Enlaces accesibilidad

arriba Ir arriba

El aborto ha quedado despenalizado y será legal en Ecuador después de una violación en todos los casos. Así lo ha decidido la Corte Constitucional del país. En concreto, esta dependencia judicial en Ecuador ha considerado inconstitucionales dos artículos del Código Penal que restringen el derecho a interrumpir el embarazo a solo dos supuestos: cuando la vida de la mujer está en peligro o cuando padece discapacidad mental.

Hoy en esta mirada al mundo que hacemos cada día nos ocupamos de la realidad que viven las mujeres en Ecuador. Un país en el que la interrupción voluntaria del embarazo está muy restringida y donde ni siquiera es legal abortar tras una violación. El debate para despenalizar este supuesto se ha quedado parado y ahora con la victoria del conservador Guillermo Lasso son muchas las dudas y miedos que tienen las organizaciones feministas para los próximos cuatro años que repasamos en este reportaje de Fátima González y Santiago Barnuevo.
 

Colombia es un de los pocos países de América Latina que cuenta con el respaldo de su tribunal constitucional para que el sistema de salud garantice la interrupción voluntaria del embarazo. Sin embargo, son cientos las mujeres que denuncian cada año trabas burocráticas y profesionales para abortar de forma segura. La corresponsal de RTVE em Bogotá, Beatriz Viaño, nos acerca la realidad que enfrentan las mujeres en Colombia.

El PSOE ha apoyado la iniciativa de Unidas Podemos para reformar la ley del aborto a pesar de criticarla inicialmente. En la propuesta, de once puntos, Unidas Podemos quiere, entre otras cosas, que en la ley del aborto se recoja la "explotación reproductiva" y la "violencia obstétrica".

Fuentes del Ejecutivo aseguran a RTVE que Pedro Sánchez y Pablo Iglesias tienen pendiente una conversación para encauzar la relación. Foto: EFE/J.J. Guillén

El Senado argentino ha ratificado la despenalización del aborto con 38 votos a favor, 29 en contra y una abstención. Con esta ley, Argentina se convierte en el cuarto país de América Latina donde el aborto es legal,a partir de ahora, será legal hacerlo hasta las 14 semanas de gestación. Hace dos años, la Cámara Alta lo tiró abajo. Ahora ha dado luz verde quizá porque, esta vez, la iniciativa legislativa ha venido de la mano del gobierno y porque se ha votado junto a otra ley, "el plan de los 1000 días": un paquete de medidas económicas de apoyo a las mujeres que optan por ser madre. Los políticos ya han llegado a un consenso, pero en la calle continúa la confrontación. Más allá de los muros del Senado argentino, dos colores, verde y celeste, y dos imágenes contrapuestas, la celebración de quienes pedían esta ley y el silencio de los antiabortistas.

Gala Díaz, Directora de Protección Social de CIPPEC, ha celebrado la legalización del aborto en Argentina, porque entre otras cosas, acaba con la desigualdad. "Quien se lo podía costear, accedía de forma privada. Esta ley reduce desigualdades".

Espera que sea un primer paso en la región y que impulse otros movimientos similares en los países vecinos. Sobre el debate en la sociedad de su país y la división de opiniones, asegura que saca algo positivo. "Hay una polarización, pero también esperanza porque el debate fue cordial y democrático y se respetaron las distintas posiciones".

Argentina ya es, junto a Cuba y a Uruguay, el tercer país latinoamericano con una ley de aborto de plazos y no de supuestos. Una excepción en la zona: el 90% de las latinoamericanas tienen prohibido abortar por ley y, sin embargo, Latinoamérica es la región del mundo en la que más abortos se practican. Países como El Salvador, Nicaragua u Honduras prohíben la práctica sin excepciones con fuertes penas de cárcel, incluso cuando la embarazada es una niña violada. Y aunque algunos países tienen leyes de supuestos, estos son muy extremos e, incluso cuando se dan, la mayoría de las mujeres tampoco pueden abortar porque se encuentran con que ningún médico accede a hacerlo por lo que tienen que recurrir al aborto clandestino. De hecho, se calcula que más de la mitad de los abortos que se practican en la región son clandestinos y que en torno a unas 10.000 mujeres mueren cada año en esos procesos.

Cecilia Nicolini, asesora del presidente Alberto Fernández, ha dicho que están viviendo este acontecimiento con mucha emoción. "Después de tantas décadas de lucha para las mujeres argentinas significa un gran avance para nosotras y todas las mujeres en la región, acceder a un aborto legal, seguro y gratuito", ha dicho.

Explica que era un compromiso del presidente del Gobierno, que la llevó al Congreso, y que es el resultado de la lucha en la calle.

La votación se prevé muy ajustada. Treinta y tres senadores votarán a favor, treinta y dos en contra, dos ausentes que habrían votado en contra y cinco indecisos que todavía no se han pronunciado públicamente. No se descarta un empate y que sea la presidenta de la Cámara y vicepresidente del país, Cristina Kirchner, sea la que incline la balanza con su voto de calidad. Informa Alejandra Martínez.