Enlaces accesibilidad

Copa del Rey 2014 | FC Barcelona 1 - Real Madrid 2

Bale se erige en héroe de una Copa apasionante para el Real Madrid

  • El galés releva al lesionado Cristiano Ronaldo con el gol decisivo de la Copa
  • El conjunto blanco levanta su 19º título copero, el primero con Ancelotti
  • Di María, el mejor del partido, Bartra para el Barça y Bale anotan los goles
  • Un balón al palo de Neymar en el minuto 89 pudo cambiar el partido
  • Así hemos contado el FC Barcelona 1 - Real Madrid 2 (por Felipe Fernández)

Por
El Madrid repite Copa en Valencia contra el Barça

Ficha técnica:
  
1 - Barcelona: Pinto, Dani Alves, Bartra (Alexis, m.85), Mascherano, Jordi Alba (Adriano, m.46), Sergio Busquets, Xavi, Neymar, Cesc (Pedro, m.60), Iniesta y Messi.
  
2 - Real Madrid: Casillas, Carvajal, Sergio Ramos, Pepe, Coentrao, Xavi Alonso, Di María (Illarramendi, m.85), Modric, Isco (Casemiro, m. 87), Bale y Benzema (Varane, m.89).
  
Goles: 0-1, m.11: Di María. 1-1, m.68: Bartra. 1-2, m.84: Bale.
  
Árbitro: Mateu Lahoz (colegio valenciano). Amonestó por el Barcelona a Neymar (m.16), Mascherano (m.53) y por el Real Madrid a Isco (m.2) y Pepe (m.16) y Xabi Alonso (m.87).
  
Incidencias: partido final de la Copa del Rey disputado en el campo de Mestalla ante 50.000 espectadores. Terreno de juego en buenas condiciones.

El Real Madrid es el campeón de la Copa del Rey 2014 después de vencer al FC Barcelona en la final por 1-2. El conjunto blanco rompe el empate histórico con los azulgrana en la séptima final disputada entre ambos, alzando su 19º trofeo.

Supone también el primer título de Carlo Ancelotti como entrenador blanco en la primera temporada al frente del banquillo madridista. Ahora encara una recta final de Liga con escasas opciones y una semifinal de Champions contra el 'coco' del torneo: el Bayern de Guardiola.

El Madrid no echó de menos a su máxima estrella, Cristiano Ronaldo, y supo sacar el partido adelante sin el artífice del triunfo en la final de 2011, en el mismo escenario y ante el mismo rival.

Más complicado tiene el calendario el Barça, que deberá centrar en la Liga todas sus esperanzas después de haber caído en Champions ante el Atlético de Madrid. Cuatro puntos les separan de los rojiblancos a falta de cinco jornadas.

A punto estuvo de acabar el partido en prórroga, como en 2011, si llega a entrar un tiro de Neymar. El palo se la devolvió a Casillas, que encajó su primer gol en la presente Copa en un cabezazo de Marc Bartra.

El central azulgrana dio emoción en la segunda parte a un partido que se puso de cara para el Madrid tras gol de Di María, pero Gareth Bale se encargó de hacer de héroe del Madrid en ausencia de Cristiano.

El Madrid golpea primero

El Madrid se fue ganando al descanso con un gol de Di María, el más activo de los merengues en los primeros 45 minutos. Y al Rey le dio tiempo a verlo, aunque su avión partió de Kuwait con algo de retraso.

La pizarra de Ancelotti funcionó casi a la perfección durante ese primer tiempo, gracias también a que su equipo se puso por delante a los pocos minutos. Lo intentó dos veces Bale con la jugada de robo y contragolpe, pero fue Di María el que se llevó el gato al agua.

También contribuyó grandemente Isco, el sustituto de Cristiano Ronaldo, robando un balón en el centro del campo y abriendo rápido a Benzema. El francés aguantó hasta la llegada de Di María, quien se abrió un poco a la izquierda y la cruzó al palo contrario, a pesar de la oposición de Jordi Alba y al guante de Pinto (minuto 10).

Di María inaugura el marcador de la final (0-1)

A partir de ahí, el Madrid se encerró atrás pero con más orden que en otros 'clásicos', impidiendo que el Barça jugara con fluidez y lograra enlazar ocasiones de toque.

Lo intentaban sobre todo con el genio de Iniesta, ya que Messi quiso competir con Cristiano Ronaldo hasta en las ausencias y se empeñó en no ser protagonista a pesar de estar sobre el césped.

Un cabezazo de Jordi Alba a las manos de Iker Casillas fue todo el bagaje ofensivo de los culés, empeñados en explotar el centro de Dani Alves desde la banda derecha.

El Madrid se defendió con mucho orden y todavía envió alguna contra para asustar al Barça, pero les faltó acierto a los atacantes merengues.

Bale, decisivo

La segunda parte empezó ya con problemas para el Barça, puesto que Martino se vio obligado a retirar a Jordi Alba por unas molestias en los isquiotibiales. Entró Adriano Correia en su lugar.

No cambió el guión respecto a los últimos minutos de la primera parte, pero se vio un Madrid algo más ordenado a la hora de defender. El Tata buscaba ataque y dio entrada a Pedro Rodríguez con media hora por delante. Dos cambios.

La velocidad del canario metió algo más en problemas al Madrid, pero al mismo tiempo abrió más los espacios entre la maltrecha defensa azulgrana y el contragolpe merengue.

Llegaron los mejores minutos del partido, más roto, en los que casualmente fue el Madrid el que pudo ampliar la ventaja. Hubo incluso un gol anulado a Bale y un tiro al palo de Benzema.

Pero fue Bartra, que también cuajó un gran partido, el que puso emoción a la Copa con un soberbio cabezazo en un saque de esquina. El canterano del Barça ganó la partida a Pepe y la puso lejos del alcance de Casillas (minuto 68).

Bartra empata de cabeza (1-1)

El Madrid lo pasó mal a partir de entonces, soportando la presión de un Barcelona que se vino arriba. Pero en una gran contra llegó la jugada que desequilibró el partido definitivamente.

Isco robó en el pico izquierdo de su área, combinó con Coentrao y este buscó la carrera de Bale. El galés se marchó con una velocidad endiablada de Bartra, que incluso intentó pararle con falta, pero el extremo se plantó delante de Pinto para batirle por bajo en el primer palo (minuto 84).

Bale firma un espectacular 2-1, la victoria del Madrid

Baile de cambios en los dos equipos: Alexis por Bartra para atacar a la desesperada el Barça; Di María e Isco se marcharon ovacionados por Illarramendi y Casemiro, para defender el Madrid. Luego se marcharía Benzema por Varane.

Pero en uno de los pocos errores del Madrid en defensa pudo cambiar el partido. Neymar, luchando contra molinos, se encontró un balón suelto en la frontal, pero ni así pudo batir a Casillas, porque el palo se alió con el meta del Madrid.

Casillas, el capitán, que levantó su segunda Copa del Rey en el mismo escenario que en 2011.

Deportes

anterior siguiente