Enlaces accesibilidad

Figueruelas llevará a cabo cuatro días de huelga ante los recortes previstos por Magna

  • Los paros tendrán lugar los días 28 y 30 de octubre y 3 y 5 de noviembre
  • La huelga se ha convocato con el fin de que Magna modifique sus planes
  • El plan industrial de la empresa incluye 1.332 despidos en la planta zaragozana

Por

La plantilla de General Motors en Figueruelas llevará a cabo cuatro días de huelga como medida de presión para que Magna modifique el plan industrial que plantea para la factoría zaragozana, que incluye 1.332 despidos.

La huelga se desarrollará durante el 28 y 30 de octubre y el 3 y 5 de noviembre.

Según ha informado este martes el sindicato CCOO, el comité ha convocado los paros, que afectarán a los tres turnos, ante los recortes previstos en el plan industrial que presentó la empresa austríaco-canadiense Magna.

José Juan Arceiz, presidente del comité de empresa, espera que el seguimiento sea "masivo" por parte de los 7.500 empleados de la factoría.

Arzéiz ha declarado que los motivos de los motivos de la huelga son "decir a Magna y a General Motors que tienen que cambiar el plan industrial sobre Figueruelas, porque con éste no habrá ningún sindicato que se siente a negociar un plan de ahorro".

Sobre la petición del Gobierno de Aragón de que retrasaran la huelga para poder seguir mediando con Magna, la secretaria del comité, Ana Sánchez, ha manifestado que "no se podían esperar otros cinco días para convocar y otros cinco mas para hacer la huelga y, sobre todo, si no tenemos ninguna pista que nos diga que habrá posibilidades de negociación".

"La huelga está planteada, los trabajadores están detrás y querían respuesta de cierta contundencia porque las negociaciones están bloqueadas", ha puntualizado.

Última oferta

La última oferta de Magna, que el comité de empresa conoció el pasado viernes del Gobierno de Aragón y del Ministerio de Industria, garantiza inversiones, que no especifica; que los despidos se harán con medidas socialmente responsables, aunque no los cuantifica, y que se mantendrán las dos líneas de producción, con una capacidad de 478.000 vehículos.

Además fija el reparto de producción entre la planta zaragozana y la factoría alemana de Eisenach.

Así, Figueruelas tendría como mínimo el 70% de la producción entre 2010 y 2013, y del 72% a partir de 2013, con la nueva generación del Corsa, mientras que Eisenach produciría un máximo del 30% en el primer periodo y el 28% a partir de 2013.

El presidente del comité de empresa ha asegurado que "se ven avances a largo plazo pero el corto plazo se queda muy en el aire".

Juan José Arceiz cree necesario que se puntualice "a fondo lo que va a pasar con la matriz de estampación y las dos líneas de ensamblaje y, sobre todo, que aclaren a qué se refieren con que los despidos se harán de forma socialmente responsable".

Noticias

anterior siguiente