Enlaces accesibilidad

Bruselas rebaja a la mitad su proyección de crecimiento para Alemania este año

  • La locomotora europea avanzará un 0,5% este año, menos de la mitad del 1,1% que la CE calculó hace tres meses
  • El Ejecutivo comunitario calcula que la expansión del PIB de la zona euro sea del 1,2% este año, una décima menos

Por
Imagen de unos trabajadores en una fábrica de Alemania
Imagen de unos trabajadores en una fábrica de Alemania. Fabrizio Bensch/File Photo

Bruselas ha recortado bruscamente la previsión de crecimiento en Alemania para este año. El Ejecutivo comunitario estima que su PIB avanzará un 0,5%, menos de la mitad del 1,1% que calculó hace solo tres meses. De esta forma la locomotora europea se colocaría este año en el furgón de cola de la Unión Europea y su economía sería la que menos crecería tras Italia, país al que le ha rebajado su previsión una décima, hasta el 0,1%. España, por su parte, crecerá un 2,1%, y Francia, un 1,3%.

En parte por eso, la Comisión Europea también ha rebajado en una décima lo que ha calculado que se expandirá la economía de la zona euro (1,2%) y de la UE (1,4%). Para 2020, según la previsión de primavera que ha publicado este martes, Bruselas espera un mayor aumento del Producto Interior Bruto, si bien también ha revisado una décima a la baja la estimación para los diecinueve países que comparten la moneda única (al 1,5%) y para los Veintiocho, al 1,6%.

El Ejecutivo comunitario ha achacado estas cifras a la ralentización global y a la incertidumbre creada por las tensiones comerciales, pero a estos dos factores también ha añadido la "continuada debilidad" del sector manufacturero, "especialmente en aquellos países que se enfrentan a problemas específicos en la industria automovilística", un hecho que afecta especialmente a Alemania, cuyo gobierno rebajó recientemente a la mitad su previsión de crecimiento para este año también al 0,5%.

El comportamiento alemán contrasta con el de España, que será la que más crezca (un 2,1%) de entre las grandes economías de la eurozona, seguida de Francia (1,3%). Italia, sin embargo, continúa en una situación de estancamiento con un crecimiento esperado para este año del 0,1%.

No obstante, estas cifras son inferiores a las que Bruselas calcula para la mayoría de países de la UE. Hasta 16 Estados miembros crecerán más que las mejor de las grandes economías de la zona (que es España). Es el caso de Malta, con un crecimiento esperado del PIB en 2019 del 5,5%, pero también de Polonia (4,2%), Eslovaquia e Irlanda (3,8%), Hungría (3,7%) y Rumanía y Bulgaria (3,3%).

Un Brexit caótico y las tensiones comerciales, entre los riesgos

"El crecimiento sigue siendo positivo en todos nuestros Estados miembros y seguimos viendo buenas noticias en el frente del empleo, incluido el crecimiento de los salarios. Esto significa que la economía europea está aguantando frente a unas circunstancias globales menos favorables y a una persistente incertidumbre", ha defendido el comisario de Asuntos Económicos y Monetarios, Pierre Moscovici.

El Ejecutivo comunitario, en cualquier caso, ha advertido de que los riesgos a la baja siguen siendo importantes y entre ellos ha citado las políticas proteccionistas en todo el mundo, el menor crecimiento del PIB mundial y la ralentización del comercio, que pueden ser "más persistentes de lo esperado" especialmente "si el crecimiento de China decepciona".

En el aspecto doméstico, los riesgos incluyen la posibilidad de un Brexit caótico, el hecho de que los problemas de la industria europea se puedan alargar más de lo esperado, un aumento de la incertidumbre política y la adopción de políticas que puedan reducir la inversión privada.

Noticias

anterior siguiente