Enlaces accesibilidad

Los trabajadores afectados por un ERE caen un 15,1% hasta junio, pero suben los despedidos

       
  • Un total de 199.569 trabajadores se vieron afectados por un ERE este 2013
  •    
  • Los afectados por despidos colectivos suben un 2,1%: 38.909 trabajadores
  •    
  • El resto sufrieron una suspensión de contrato o una reducción de jornada

Por

El número de trabajadores afectados por expedientes de regulación  de empleo (ERE) bajó un 15,1% en el primer semestre de 2013 respecto al mismo periodo de 2012. En concreto, un total de 199.569 trabajadores se vieron afectados  por un ERE entre enero y junio, de los que 38.909 fueron despedidos, un 2,1% más. Así lo muestran los datos  provisionales publicados por el Ministerio de Empleo y Seguridad Social.

Frente a los 235.161 trabajadores que estuvieron implicados en una regulación de  empleo durante el mismo periodo de 2012, en 2013 los ERE autorizados por las autoridades laborales o  comunicados a las mismas afectaron a 199.569.

De ellos, los afectados por despidos  colectivos se incrementaron hasta junio un 2,1%, hasta sumar 38.909  trabajadores, dato que contrasta con los descensos de los trabajadores inmersos en suspensiones de contrato (116.780 personas) y  reducciones de jornada (43.880 afectados).

Los procedimientos de regulación de empleo autorizados/comunicados  descendieron un 13,3% en comparación con el mismo periodo de 2012,  hasta sumar 15.542, frente a los 17.927 de un año  antes. Las empresas afectadas, por su parte, sumaron 12.419, un 18,9%  menos. Del total de procedimientos, 14.532 contaban con acuerdo entre las  partes y 1.010 se efectuaron sin acuerdo.

Las causas económicas, principal motivo

La mayor parte de los trabajadores afectados por un ERE en el primer  semestre (124.585) se vieron  envueltos en un procedimiento por causas  económicas. Dentro de este apartado, los procesos en los que las empresas  alegaron pérdidas actuales afectaron a 57.528 trabajadores (18.013 fueron despidos), mientras  que la disminución del nivel de ingresos o de las ventas afectó a  36.376 empleados (8.083 perdieron su empleo). La previsión de pérdidas utilizada por las empresas para  justificar un ERE afectó a 3.007 trabajadores, de los que 1.035 fueron despedidos.

Más de 8.000 personas fueron despedidas por haber caído los ingresos o las ventas

Otros 91 personas se han visto inmersos en este procedimiento de enero a junio por alegar la administración pública  en la que trabajan o trabajaban "insuficiencia presupuestaria": 40 fueron despedidos, 22 sufrieron reducciones de jornada  y a 29 se les suspendió el contrato de trabajo.

Por otro lado, los trabajadores afectados por ERE de causas  técnicas sumaron 5.013 hasta junio, los afectados por causas  organizativas totalizaron 13.448, los de producción ascendieron a  55.202 y los de fuerza mayor, 1.321.

De los casi 200.000 trabajadores afectados por un ERE hasta junio, 23.874 trabajadores estaban en empresas de uno a nueve empleados; 30.602 forman parte de plantillas de entre 10 y 24 trabajadores; 23.701 son de empresas de 25 a 49 trabajadores; 49.574 proceden de empresas de 50 a 249 empleados.

En las empresas de entre 1.000 y 4.999 trajabadores, 24.515 empleados sufrieron un ERE. Y en las de más de 5.000 trabajadores en plantilla, los ERE del primer semestre afectaron a 20.197 personas.

Datos del segundo trimestre

En el segundo trimestre de 2013, el número de trabajadores afectados por un ERE cayó un 31,5%: de los 126.873 del año anterior a los 86.817 de este 2013. Todas estas cifras (las de ambos trimestres) ya recogen el impacto de la reforma laboral, que entró en vigor a mediados de febrero de 2012.

Los afectados por un ERE caen un 31%, pero suben los afectados por un despido colectivo

Sin embargo, y como ocurre en los datos semestrales, el número de personas afectadas por un despido colectivo aumentó. En concreto, entre abril y junio de este año 19.292 personas perdieron su empleo de esta forma (frente a las 18.188 de 2012).

Los empleados que sufrieron una suspensión de contrato fueron casi la mitad, 46.013 trabajadores frente a los 80.064 del mismo periodo del año anterior. También se redujeron los que vieron reducida su jornada: fueron 7.100 menos (21.512 en total).

En el primer trimestre del año un total de 112.752 trabajadores sufrieron un ERE, en contraste con los 108.288  trabajadores que estuvieron implicados en una regulación de empleo  durante el mismo periodo de 2012, según el Boletín de Estadísticas  Laborales del Ministerio de Empleo.

Industria y servicios, los sectores más afectados

Por sectores, del total de trabajadores afectados 1.221 fueron del agrario, el 40,1% menos; 92.439 de la industria, que bajaron un 24,5%; 19.571 de la construcción, que se redujeron el 25,39% y 86.338 en los servicios, único en el que la cifra aumentó, un 2,4%. 

Por comunidades autónomas, las que registraron un mayor número de  trabajadores inmersos en regulaciones de empleo hasta junio fueron  Madrid (28.172), País Vasco (26.513) y Comunidad Valenciana (21.925),  mientras que La Rioja (1.760 afectados), Baleares (2.003) y Murcia  (2.405) fueron las que tuvieron a menos trabajadores inmersos en un  ERE.

Empleo precisa que los datos publicados no incluyen la información  de los procedimientos comunicados por las empresas a la autoridad  laboral de Cataluña entre enero y abril, al no haberse recibido la  información a tiempo, y que las cifras correspondientes a dicha  comunidad corresponden a los procedimientos comunicados por las  empresas a la Dirección General de Empleo.

Noticias

anterior siguiente