Enlaces accesibilidad
Guerra en Ucrania

Rusia y Ucrania acuerdan abrir corredores humanitarios para evacuar a civiles y un posible alto el fuego durante su salida

Por
Imagen de la delegación rusa en las negociaciones con Ucrania en una localidad no revelada de la región de Brest, en Bielorrusia. En el centro, Vladimir Medinsky, jefe de la delegación. EFE/EPA/MAXIM GUCHEK / BelTA 
Imagen de la delegación rusa en las negociaciones con Ucrania en una localidad no revelada de la región de Brest, en Bielorrusia. En el centro, Vladimir Medinsky, jefe de la delegación. EFE/EPA/MAXIM GUCHEK / BelTA 

La segunda ronda de conversaciones entre Rusia y Ucrania ha terminado este jueves con un acuerdo para la organización de corredores humanitarios para evacuar civiles, así como un posible alto el fuego durante su salida. La delegación ucraniana ha anunciado este avance, si bien lamenta no haber logrado sus principales peticiones de un alto el fuego inminente y el armisticio. 

"Los resultados que Ucrania necesita aún no se han logrado", ha tuiteado Mijail Podoliak, asesor del presidente Volodímir Zelenski y parte de la mesa de negociación. 

El pacto incluye la "posibilidad" de un alto el fuego temporal durante las evacuaciones, según ha indicado Podoliak a los medios, insistiendo el término "posibilidad". La provisión "conjunta" de corredores humanitarios servirá también para "la entrega de medicamentos y alimentos a los lugares donde se desarrollan los combates más hostiles".

Los negociadores de Rusia han confirmado estos acuerdos que califican de un "progreso sustancial", según la agencia rusa Interfax. 

Las delegaciones volverán a negociar

Además, las delegaciones rusa y ucraniana se han comprometido a volver a sentarse a negociar. La tercera ronda de conversaciones será a comienzo de la próxima semana, de acuerdo con la agencia bielorrusa Belta, que cita a Podoliak. 

Los negociadores ucranianos han llegado unas horas antes hasta Brest, Bielorrusia —región fronteriza con Polonia y muy cerca de la frontera ucraniana—, a través de un corredor aéreo. Por su parte, el equipo negociador de Rusia ha estado encabezado por el asesor del Kremlin, Vladímir Medinski.

Mientras, el presidente ucraniano, Volodímir Zelenski, pedía a Putin sentarse a negociar cara a cara "como las personas normales" con el fin de dar con un acuerdo. "Vayánse de nuestra tierra. ¿No quieren? Pues siéntese conmigo, pero no a su distancia de 30 metros como hacen,  como una persona normal. "¿De qué tienes miedo?", ha dicho Zelenski a su homólogo ruso.

Ucrania hizo saber que su intención era negociar tres cuestiones clave: el alto el fuego inmediato, el armisticio y el establecimiento de "corredores humanitarios" para que los civiles puedan evacuar los enclaves "destruidos o constantemente bombardeados", indicó Podoliak en Twitter al comienzo de la reunión. 

De este modo, Rusia continúa su avance en los frentes del sur, donde ha tomado Jersón. Sus tropas amenazan el puerto de Odesa, en el Mar Negro, y están asediando Mariúpol, en el Mar de Azov. Allí, civiles y autoridades locales denuncian que se están quedando sin víveres, luz y agua. Entretanto, continúan los bombardeos en las principales ciudades, como Kiev y Járkov.

Mientras tenía lugar el encuentro entre delegaciones, el presidente ruso, Vladímir Putin, ha asegurado en un discurso en televisión que los militares rusos han estado ofreciendo "corredores en todas las direcciones para que los civiles puedan abandonar el país y buscar un sitio seguro, pero los nacionalistas no lo permiten". El mandatario, quien ordenó hace una semana la invasión, ha insistido: "los rusos y los ucranios son un solo pueblo". 

Además, ha negado que le esté yendo mal a su ejército en Ucrania, ha rendido homenaje a los soldados fallecidos y ha prometido indemnizar a sus familias. Este miércoles, el Kremlin reconoció casi 500 bajas, aunque Ucrania asegura que son 7.000.

Macron, tras hablar con Putin: "Lo peor está por venir"

Pero esta no ha sido la única vía diplomática abierta este jueves. El presidente francés, Emmanuel Macron, cree que "lo peor está por venir" en la guerra en Ucrania después de hablar por teléfono con Vladímir Putin, al que ha visto "muy decidido".

Según el Elíseo, el presidente ruso ha confirmado su intención de tomar el control de todo el país y ha expresado que sus planes van "según lo previsto", unas palabras que ha repetido en su discurso televisado.

Los dos líderes han mantenido contactos desde que comenzó la invasión, pero Putin ha tomado la iniciativa en esta ocasión y ha recordado a Macron que si los ucranianos no aceptan sus demandas de desmilitarización y "desnazificación" por la vía político-diplomática, Rusia los conseguirá por la militar.

El líder francés le ha respondido que está cometiendo "un grave error". "Te estás mintiendo a ti mismo", le ha dicho Macron, según fuentes de su gabinete recogidas por Efe y Reuters. "Su país lo pagará, Rusia acabará aislada, debilitada y bajo sanciones durante mucho tiempo".

Paralelamente, el jefe de la agencia rusa de inteligencia exterior, Serguéi Narishkin, ha acusado a Ucrania de haber estado trabajando en la fabricación de una bomba atómica. "Tiene más capacidades para ello que Irán o Corea del Norte", ha afirmado en un comunicado en el que asegura que la guerra "con Occidente" está más "caliente" que "fría", puesto que ha llegado a sus fronteras.

Moscú seguirá negociando pero no detendrá sus operaciones

Putin ha advertido de que cualquier intento por parte de Kiev de retrasar las negociaciones solo provocará que Rusia añada nuevas exigencias a su lista de demandas. El ministro de Exteriores, Serguéi Lavrov, ha abundado en la misma línea:

"Estamos dispuestos a negociar, pero continuaremos nuestra operación, porque no podemos permitir que en Ucrania exista una infraestructura que amenaza a la seguridad de Rusia. La desmilitarización será llevada a término con la eliminación de esta infraestructura y armamentos", ha afirmado Lavrov en rueda de prensa con medios internacionales.

El jefe de la diplomacia rusa ha insistido en que "incluso" si se firma "un acuerdo de paz, este deberá incluir obligatoriamente" el punto de la desmilitarización y que Ucrania no entre en la OTAN. 
 

Noticias

anterior siguiente