Enlaces accesibilidad
arriba Ir arriba

Pamplona se prepara para celebrar los sanfermines aplazados por la pandemia: vuelve el baile de la alpargata, los cánticos y la diversión a la capital navarra. La Federación de Peñas de Pamplona ha rendido este sábado un homenaje a las personas que hace sesenta años comenzaron con la tradición de los cánticos a San Fermín minutos antes de cada encierro. Cada día de los Sanfermines en los que hay encierro, del 7 al 14 de julio, cientos de corredores entonan en tres ocasiones, a las 7,55, las 7,57 y las 7,59 horas, el cántico en el que piden la protección del santo en la carrera ante los toros.

Natalia Ecay, propietaria del Bar La Antigua Farmacia, tiene 14 empleados y para Sanfermines tiene que reforzar la plantilla, algo que no está siendo fácil: "Necesito dos o cuatro más camareros. Otros años a estas alturas ya nos dejaban todos los currículums, este año no lo sabemos. Ya estamos con los nervios porque esto empieza ya".

Este lunes ha sido la Escalera de San Fermín, el último peldaño antes del chupinazo: "Si no encontramos los camareros, para barra, cocina, limpieza, pues quitaremos servicios, recortaremos horarios, a los autónomos nos tocará hacer más horas. Y dentro de casa que nos echen un cable. No es un problema solo en Pamplona, la reforma laboral no nos facilita nada. El corte de estos dos años lo ha complicalo más", ha explicado en 'La Hora de la 1'.