Enlaces accesibilidad

Barroso propone desbloquear "más rápido" la ayuda para Grecia

  • Barroso plantea que se adelanten 1.000 millones y lo propondrá este jueves
  • El presidente de la Comisión plantea usar los fondos de cohesión para Atenas
  • Además de la consolidación fiscal, insta a impulsar el crecimiento y el empleo

Ver también: Especial sobre la crisis de deuda pública

Enlaces relacionados

Por
Durao Barroso propone que se adelanten ya a Grecia 1.000 millones de euros

El presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso, ha propuesto desbloquear fondos del presupuesto de la UE "más rápido que lo previsto" en favor de Grecia para ayudar al país en crisis a relanzar su economía y luchar contra el paro.

Esta ayuda complementaría los préstamos internacionales que ya ha recibido Atenas por parte de los Estados miembros y el Fondo Monetario Internacional con el objetivo de permitir a Grecia hacer frente a sus obligaciones financieras y al reembolso de la deuda pública.

"Quiero instar al Consejo Europeo -que se reúne el jueves y viernes en Bruselas- a abordar que podemos hacer para ayudar a Grecia, más allá de sus esfuerzos de consolidación fiscal, para que aumente su competitividad y ataje el problema urgente del paro", ha afirmado Barroso en una rueda de prensa.

Fondos de cohesión

El líder europeo añade que Grecia "tiene la posibilidad de acceder a un montante significativo de los fondos europeos de cohesión", un dinero que se destina a sostener a las regiones más desfavorecidas.

Barroso ha subrayado que "debemos encontrar un medio para adelantar el pago y acelerar el trasvase de fondos, para que Grecia los aproveche desde ahora". El último Eurogrupo aplazó hasta el 3 de julio, la aprobación de la ayuda a Atenas.

Antes de recibir los fondos, el Gobierno griego deberá superar una carrera de obstáculos, el primero superar esta noche una moción de confianza y en menos de dos semanas conseguir que el Parlamento dé el visto bueno a un plan de ajuste que incluye privatizaciones por valor de 50.000 millones de euros.

Complementar con incentivos los ajustes

Barroso tiene previsto presentar la idea a los líderes de los Veintisiete en la reunión que celebrarán este jueves y el viernes en Bruselas.

La propuesta de la CE busca complementar con incentivos los exigentes ajustes a los que el rescate económico de la UE y el Fondo Monetario Internacional (FMI) obligan al país.

"Es muy importante que vinculemos los esfuerzos de consolidación (...) a un apoyo activo para que Grecia genere crecimiento", ha explicado Barroso.

Dado que algunas de estas iniciativas necesitarían la revisión de ciertos reglamentos comunitarios, la Comisión buscará el apoyo de los Estados miembros para poder avanzar en la cumbre comunitaria de esta semana.

Junto a las ayudas europeas, Bruselas quiere también ofrecer a Atenas asesoramiento técnico y programas concretos que permitan reactivar la economía.

Grecia ha dejado pasar importantes cantidades de dinero europeo al no tener capacidad la capacidad de cofinanciación requerida en muchos proyectos.

El presidente de la CE se ha esforzado en su comparecencia por mostrar comprensión con las quejas de los ciudadanos griegos, que han salido a las calles para protestar contra los ajustes y la situación del país.

Barroso ha dicho "entender" el sufrimiento de una población sometida a "recortes profundos" que afectan directamente a sus ingresos y ha recalcado la necesidad de dar a los griegos "esperanzas" tras esos esfuerzos.

Ha insistido, de todos modos, en que esas políticas de austeridad son imprescindibles, pues "no hay" otro camino.

No hay alternativa si no se aprueban los ajustes

Al mismo tiempo, Barroso ha vuelto a hacer un llamamiento a los partidos políticos griegos para que muestren una actitud constructiva y aprueben el nuevo programa de ajustes negociado por el gobierno socialista con sus socios internacionales.

"Grecia vive un momento extremadamente crítico, extremadamente excepcional y requiere de todos. Los partidos de la oposición tienen también una responsabilidad", ha subrayado.

Barroso ha insistido además en que "no hay alternativa" ni "plan b" en caso de que el Parlamento griego rechace el plan de ajustes y privatizaciones.

"Grecia debe decir claramente si quiere o no el programa de apoyo que han negociado con el FMI y la UE y por eso debe haber una decisión clara del Parlamento griego", ha dicho.

También ha considerado "crucial" que el nuevo gobierno formado por Yorgos Papandréu -de quien ha alabado su "coraje"- reciba este martes la confianza parlamentaria.

Noticias

anterior siguiente