Enlaces accesibilidad

El Pacto de Toledo aprueba sus recomendaciones sobre pensiones, pese al veto de ERC-IU y BNG

       
  • Los minoritarios votan en contra porque no frena el retraso de la jubilación
  •    
  • IU señala que los cambios del Ejecutivo recortarán un 10% el sistema en 2030
  •    
  • El PP emite un voto particular contrario al retraso hasta 67 años

Por
El Pacto de Toledo aprueba en el Congreso sus recomendaciones para reformar las pensiones

Los grupos minoritarios en el Congreso (ERC, IU y BNG) han vetado las 19 recomendaciones de la comisión del Pacto de Toledo sobre la reforma del sistema de pensiones  -que se ha votado este miércoles en dicha comisión parlamentaria- porque consideran que son lo suficientemente abiertas como para que el Gobierno haga la reforma que desea sin incumplirlas.

El resultado de la votación en la comisión ha sido de 36 votos a favor y 2 en contra, con lo que el documento se debatirá en el pleno del Congreso el próximo 25 de enero, tres días antes de que el Ejecutivo revele su propia reforma en forma de proyecto de ley que, a su vez, también deberá debatirse y aprobarse en el Parlamento.

En ese documento, los partidos políticos no se pronuncian sobre la conveniencia o no de retrasar la edad de jubilación a los 67 años porque al no haber alcanzado ningún acuerdo, con lo que tampoco ratifican que se mantenga esa edad en los 65 años, tal y como habían solicitado ERC, IU y BNG.

Sí aparece en el informe la necesidad de ampliar más allá de los actuales 15 años el período de cálculo de la pensión, aunque no se especifica si deben utilizarse 20 o 25 años.

El diputado de IU, Gaspar Llamazares, ha denunciado que al Ejecutivo  ya no le importa lo que ocurra en el Parlamento, sino que "su prioridad"  son los mercados financieros internacionales, lo que convertirá en  "papel mojado" el texto que se apruebe este miércoles en comisión.

Llamazares  ha resaltado que detrás de las recomendaciones de la comisión están las  decisiones del Gobierno, "afiladas como cuchillos y preparadas para dar  el hachazo al sistema público de pensiones".

"Es el estilo Sarkozy"

El representante de IU denuncia los anuncios realizados por el Gobierno, desde el retraso de la edad de jubilación legal hasta los 67 años hasta la ampliación a 25 años del período utilizado para calcular la jubilación. Pero ha hecho especial hincapié en la filtración más reciente: que para poder cobrar la pensión completa se requiera cotizar 40 años.

"Eso es el estilo Sarkozy", ha advertido Llamazares, quien asegura que la combinación de esas medidas supondría "como mínimo" un recorte del 10% en el año 2030 en el sistema de pensiones español que, según el diputado de IU, "ya está muy por debajo de otros sistemas de pensiones europeos".

"Hoy daremos un  paso atrás como sociedad", ha indicado el diputado de IU. En su opinión, las recomendaciones de la comisión del Pacto de Toledo serán  "un acto fallido" que provocará que la sociedad acabe siendo más  desigual, ya que elevar la edad de jubilación legal a los 67 años  significará que haya "más parados mayores no recolocables y más  pensionistas pobres".

En una rueda de prensa, la diputada del BNG Olaia Fernández ha subrayado que las recomendaciones que se van a aprobar no suponen "ningún amparo" de los derechos de la ciudadanía, por lo que ha asegurado que su partido no participará en ninguna actuación que suponga un engaño a los ciudadanos.

Estas recomendaciones no impedirán "el recorte de derechos sociales"

Al margen de que esté de acuerdo con una mínima parte del documento de recomendaciones, el BNG considera que aprobar ese texto supone enviar un mensaje engañoso a los ciudadanos, puesto que no impedirá que el Gobierno "recorte derechos sociales" al reformar el sistema de pensiones.

Por su parte, el diputado de ERC Joan Tardá ha señalado que la correlación de fuerzas parlamentarias no permitirá frenar la reforma que quiere hacer el Ejecutivo, pero se ha mostrado esperanzado en que la movilización popular haga que "la batalla no esté perdida".

"Hoy volveremos a alzar la voz en el Parlamento", ha asegurado Tardá, aunque ha explicado que no será tanto para dirigirse a los parlamentarios como para concienciar a la ciudadanía de que las recomendaciones que saldrán de la comisión del Pacto de Toledo son "un traje a medida" para el Gobierno.

De esta forma, ha agregado, se podrá retrasar la edad de jubilación a los 67 años y ampliar el período de cálculo de la pensión a más de los actuales 15 años.

Voto particular del PP contra el retraso de la jubilación

Por su parte, el PP sí ha respaldado el documento de recomendaciones,  pero ha presentado un voto particular de "reafirmación" en su oposición  a la eventual ampliación de la edad de jubilación hasta los 67 años.

Durante el debate de la Comisión del Pacto de Toledo, el portavoz  del PP, Tomás Burgos, ha asegurado que se trata de un nuevo  llamamiento al Gobierno para que abandone la idea de adoptar esta  medida "ineficiente" e "injusta".

Según Burgos, el PP da el sí al documento, pero con el temor de que el  Gobierno no asuma sus recomendaciones e incluya el incremento de la  edad de jubilación hasta los 67 años en el proyecto de ley de reforma  de las pensiones que el Ejecutivo aprobará el 28 de enero.

"Es un texto que es de todos, que será de todos y todos lo  defenderemos. Vamos a apoyarlo", ha argumentado Burgos, antes de  avisar al Ejecutivo: "El Gobierno debe respetar y asumir el  documento. Le pedimos que rectifique".

Por otro lado, Burgos ha adoptado un tono más esperanzado a la  hora de señalar que la aprobación de las recomendaciones del Pacto de  Toledo es "un paso importante", en la medida en que "las reformas adecuadas,  sostenibles y seguras" que, a su juicio, requiere el sistema de  pensiones, "pueden encontrar acomodo en el documento".

Entre los principios que deberían regir estas reformas, Burgos ha  insistido en el deber de facilitar el empleo y la incorporación de  recursos al sistema, de hacerlo más equitativo y contributivo y de  velar por los beneficiarios de pensiones no contributivas, pero "con  cuidado" con el gasto, ya que "lo ineficiente no protege a nadie".

Además, ha defendido una vez más un sistema de pensiones con  "flexibilidad y con capacidad de elección", y que aporte más  información al ciudadano.

Por último, ha vuelto a criticar las "formas perturbadoras" y el  "procedimiento de vértigo" que ha imprimido el Gobierno a las  negociaciones en el seno del Pacto de Toledo por las presiones de los  mercados y que, según ha asegurado, "han estado a punto de echar por  tierra el acuerdo".

"No ha sido posible el acuerdo completo que  hubiese sido deseable", ha añadido Burgos.

Noticias

anterior siguiente
-->