Enlaces accesibilidad

Sólo cinco cajas cumplen el nivel de solvencia del 9% que el Gobierno pretende imponerles

  • Ninguna de las aprobadas procede de una fusión entre entidades
  • También pasarían la exigencia de un 10% de capital de máxima calidad

Por
A las Cajas de Ahorro se les exigirá entre un 9% y un 10% de capital disponible

Sólo cinco cajas aprobarán si la exigencia de capital básico a esas entidades supera el 9%, tal y como ha señalado este miércoles la vicepresidenta económica, Elena Salgado. De las cinco, ninguna es resultado de las recientes fusiones: Kutxa, BBK (absorbió a Caja Sur tras su intervención), Unicaja (absorbió a Caja Jaén), Caja Vital y Caixa Pollença.

Las cinco también pasarían ampliamente el límite del 10% según datos provisionales de finales de 2010, ya que Unicaja -la más solvente- alcanza un 13,1% de capital de máxima calidad a diciembre de 2010, la Kutxa tiene un 12,3%, BBK y Caja Vital cuentan con un 12% y la pequeña Caixa Pollença dispone de un 11%.

Las nuevas exigencias marcadas por Salgado -que se definirán definitivamente en el decreto ley que se aprobará en febrero y que contará con la opinión del Banco de España- suponen elevar en más de un punto porcentual el mínimo marcado para los bancos (8%).

De ellos, sólo el Popular estaría en condiciones de superar el 9% de core capital o capital básico, aunque para ellos es más sencillo aumentar su capital propio, ya que la mayoría ya cotizan en los mercados y tienen más acceso a los inversores.

Además, ambas exigencias superan la marcada en el Acuerdo internacional de Basilea III que redefine el concepto de core capital a partir de 2013 y, desde ese fecha, exigirá a todas las entidades financieras del mundo que tengan un mínimo del 7%. Eso significa que España se convertirá en el país que exija mayor nivel de solvencia a sus entidades.

Presión hacia la bancarización de las cajas

Para las cajas, el hecho de que aún no se haya concretado ese capital mínimo necesario se interpreta como más "presión" para que se conviertan en bancos y capten fondos privados antes de que llegue el otoño y el Estado tome una participación en ellas.

En cuanto a los bancos, todos superarían las exigencias del Gobierno a ese tipo de entidades, a excepción del Banco Sabadell, que se quedaría a un paso según los datos de septiembre de 2010 (7,84%), mientras que Bankinter sería el principal perjudicado, con un capital básico de un 6,6% en esa misma fecha.

Para elevar los fondos propios, las entidades pueden aplicar cuatro fórmulas: ampliar capital con salida a los mercados, desprenderse de activos, generar plusvalías con sus participaciones y, si se lo permite el Banco de España, trasvasar provisiones de específicas a genéricas, ya que estas últimas sí cuentan como capital básico.

Noticias

anterior siguiente