Enlaces accesibilidad

Monti dice que Italia, por su menor déficit, está "mejor situada que España"

  • "Europa no tiene ya razones para tener miedo de Italia", asevera
  • Monti se reunirá el viernes en París con el presidente francés
  • "El Ejecutivo puede caer mañana: no estamos para sobrevivir", señala

Por

El jefe del Gobierno italiano, Mario Monti, ha asegurado que Italia, por el nivel de su déficit, está "mejor situada que España", aunque ha reconocido que el nivel de la deuda del país transalpino es "históricamente más elevado". Monti ha declarado en una entrevista que publica este jueves el diario francés Le Figaro que "Europa no tiene ya razones para tener miedo de Italia" por el estado de sus cuentas públicas tras las reformas impulsadas.

Italia está mejor colocada que España en lo que afecta a su déficit

"Entre junio y julio las agencias (de calificación de deuda) lanzaron advertencias que abrieron la vía a los ataques de los mercados. Italia está sin embargo mejor colocada que España en lo que afecta a su déficit", ha explicado Monti. Y eso "a pesar de que su deuda es históricamente más elevada".

Monti volvió a comparar a su país con España al señalar que, a diferencia del país ibérico, "Italia no experimentó el boom immobiliario de España o el gran boom financiero de Irlanda, que acabaron por ser tan desastrosos".

"Las familias italianas tienen una tasa de ahorro real muy elevada, recurren poco al endeudamiento", defendió Monti al caracterizar la economía de su país, cuyo sector bancario "se mantuvo alejado de las operaciones financieras sofisticadas que afectaron al mundo anglosajón".

La deuda pública italiana, contenida

En relación con el endeudamiento público, Monti ha estimado que está "contenido" y ha dicho que los mercados "atacaron a Italia a mediados de 2011, más tarde que a otros países". Y eso, entre otros motivos, porque la mayoría en el poder (el Gobierno de Silvio Berlusconi) "puso en entredicho su política de austeridad presupuestaria después de unas elecciones regionales malas para ella, lo que desestabilizó a los mercados", según Monti.

El Gobierno de Berlusconi no quiso admitir la gravedad de la crisis

"El Gobierno precedente no quiso admitir la gravedad de la crisis y dejó de lado las políticas de liberalización que hubieran puesto remedio a esa carencia", ha apuntado Monti, que se reunirá el viernes en París con el presidente francés, Nicolas Sarkozy, y el miércoles de la semana que viene con la canciller alemana, Angela Merkel.

En relación con la situación en los países de la eurozona, el jefe del Gobierno italiano dio su análisis al diario francés: esos Estados "se concentraron en la unión monetaria y dejaron de lado la unión económica".

Además, estimó que "a menudo, los países del euro no han ido tan lejos como los que no adoptaron la moneda única, como el Reino Unido, Dinamarca y Suecia", en relación con la creación de un "auténtico mercado abierto, extendido a todos los sectores". "Si Europa recupera ese retraso, obtendrá beneficios de productividad considerables", ha asegurado Monti.

Sin miedo a Berlusconi

Preguntado sobre si Berlusconi podría hacer caer el Gobierno de tecnócratas que preside, Monti afirmó que no teme eso, pero admite que el Ejecutivo italiano "puede caer mañana. No estamos aquí para sobrevivir, sino para hacer un buen trabajo".

"No creo que uno u otro partido llegara a tomar tan a la ligera una decisión semejante (la de derribar al Gobierno) ante los electores", ha afirmado Monti, quien ha señalado además que recibe de Berlusconi "un apoyo considerable".

"Hay que comprender además su estado de ánimo: ganó tres elecciones democráticas, gobernó durante nueve años y aceptó el cambio sin que los electores le hubieran retirado la confianza ni dentro de su partido", ha agregado Monti.

Noticias

anterior siguiente