Enlaces accesibilidad

Amills, portavoz de la madre de las niñas de Tenerife: "Esperamos que encuentren a Tomás y confirmar que no huyó"

 Noticia   La hora de la 1  

  • El portavoz de la familia, Joaquín Amills, asegura que no encontrar a Gimeno "sería otra losa encima de Beatriz"
  • "No podemos caer en el intento de decir que se volvió loco, quería hacer el mayor daño posible", añade
  • El también presidente de SOS Desaparecidos, ha participado en el programa de "La Hora de la 1"

Por
Amills, portavoz de la madre de las niñas de Tenerife: "Esperamos que encuentren a Tomás y confirmar que no huyó"

"Estamos esperando que encuentren a Anna y que encuentren a Tomás, porque si no lo encuentran siempre estaría la duda de si el tipo fue cobarde y huyó o falleció. Sería otra losa encima de Beatriz y de todo su entorno”. Es el mensaje que ha querido transmitir el portavoz de la familia de las niñas de Tenerife, Joaquín Amills, en 'La Hora de La 1' tras conocer el asesinato de una de ellas tras más de cuarenta días de búsqueda.

El mayor daño posible

Quería hacer el mayor daño a Beatriz y de la forma más cobarde

Todos se habían mantenido esperanzados en encontrar a las menores con vida hasta el último momento. "No era una hipótesis de positivismo, sino que pensábamos que el padre las estaría cuidando", ha dicho. Con la confirmación de que Tomás Gimeno estaba ejerciendo una de los peores tipos de violencia machista sobre Beatriz, la violencia vicaria, Amills ha querido comentar que "lo había planeado todo, pero no en el sentido que nosotros lo habíamos pensado de cuidar y amar a sus hijas, sino de hacer el mayor daño a Beatriz y de la forma más cobarde que era haciendo desaparecer a las niñas".

Duelo congelado

El también presidente de la Asociación SOS Desaparecidos, y que ha vivido esa circunstancia en primera persona, asegura que Gimeno buscaba que ella "se pasara la vida buscándolas", pero que no contaba con los trabajos de los equipos de investigación. Su intención era, añade, que "el futuro de Beatriz fuera el de las más de 5.000 familias que tienen un familiar desaparecido. Un duelo congelado".

No podemos caer en el intento de decir que él se volvió loco

De Tomás Gimeno ha considerado que para llegar a este punto "hay que tener una mente maquiavélica, cobarde, egocentrista, inmaduro, infantil". Pero, puntualiza, no enferma: "No podemos caer en el intento de decir que él se volvió loco porque no es así. Es una persona narcisista que pensaba que o Beatriz era suya o no era de nadie y que el único que tenía libre albedrío era él".

Por todo ello, el deseo de la madre de las menores, es retirar el apellido del padre a las niñas, porque, argumenta Amills: "Ella interpreta que un sujeto de esta calaña tiene que borrarse cualquier registro suyo y ellas no merecen llevar el apellido de una persona tan malvada". Por último, el que ha sido portavoz de la familia estas seis semanas, ha querido reconocer una vez más la entereza y la fuerza de la progenitora: “Ha demostrado no tener odio, solo tener generosidad y gratitud. Esa es la Beatriz que he visto todos los días. Ella es la que nos ha dado esperanza a todos”.

Noticias

anterior siguiente