Enlaces accesibilidad

Corea del Norte

Trump cumple con su promesa a Kim Jong-un y suspende las próximas maniobras militares con Seúl

  • Washington y Seúl suspenden los ejercicios de agosto en la Península
  • Trump prometió modificar el armisticio coreano a cambio de la desnuclearización

Por
Donald Trump y Kim Jong-un pasean por Singapur
Donald Trump y Kim Jong-un pasean por Singapur. REUTERS / Jonathan Ernst

Fiel a su sugerencia tras la histórica cumbre con Kim Jong-un en Singapur, la Administración Trump ha anunciado que Washington y Seúl han suspendido una serie de ejercicios militares defensivos en la Península de Corea previstos para agosto, poniendo así fin a los "juegos de guerra", como los calificó el propio Trump hace apenas una semana. Sin embargo,

Precisamente, el dirigente norcoreano ha iniciado este martes una visita de dos días a Pekín -su tercera visita desde marzo-, para reunirse con su aliado, el presidente chino, Xi Jinping, y dar cuenta de la reunión con Trump, según la televisión estatal china. 

El Ministerio de Defensa surcoreano y el Pentágono han anunciado que los dos países han paralizado "todas las actividades de los ejercicios de la Guardia de la Libertad previstos para agosto". Además, está previsto que esta semana los Secretarios de Defensa de ambos países mantengan una reunión con el consejero de Seguridad Nacional de Trump.

Sin embargo, "no se han tomado decisiones sobre los siguienes juegos de guerra", según ha anunciado la portavoz del Pentágono, Dana White mientras que Seúl espera recibir "signos" de que Pyongyang cumple los acuerdos.

Cumbre histórica entre Trump y Kim Jong-un

Cumbre histórica entre Trump y Kim Jong-un

anterior siguiente
17 Fotos 1 / 17 ver a toda pantalla
  • Trump y Kim se acercan a los periodistas al término del almuerzo que ha puesto fin a la cumbre.

    Trump y Kim al término de la cumbre

    Trump y Kim se acercan a los periodistas al término del almuerzo que ha puesto fin a la cumbre. 

  • Histórico apretón de manos entre Trump y Kim

    El presidente estadounidense y el líder norcoreano han escenificado su encuentro con un apretón de manos al comienzo de la cumbre en Singapur. 

Desconcierto en Washington por la motivación económica

En su discurso en Singapur el 12 de junio, Trump aludió al "tremendo coste" de los ejercicios para argumentar su intención de suspender los ensayos militares, pero lo cierto es que los datos de maniobras de otros años consultados por Reuters desmienten la tesis del presidente: costaron decenas de miles de dólares de un presupuesto que este año roza los 700.000 millones de dólares (más de 602.000 millones de euros al cambio actual).

El pasado año, 17.500 soldados americanos y más de 50.000 surcoreanos participaron en los ejercicios de la Guardia de la Libertad, aunque el ensayo se centra habitualmente en simulaciones informáticas, más que ejercicios con munición real. La decisión de paralizar los ensayos militares desconcertó a buena parte de los Secretarios de Estado de Trump, al conocerla por sorpresa durante la rueda de prensa del presidente posterior a su encuentro privado con Kim Jong-un y que muchos califican de "ilógica".

Con todo, la razón más lógica detrás de la decisión sería la antipatía de Pyongyang hacia las maniobras, ya que las percibe como una amenaza bélica hacia su país. Así, esta concesión habría servido para mantener el buen clima que prosperó a raíz del histórico encuentro en Singapur, el primero entre un presidente estadounidense y un norcoreano en la historia.

Modificar el armisticio a cambio de la desnuclearización

Si los detalles del acuerdo de paz "que cambiará el mundo" firmado por Trump y Kim en Singapur apenas concretaba medidas específicas, este lunes, el secretario de Estado estadounidense, Mike Pompeo, adelantaba que el estadounidense se comprometió a "alterar el acuerdo de armisticio" que puso fin a la Guerra en Corea (aunque técnicamente aún está activa) a cambio de la desnuclearización de Pyongyang.

Este punto del pacto promete proporcionar "las garantías de seguridad que el presidente Kim necesita" a cambio de "modificar el acuerdo de armisticio", ha dicho Pompeo durante un acto en Michigan. Kim "dejó muy claro su compromiso de desnuclearizar por completo su país. Eso es todo. No son solo los sistemas de arma. Es todo", ha agregado el oficial.

No obstante, Pompeo ha admitido que todavía hay que "desarrollar todas las cosas que subyacen a los compromisos que se hicieron ese día en Singapur". En este sentido, la portavoz de la Casa Blanca, Sarah Sanders ha explicado que Trump está "finalizando los detalles del proceso". 

En la reunión, de gran expectación, destacaron los gestos simbólicos más que los hechos, puesto que no se especificaron las medidas concretas para fijar la prometida desnuclearización norcoreana. De hecho, muchos analistas coinciden en que fue Kim Jong-un el que más ganó con la cumbre porque no se comprometió a nada que no hubiera negociado antes con Seúl y tuvo la oportunidad de reafirmar su liderazgo internacional en su país al encontrarse con Trump bajo las mismas condiciones de igualdad diplomática.

Corea del Norte y Estados Unidos, una reunión histórica para poner fin a un odio histórico

Noticias

anterior siguiente