Enlaces accesibilidad

El Gobierno augura que España seguirá creciendo a un menor ritmo y rebaja dos décimas su previsión para 2020, al 1,6 %

  • El Ejecutivo recalca que este cuadro macro ha sido elaborado desde la "prudencia, la realidad y la responsabilidad"
  • La previsión contempla una desaceleración del crecimiento de la economía, que empezaría a repuntar en 2022

Por
Rueda de prensa del Consejo de Ministros
La vicepresidenta tercera y ministra de Asuntos Económicos y Transformación Digital, Nadia Calviño  junto con la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, tras el Consejo de Ministros EFE Juan Carlos Hidalgo

El Gobierno rebaja al 1,6% su estimación de crecimiento para este año, desde el 1,8% anterior, y eleva la tasa de paro hasta el 13,6%, más de un punto por encima de la previsión anterior, de acuerdo con el nuevo cuadro macroeconómico que acompañará los Presupuestos Generales del Estado (PGE) de 2020 que el Ejecutivo quiere tener aprobados para el verano.

De esta forma el Ejecutivo prevé que España siga creciendo, aunque a un menor ritmo. Si en 2019 España lo hizo un 2 %, su menor alza en cinco años, en 2020 se situaría en el 1,6%, 2021 lo haría en un 1,5%, en 2022 crecería un 1,6% y finalmente en el 2023 un 1,7%. Son unas cifras que según Nadia Calviño, vicepresidenta tercera y ministra de Asuntos Económicos y Transformación Digital, se sitúan "absolutamente en línea" con las previsiones de los organismos y analistas nacionales e internacionales.

Durante su intervención Calviño ha recalcado que este cuadro macro para los próximos años trata de compaginar el crecimiento inclusivo y la sostenibilidad de las cuentas públicas desde los principios de "prudencia, responsabilidad y realismo".

Un paro del 13,6% en 2020

Asimismo, la proyección del gabinete de Pedro Sánchez para la tasa de paro se sitúa en el 12,3% en el año 2023, para caer al 13,0% en 2021, y hasta el 12,6% en el año 2022 y en 2023 cerraría en el 12,3%.

De acuerdo con el desglose del cuadro macroeconómico, el consumo privado crecerá este año un 1,5%, más o menos la misma tasa hasta el 2023 (un 14% en 2021 y un 1,3% los dos años siguientes), mientras que el consumo público aumentará un 2% y se reducirá hasta el 1,6% en 2023.

Por su parte, las exportaciones crecerán un 2,7% este año, pero se irán acelerando al 2,9% en 2021 y por encima del 3% tanto en 2022 como en 2023; al tiempo que las importaciones repuntarán un 2,6% en 2020 y también se acelerarán hasta el 2,9% al año siguiente y por encima del 3% en los dos ejercicios posteriores.

Crecimiento más robusto y equilibrado

La vicepresidenta tercera y ministra de Asuntos Económicos y Transformación Digital ha asegurado que España seguirá creciendo por encima de la media de la Unión Europea en los próximos años. El nuevo cuadro macroeconómico lo presenta junto a la fijación del déficit y el techo de gasto con el que se lanza el proceso de elaboración de los Presupuestos para 2020.

Calviño ha resaltado que el crecimiento de España es ahora "más robusto y más equilibrado" que en anteriores fases expansivas y, en este sentido, apuntó que tanto la demanda interna como la externa están contribuyendo positivamente al crecimiento del PIB, por lo que los fundamentos de la economía española "son ahora más sólidos que en el pasado", con un superávit de la balanza por cuenta corriente y una mejora de las exportaciones pese a unos mercados internacionales cada vez más competitivos.

Noticias

anterior siguiente