Anterior Les Luthiers: "El separatismo siempre encubre una forma de xenofobia" Siguiente El Tribunal Constitucional anula por unanimidad la ley del referéndum del 1 de octubre Arriba Ir arriba
El expresidente y el presidente de Cataluña, Artur Mas y Carles Puigdemont.
El expresidente y el presidente de Cataluña, Artur Mas y Carles Puigdemont. EFE
Referéndum en Cataluña

¿Qué ha pasado en Cataluña desde la consulta del 9-N?

|

Tres años separan la consulta del 9N de 2014 y el referéndum del 1-O, ambas ilegales al estar suspendidas por el Tribunal Constitucional.

A pesar de la suspensión, en las dos ocasiones la Generalitat de Cataluña ha seguido adelante aumentado su deriva soberanista con la aprobación de leyes de desconexión con España.

En la primera consulta votaron 2,3 millones de catalanes, de los que el 80,76% dijo 'sí' a la independencia de Cataluña; y en esta segunda consulta votaron 2,2 millones y el 90% apostó por la secesión. Tras la histórica fecha del 1-O, el presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, anunció que se activaban los mecanismos para la proclamación de la independencia al considerar el referéndum "vinculante".

El 1-O fue una convulsa consulta sin garantías jurídicas y desarrollada a partir de un censo universal sin control que derivó, tras las cargas de la Policía Nacional y la Guardia Civil, en una situación de tensión sin precedentes en la actual democracia en la que ha tenido que intervenir incluso el rey.

En la noche del 3 de octubre, Felipe VI se dirigió a todos los españoles para advertir de una situación de "extrema gravedad" y para instar a los "legítimos poderes del Estado" a asegurar el "orden constitucional". [MENSAJE DEL REY]

¿Cómo ha llegado Cataluña hasta aquí? ¿Qué ha pasado en Cataluña desde el 9N? Cataluña ha vivido fechas clave en materia política, electoral y judicial, iniciando la Generalitat un camino de deriva independentista y de pulso con el Gobierno central y las instituciones del Estado que ha culminado con la aprobación de las principales leyes de desconexión con España y en la celebración de ese 1-O que marcará un antes y un después en las relaciones de Cataluña con el resto de España.

Dos consultas unilaterales y sin respaldo legal separadas por unas elecciones autonómicas en Cataluña, un cambio de presidente de la Generalitat, numerosas resoluciones del Parlament para avanzar hacia la creación de un Estado propio y otras tantas decisiones judiciales, como la condena de inhabilitación del expresidente de la Generalitat, Artur Mas.

Ahora, los actuales responsables políticos- el presidente, Carles Puigdemont, el vicepresidente, Oriol Junqueras, todos los miembros del Govern, y la presidenta del Parlament, Carme Forcadell, se enfrentan a acusaciones por parte de la Fiscalía que pueden conllevar penas de prisión.

Estas son las fechas claves entre consultas:

2,5 millones de catalanes participan en la consulta "simbólica"

  • 9 noviembre de 2014: Participan en la consulta soberanista 2.305.290 ciudadanos (algo más del 33% de los llamados a votar) y el 80,76% se muestra a favor de que Cataluña sea independiente. El 4,54% dice ‘no’ a la independencia. La Generalitat califica la jornada de “éxito total” y el Gobierno, que la recurre ante el Tribunal Constitucional, cree que es un “simulacro estéril”. Arranca un camino hasta el "referéndum real" por el que apuesta la Generalitat.
  • 21 noviembre de 2014: La Fiscalía presenta una querella contra el presidente catalán, Artur Mas, la vicepresidenta, Joana Ortega, y la consejera de Educación, Irene Rigau, por esa consulta por desobediencia, prevaricación y malversación. El Tribunal Constitucional había suspendido esta consulta y los mandatarios desoyeron la prohibición y la llevaron a cabo. CiU y ERC hablaron entonces de “persecución política”.

