Enlaces accesibilidad

Sebastián trató con la dirección de Nissan el ERE de Barcelona por vídeo-conferencia

Por
El ministro de Industria, Miguel Sebastián, mantuvo una vídeo-conferencia con la cúpula de Nissan en Japón el pasado viernes para tratar la situación de la planta de Zona Franca en Barcelona, donde la multinacional nipona ha anunciado un expediente de regulación de empleo (ERE) de 1.680 personas, lo que ha provocado la movilización de los trabajadores de la factoría.

Según han confirmado fuentes del Ministerio de Industria, en el encuentro se expresó a la dirección de Nissan la inquietud por este plan de despidos, que afecta al 37% de su plantilla, y se pidieron garantías de un plan industrial para garantizar la continuidad de la factoría.

Después de esta primera toma de contacto, Sebastián y la dirección de Nissan acordaron mantener nuevos encuentros para tratar de buscar una solución a una de las crisis más graves que vive el sector del motor en España.

Entrevista con la dirección de Renault

Sebastián fue recibido el pasado jueves en la sede de Renault en París por el presidente de la empresa, Carlos Ghosn, tras la cual el ministro subrayó que el fabricante francés "mantiene sus planes" en España y aventuró que habría un 15% de crecimiento de la producción gracias a la tercera generación del modelo "Megane".

Ahora ha trascendido, además, que Miguel Sebastián también planteó la situación de crisis que vive Nissan en Barcelona, pero que Carlos Ghosn consideró que, por los protocolos que rigen la relación de la alianza Renault-Nissan, no era conveniente tratar el tema en el encuentro en París.

Por ello, el ministro de Industria optó al día siguiente por el formato de vídeo-conferencia, para conocer de primera mano los planes de la dirección de Nissan para su filial en España.

UGT: "Sebastián discrimina a Cataluña"

Precisamente ayer, en un asamblea de afiliados de Nissan a la UGT, el secretario general de este sindicato, Josep María Álvarez, Álvarez acusó a Sebastián de "discriminar a Cataluña".

En su opinión, "no es de recibo que el ministro se reúna con los representantes de la alianza Renault-Nissan y que en vez de hablar de una empresa en la que van a despedir a 1.600 personas trate la situación de otra factoría del grupo donde tan sólo se han planteado rescisiones temporales", en alusión a la planta de Renault en Valladolid.

Álvarez pidió que para solventar la crisis de Nissan intervenga directamente el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, "y que se reúna con la dirección de Nissan y con (Nicolás) Sarkozy", presidente de Francia.

Nissan ha justificado el ERE por la fuerte caída de ventas que está sufriendo y que en el conjunto del sector resulta especialmente aguda, precisamente, en los modelos que se fabrican en Zona Franca: el vehículo industrial y los todoterrenos.

Esta semana está previsto que Nissan presente el ERE formalmente ante la Generalitat y que continúen las movilizaciones de los trabajadores de la plantilla.

Noticias

anterior siguiente