Enlaces accesibilidad

Túnez deja en libertad a las tres activistas de Femen condenadas por "libertinaje"

  • El Tribunal ratifica la sentencia pero determina que no cumplan la condena
  • Pocas horas antes habían mostrado su "arrepentimiento" ante el juez
  • Las tres europeas fueron condenadas por "libertinaje" y "atentar contra el pudor"

Por
La francesa Marguerite Stern, una de las activistas de Femen liberadas este jueves en Túnez, levanta el puño tras ser puesta en libertad
La francesa Marguerite Stern, una de las activistas de Femen liberadas este jueves en Túnez, levanta el puño tras ser puesta en libertad REUTERS REUTERS/Zoubeir Souissi

El tribunal de apelación de Túnez ha decido dejar en libertad a las tres activistas europeas de la organización feminista Femen, detenidas durante una acción de protesta en Túnez el pasado 29 de mayo, según ha informado su abogado, Suhaib Bahri.

El propio abogado ha asegurado que el juez del Tribunal de Apelación que revisaba la condena ha ratificado la sentencia de cuatro meses y un día por "libertinaje" y "atentado contra el pudor y las buenas costumbres", aunque ha determinado el no cumplimiento de la condena.

Las francesas Pauline Hillier y Marguerite Stern, de 27 y 23 años, y la alemana, Josephine Markmann de 19 años, fueron detenidas tras mostrar sus pechos en protesta por la detención el 19 de mayo de la feminista tunecina conocida como Amina Tyler, que todavía se encuentra en prisión preventiva a la espera de un veredicto.

Bahri ha agregado que se había dirigido a la cárcel donde se encuentran las acusadas desde el pasado 12 de junio cuando se ordenó su ingreso en prisión.

"Demasiado pronto para detenerse"

"¡Sí! Hemos ganado! ¡La decisión ilegal de la justicia tunecina está anulada. Las activistas FEMEN Marguerite, Pauline y Josephine están al fin libres! Nuestra determinación ha hecho reflexionar a los islamistas, nuestros senos han sido más fuertes que sus piedras", afirma el grupo en su página digital.

"Es demasiado pronto para detenerse porque nuestra activista tunecina Amina está todavía en prisión. Y sólo nuestra presión sobre las autoridades tunecinas podrá liberarla", añaden las activistas.

Amina está acusada de atentado contra el pudor y las buenas costumbres y por profanar el espacio sagrado de un cementerio de la ciudad de Qairawán, en uno de cuyos muros pintó el nombre de la asociación Femen.

Liberadas por su "arrepentimiento"

La decisión del tribunal de apelación se produce horas después de que las activistas pidieran disculpas públicas ante el juez "por si su acción conmocionó a los tunecinos", según ha indicado con anterioridad el letrado.

El abogado de la defensa había explicado que la presentación de excusas fue necesaria "para intentar influir y cambiar la visión del juez".

Como parte de su su disculpa, las tres activistas han asegurado ante el juez que no eran conscientes de que su acción podría conmocionar tanto a los tunecinos, mostraron su "arrepentimiento" y prometieron no volver a realizar actos que pudieran "afectar a la moral".

Durante su acción de protesta, llevada a cabo frente al Palacio de Justicia de Túnez capital a finales de mayo, las tres activistas mostraron su solidaridad con Amina dejando ver sus pechos y sosteniendo varios carteles en los que criticaban la conservadora moral tunecina.

Noticias

anterior siguiente