Adelanto electoral, unión de CDC y ERC y fin de CiU

  • 14 enero de 2015: El presidente, Artur Mas, anuncia un adelanto electoral y convoca elecciones para el 27 de septiembre de 2015 tras pactar con ERC concurrir con una “hoja de ruta nacional común” y con el fin de “culminar las estructuras del Estado”. El Gobierno considera el adelanto electoral como la “evidencia del fracaso de la política de Mas".
  • 13 de julio de 2015: Artur Mas y Oriol Junqueras llegan a un principio de acuerdo para que CDC y ERC concurran juntos a las elecciones del 27S y pactan declarar la independencia de Cataluña “en seis u ocho meses” si ganan en escaños. El acuerdo se cierra y concurren en una lista única bajo el nombre Junts pel Sí y con el candidato virtual Raül Romeva.
  • 21 de julio de 2015Unió anuncia que sale del Gobierno de la Generalitat por discrepancias con el plan soberanista de Artur Mas. ERC abre la puerta a entrar en el Gobierno catalán. La histórica coalición CiU (CDC y UCD) se resquebraja, mientras que las sinergias entre CDC y ERC se intensifican cada vez más.

Los independentistas ganan las elecciones y radicalizan su discurso

  • 27 de septiembre de 2015: Los independentistas Junts pel Sí (CDC y ERC) y la CUP alcanzan la mayoría absoluta en las elecciones catalanas. Ciudadanos se posiciona como líder de la oposición en el Parlament. El PSC es tercera fuerza y el PP se desploma hasta el quinto lugar. Catalunya sí que es Pot (la marca de Podemos en esos comicios) entra en el Parlament como cuarta fuerza. Mas considera que el triunfo de su coalición en las elecciones le da legitimidad para continuar con el “proceso independentista”.
  • 29 de septiembre de 2015: Dos días después de la celebración de las elecciones catalanas, el TSJC imputa a Artur Mas por la consulta del 9N y lo cita a declarar. También cita en la misma condición a la expresidenta Joana Ortega y la consejera Irene Rigau.

El Parlament comienza a hablar de proceso de "desconexión"

  • 9 de noviembre de 2015: En el primer aniversario de la consulta del 9N, el Parlament aprueba una resolución independentista para iniciar el proceso de “desconexión” del Estado. En ese punto, el abismo entre el Gobierno español y catalán es ya cada vez mayor. Artur Mas acusa al Estado de usar “fondos reservados” para frenar el soberanismo, mientras que el Gobierno anuncia que activa “todos los mecanismos legales” para frenar resoluciones independentistas.
  • 10 de enero de 2016: Tras duras negociaciones desde las elecciones de septiembre, la CUP se resiste a hacer presidente de la Generalitat a Artur Mas, que fracasa en su investidura, y finalmente, in extremis, facilita la de Carles Puigdemont, que promete como nuevo president “dejarse la piel por la independencia”. La CUP, como socio, le recuerda que tiene “18 meses para empezar el nuevo camino hacia un país libre”.

La corrupción, en el fondo del debate soberanista

  • Junio 2016: Asediado por los casos de corrupción (caso Pujol, caso de las ITV, cobro de comisiones ilegales por parte de CDC), el partido protagonista en la vida política catalana durante 40 años y que lideró Jordi Pujol y Artur Mas comienza su proceso de metamorfosis hacia un nuevo partido que nace con el “objetivo nuclear” de lograr un “estado catalán” dentro de la UE. La nueva CDC se llama, tras varios problemas con la inscripción del nombre, Partit Demócrata (PDeCAT).
  • 29 de septiembre de 2016: El presidente catalán, Carles Puigdemont, supera una moción de confianza en el Parlament sin que la CUP le garantice su apoyo a los presupuestos. Días después, Puigdemont asegura que está dispuesto a ir a la cárcel” por el referéndum de Cataluña y que espera convocar “elecciones constituyentes” antes de la Diada de 2017.

Abismo en las relaciones del Gobierno y el Govern

Puigdemont pone fecha al referéndum unilateral

Culminación del desafío al Estado y respuesta del Estado

El 1-O Cataluña se fractura, huelga general y el 3 habla el rey

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente