejo Extraordinario de líderes europeos para abordar la situación.

Un nuevo intento de May para ganar tiempo, para tomar aire y seguir intentando desencallar en Londres la negociación para aplicar el ‘brexit’, con la oposición y con el sector crítico de su mismo partido por el momento todavía cerrados en banda.

A principios de mayo de 2017 Emmanuel Macron se proclamó vencedor de la segunda vuelta de las elecciones presidenciales francesas, unos comicios en los que aventajó en más de 30 puntos a su rival, la ultraderechista Marine Le Pen. Macron, que se convertía en el presidente galo más joven desde Napoleón, pronunció un discurso en la explanada del Louvre en el que prometió unir Francia de nuevo y alejarla del extremismo. Durante ese discurso histórico estuvo nuestro enviado especial, Juan Tato.

Los denominados 'chalecos amarillos' han vuelto a salir a las calles de París en su jornada número 18 de movilizaciones, en la que se han producido altercados violentos y saqueos. La Policía ha empleado gases lacrimógenos para reprimir las protestas y hay decenas de detenidos. El epicentro de las protestas ha sido los Campos Elíseos donde los manifestantes han quemado varios establecimientos.

El presidente de Francia, Emmanuel Macron, ha publicado una carta a la nación con la que da el pistoletazo de salida a un debate nacional, con el que tratará de hacer frente a sus demandas. Macron define así el contorno de un Debate sin precedentes, y canalizar las reivindicaciones de los chalecos amarillos, en alza de nuevo tras movilizar a 84000 personas el pasado sábado. Macron propone 33 temas sobre impuestos, ecología, reforma del estado, participación ciudadana e inmigración que se debatirán en encuentros y foros por todo el país desde este martes hasta el próximo 15 de marzo.

El presidente de Francia, Emmanuel Macron, ha invitado en una carta a los ciudadanos a unirse a un gran debate nacional en plena crisis de los chalecos amarillos. Una propuesta con la que Macron quiere retormar la inicitativa a cuatro meses de las elecciones europeas, con la ultraderecha de Marine Le Pen ganándole terreno en los sondeos. El presidente francés ha propuesto un debate sobre cuatro grandes temas: los impuestos, elpoder adquisitivo, la democracia, y el medio ambiente. Entre los temas excluidos, la pena de muerte.