Enlaces accesibilidad
Riesgo de guerra comercial

Washington concreta una lista de 1.300 productos punteros chinos sobre los que imponer aranceles

  • Es una respuesta a las prácticas comerciales "injustas" de China
  • Tendrán un impacto de 50.000 millones de dólares en las importaciones chinas
  • Se incluyen medicamentos y productos del sector aeroespacial y de robótica

Por
Varias trabajadoras ensamblan los mandos de control remoto para aparatos de aire acondicionado y calderas de agua caliente
Los sectores tecnológicos chinos centran las nuevas medidas arancelarias planeadas por EE.UU. REUTERS

Washington ha concretado su amenaza de imponer aranceles a importaciones chinas por valor de 50.000 millones de dólares para contrarrestar lo que considera "prácticas injustas" de Pekín en el comercio tecnológico. Así, la Oficina de Comercio Exterior estadounidense ha publicado este martes un listado de 1.300 productos chinos que incluye medicamenteos y aparatos de tecnología punta de las industrias aeroespacial y robótica.

"El listado de productos propuesto se basa en un extenso análisis económico y se destinará a productos que se benefician de los planes industriales de China, al tiempo que minimiza el impacto en la economía de los EE.UU.", ha señalado la oficina estadounidense.

Después de un período de 30 días de consultas públicas, el Departamento de Comercio Exterior emitirá una decisión final sobre los productos a los que afectarán estas medidas.

Diferencias con China en el plano comercial

Estados Unidos ha decidido imponer esos aranceles porque, según denuncia, las políticas de Pekín obligan a las empresas estadounidenses a transferir tecnología y propiedad intelectual a empresas chinas a cambio de licencias para trabajar con ellas y acceder al mercado del gigante asiático.

Además, Estados Unidos inició a finales de marzo un proceso de consultas con China en la Organización Mundial de Comercio (OMC) para afrontar sus supuestas "prácticas discriminatorias a la hora de otorgar licencias tecnológicas".

"Si Estados Unidos y China no pueden llegar a una solución mediante consultas, los Estados Unidos pueden solicitar el establecimiento de un panel de solución de diferencias de la OMC para revisar el asunto", ha apuntado la oficina de Comercio Exterior en su nota.

Pekín avisa de que puede contraatacar con medidas similares

Estos aranceles, que se suman a los anunciados por valor de 10.000 millones de dólares sobre las importaciones de acero y aluminiosuponen la medida más dura que el Gobierno estadounidense ha impuesto hasta ahora a China.

Por su parte, y como primera medida de advertencia, el gigante asiático -segundo socio comercial de EE.UU.- anunció este lunes la imposición de gravámenes a 128 productos estadounidenses.

Ahora, Pekín ha vuelto a criticar que EE.UU. siga adelante con su amenaza de aranceles a 1.300 productos chinos y ha afirmado que responderá con más medidas sobre los productos estadounidenses.

"Sin tener en cuenta las fuertes protestas de China, EE.UU. ha anunciado unas propuestas arancelarias que son completamente infundadas, una típica práctica unilateralista y proteccionista que China condena enérgicamente y a la que se opone firmemente", ha señalado en un comunicado el Ministerio de Comercio chino.

Pekín advierte que esta medida no sólo va en contra de los intereses chinos, sino también de los de EE.UU. y de la economía mundial, y viola seriamente los principios básicos y el espíritu de la Organización Mundial del Comercio (OMC), por lo que ha anunciado que recurrirá ante el organismo internacional.

"Prepararemos medidas de la misma magnitud para los productos estadounidenses. Estas medidas se anunciarán pronto. Confiamos y somos capaces de responder ante cualquier medida proteccionista de EE.UU.", añade el comunicado ministerial.

Noticias

anterior siguiente