Enlaces accesibilidad

El Banco Santander gana 1.205 millones de euros hasta marzo, el 26% menos

  • Gana menos en casi todos los mercados pese a reducir sus dotaciones
  • Latinoamérica aporta al grupo el 51% de su beneficio
  • La tasa de morosidad del grupo Santander se sitúa en el 4,76%

Por
El presidente del Santander, Emilio Botín
El presidente del Santander, Emilio Botín, en una foto de archivo. EFE EFE/Lukasz Giza

El Banco Santander ha obtenido un beneficio neto de 1.205 millones de euros en el primer trimestre de 2013, el 26% menos que en idéntico periodo del año pasado, debido, entre otros factores, a la crisis económica, que hizo caer los ingresos el 9%, y a los bajos tipos de interés.

La entidad explica que en este periodo ha realizado una dotación a provisiones de 2.919 millones, la más baja de los cinco últimos trimestres, y añade que el resultado trimestral triplica al obtenido en el cuarto trimestre de 2012.

La diversificación geográfica ha seguido favoreciendo al grupo una vez más, al aportar Latinoamérica el 51% al conjunto pese a que su beneficio neto empeora el 10%, sobre todo por la caída de resultados en Brasil (22,3%); así como en Chile (21%) y México (18%).

Europa Continental aporta, por su parte, el 25% al resultado global; área en la que España significa el 11%, con un beneficio neto de 207 millones (2,5% más); Portugal, 21 millones (-34,3%) y Polonia, 70 millones (-3,1%).

Reino Unido gana 224 millones de euros, (-23%) y Estados Unidos, 233 millones de euros (2,4% más) áreas que aportaron el 12% cada una a las cuentas conjuntas del Grupo.

Al cierre del primer trimestre de este año, los créditos netos del Grupo Santander cayeron el 3%, hasta 723.814 millones de euros, y los depósitos subieron el 6% en comparación interanual, hasta los 653.228 millones, explica la entidad.

Continúa el crecimiento en depósitos en España

En España, el grupo siguió registrando un fuerte crecimiento en depósitos, que ya superan a los créditos en más de 31.155 millones de euros, debido al "desapalancamiento de la economía española y al crecimiento de los depósitos del Santander, pese a que en el conjunto del mercado descienden".

En España, la entidad cierra el primer trimestre con 197.464 millones de euros en depósitos (el 13% más) y 176.462 millones en créditos, con una caída del 3%  en el crédito bruto.

La tasa de morosidad del Grupo empeoró en 0,22 puntos entre enero y marzo de 2013 y alcanzó el 4,76%, un ratio que en España creció tres décimas y se situó en el 4,1%, aunque no incluye la mora de las actividades inmobiliarias, que asciende al 56,3%.

El Santander aligera sus activos en actividades inmobiliarias en España un 47%

El volumen total de los activos de las actividades inmobiliarias en España asciende a 11.936 millones de euros, netos de provisiones, lo que supone un 47% menos que hace un año tras la venta de 4.500 unidades en estos tres meses y unas adjudicaciones por importe de 3.656 millones.

Los resultados del primer trimestre de 2013 "muestran una tendencia positiva con respecto al trimestre anterior en casi todas las líneas y representan ya el 53% del beneficio generado en todo 2012", dice la nota.

Según la entidad, los ingresos alcanzaron los 10.290 millones, el 9% menos que hace un año, aunque fueron prácticamente iguales a los logrados en el último trimestre del año pasado.

Esta caída tiene mucho que ver con "la desaceleración de las principales economías, el descenso de los tipos de interés (que están en mínimos históricos en euros y en reales de Brasil, libras y dólares), así como al hecho de que el grupo "ha dado preferencia a mantener altas posiciones de liquidez".

Cerrarán 250 oficinas antes de fin de año

Por otra parte, el consejero delegado de Banco Santander, Alfredo Sáenz, ha avanzado que el proceso de cierre de oficinas como consecuencia de la absorción de Banesto comenzará antes del verano y que este año se cerrarán unas 250 oficinas, y que el grueso de los cierres hasta el objetivo de 700 sucursales se producirá en 2014.

La integración se hará en dos años y no en tres, como estaba previsto

"En cualquier caso, la integración se hará en dos años y no en tres, como estaba previsto", ha confirmado el número dos de la entidad financiera. 

Por ello, ha advertido de que los costes de reestructuración este año y el próximo "serán más altos" y por tanto las sinergias no superarán los costes de reestructuración estos dos años.

Sáenz sí ha asegurado que las sinergias, calculadas en unos 520 millones de euros, "serán las dichas" y no hay novedad, aunque sí podrían ser algo más elevadas de lo previsto.

Noticias

anterior siguiente