Enlaces accesibilidad
'Brexit'

Bruselas propone recortar el 80% los controles aduaneros pero rechaza renegociar el acuerdo sobre Irlanda del Norte

  • La respuesta llega un día después de que Londres exigiese renegociar las condiciones que se pactaron hace menos de un año
  • El marco establece que Irlanda del Norte está vinculada al mercado único comunitario

Por
Bruselas propone recortar el 80% los controles aduaneros pero rechaza renegociar el acuerdo sobre Irlanda del Norte

Bruselas ha rechazado este miércoles la propuesta de Londres que exigía renegociar el acuerdo aduanero sobre Irlanda del Norte a cuenta del Brexit y ha ofrecido una serie de alternativas para intentar facilitar el papeleo y provocar un tránsito más fluido de determinados productos y asuntos sanitarios y facilitar los trámites para las empresas al reducir en un 80% los controles aduaneros. 

Según el acuerdo pactado entre Londres y Bruselas en diciembre de 2020 se establecía que Irlanda del Norte quedaba vinculada al mercado único comunitario, por lo que toda mercancía que vaya a cruzar desde ese territorio a la Unión Europea debe pasar controles fronterizos en los puertos de la zona. De este modo se asegura que la frontera entre las dos Irlandas seguía siendo invisible, punto clave en el proceso de paz y las economías de ambos países de la isla.

Sin embargo, aunque el acuerdo había sido firmado hace menos de un año por el propio Boris Johnson, y por el que se establecía un borde aduanero que en la práctica nunca llegó a hacerse efectivo, ahora reniegan de él al considerarlo "altamente perjudicial"  porque provoca "graves disrupciones".

Bruselas busca zanjar el tema e Irlanda da por bueno el acuerdo

Aunque Londres había presionado afirmando que esperaba grandes cambios en el acuerdo, desde Bruselas ya se había dicho que no iba a haber grandes cambios, y que lo que se iba a hacer es intentar simplificar el papeleo y facilitar el tránsito de ciertos productos como los farmacéuticos o las salchichas desde la isla de Gran Bretaña hasta Irlanda del Norte. 

Desde la Comisión  Europea señalan que están dispuestos a entablar "intensos debates con el gobierno de Reino Unido, con el objetivo de alcanzar una solución permanente lo antes posible". Para conseguir el objetivo, desde la Unión Europea han salido este mismo miércoles varios técnicos para empezar a negociar esta nueva propuesta, pero señalan que de ninguna manera van a renegociar el acuerdo. Asimismo, desde la Comisión Europea se han mostrado contrarios a eliminar la supervisión del Tribunal Superior de Justicia de la Unión Europea (TJUE) en el acuerdo, tal y como quería Londres. 

Entretanto, el viceprimer ministro de la República de Irlanda ha declarado durante la mañana de este miércoles en una entrevista en la BBC que a la vista de los acontecimientos, Londres "actuó de mala fe", y ha advertido al mundo "de no firmar ningún acuerdo con el Reino Unido hasta estar muy seguro de que van a cumplir su palabra", ha dicho.

Por su parte el primer ministro irlandés, Micheál Martin, ha destacado este miércoles que las nuevas propuestas de Bruselas abordan los problemas que ha causado en la provincia británica el Brexit.

24 horas - La UE propone relajar el protocolo para Irlanda ante las amenazas de Johnson - Escuchar ahora

Londres ve necesario un periodo de "negociaciones intensivas"

El secretario de Estado británico para el Brexit, David Frost, ha señalado este miércoles que es necesario poner en marcha "un proceso de negociaciones intensivas" con la Unión Europea para encontrar una solución consensuada sobre el conflicto que plantea el protocolo norirlandés a fin de "construir un nuevo futuro" en la región. 

"Nos gustaría realmente alcanzar una solución de consenso, estamos trabajando mucho para lograrlo; es obviamente la mejor manera de avanzar, si podemos llegar a un acuerdo y construir un nuevo futuro para Irlanda del Norte", ha señalado poco antes de hacerse pública la propuesta desde Europa.

Irlanda del Norte seguirá en el mercado europeo tras el 'Brexit'

Además, el político ha reiterado que el problema con el que lidia el Ejecutivo de Londres en la provincia es que ese protocolo "está socavando el Acuerdo de Viernes Santo, no apoyándolo", y ha remarcado que este país ya había "presentado propuestas para cambiar esto". De cara a la propuesta que ha hecho Bruselas, Frost ha asegurado que en Londres "lo estudiarán muy cuidadosamente y de manera positiva".

Noticias

anterior siguiente