Enlaces accesibilidad

La Audiencia Nacional investigará a Catalunya Banc por vender productos tóxicos

  • El juez Andreu había rechazado la querella presentada por Adicae
  • Muchos compraron preferentes y otros productos "guiados por los directores"

Por

La Audiencia Nacional ha ordenado al juez de este tribunal Fernando Andreu investigar a Catalunya Banc -la antigua Caixa Catalunya, que opera con la marca comercial CatalunyaCaixa- por la venta de "productos tóxicos" como swaps, preferentes, deuda subordinada y cláusulas suelo.

En un auto notificado este miércoles, la sección cuarta de este tribunal revoca la decisión tomada por Andreu de no admitir a trámite una querella interpuesta por la Asociación de Usuarios de Bancos, Cajas y Seguros (Adicae) contra el Consejo de Administración de la entidad por delitos de estafa y apropiación indebida.

Los magistrados consideran que la inadmisión de la querella "puede resultar prematura" ya que es "notorio" que un gran número de personas adquirieron esos productos "guiados o aconsejados por los comerciales o directores de las sucursales" y añaden que el juez debe investigar si la conducta de la entidad constituye delito.

Falta documentación

No obstante, el auto critica a Adicae por no haber aportado "ni la documentación necesaria donde se reflejan cada una de esas operaciones, ni la forma en que los usuarios han procedido a rellenarlas, ni la naturaleza y significado de cada uno de esos instrumentos financieros presuntamente falaces".

Por ello, requiere a la asociación para que aporte "los elementos necesarios imprescindibles para poder averiguar la realidad denunciada". A pesar de ello, la sala dice que "la trascendencia del hecho denunciado y la necesidad de su esclarecimiento obligan al tribunal a estimar el recurso, admitir la querella y acordar que se lleva a cabo la oportuna investigación sobre los hechos contenidos en la querella".

La denuncia fue presentada por Adicae en octubre de 2012, pero el magistrado la rechazó -por primera vez el pasado mes de abril y luego en junio, al resolver el recurso de reforma- al considerar que en el momento en que se comercializaron esos productos la entidad querellada "no existía como persona jurídica".

Imputada la cúpula de la entidad

Andreu, que también instruye el "caso Bankia", entendía asimismo que los actuales miembros del Consejo de Administración no tienen responsabilidad alguna "en el endoso y comercialización de los referidos productos".

El pasado 27 de septiembre, un juez de Barcelona imputó a petición de la Fiscalía Anticorrupción al expresidente de CatalunyaCaixa Narcís Serra, al exdirector general Adolf Todó y a otros 52 miembros de la antigua cúpula de la entidad por aprobar sobresueldos a altos cargos pese a su crítica situación económica.

Catalunya Banc acordó hace una semana con los sindicatos reducir la plantilla en más de 2.000 personas, una medida exigida por Bruselas como contraprestación por las ayudas públicas recibidas por la entidad y que allana el camino para su futura venta.

Noticias

anterior siguiente