Enlaces accesibilidad

Banca

CaixaBank y Bankia ahorrarán 770 millones al año con la fusión e ingresarán 290 millones más

  • CaixaBank tendrá el 74,2% del nuevo grupo y el Estado el 16,1, tras la aprobación de los consejos de administración
  • El canje será de 0,6845 acciones ordinarias nuevas de CaixaBank por cada título de Bankia

Por
CaixaBank y Bankia ahorrarán 770 millones al año con la fusión e ingresarán 290 millones más

CaixaBank tendrá inicialmente el 74,2% del nuevo grupo fruto de su fusión con Bankia, que poseerá el 25,8% restante, tras la ecuación de canje que figura en el acuerdo alcanzado este jueves por los consejos de administración de ambas entidades que conformarán el primer banco de España.

CriteriaCaixa, entidad controlada al 100% por la Fundación Bancaria "la Caixa", se mantendrá como accionista de referencia de la nueva CaixaBank con alrededor del 30% del accionariado, mientras que el FROB alcanzará el 16,1%, según han informado a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

Así la participación del Estado en el nuevo CaixaBank con ese 16 % arroja una valoración de unos 2.700 millones de euros, según el precio al que se están cotizando las acciones de ambas entidades.

Canje de acciones

Todo ello después de que los consejos de administración de ambas entidades hayan aprobado la fusión por absorción de Bankia por CaixaBank, con una ecuación de canje de 0,6845 acciones ordinarias nuevas de CaixaBank por cada acción de Bankia.

El acuerdo de fusión valora Bankia, la entidad absorbida, en 4.300 millones de euros, un 35 % más que el pasado 3 de septiembre, cuando se anunciaron las conversaciones. El precio pactado incluye una prima del 20 % sobre la ecuación de canje, o cotización de ambos bancos, en esa fecha cuando Bankia valía en Bolsa 3.178 millones de euros.

Los accionistas de Bankia, entre ellos el Estado, van a recibir acciones de CaixaBank, por lo que la clave está en mirar la evolución en bolsa de los títulos de esta última entidad para ver si se revaloriza su participación.

Más ingresos anuales

La fusión entre CaixaBank y Bankia para dar lugar al primer banco en España supondrá un ahorro anual de costes en torno a los 770 millones de euros, y elevará el beneficio por acción un 28 % respecto a las estimaciones de mercado para 2022.

Así lo revela el proyecto de fusión pactado por ambas entidades y del que han informado este viernes a la CNMV, el regulador bursátil español. Asimismo, ambas entidades prevén que la fusión de los dos bancos genere "nuevos ingresos anuales" en torno a los 290 millones.

Otro dato de interés que aporta el documento es que los objetivos de solvencia del nuevo banco quedarán fijados en una ratio CET1 -de capital de máxima calidad- de entre el 11 % y el 11,5 %, sin considerar ajustes transicionales por la IRFRS9 -la nueva normativa contable- y en un colchón de capital de entre 250 y 300 puntos básicos sobre el requerimiento regulatorio.

Más allá de estimar en esos 770 millones las sinergias anuales de costes derivadas de la fusión, el documento no da detalles acerca de cuántas sucursales pueden cerrarse en España ni tampoco acerca de cuántas personas se pueden ver afectadas por el ajuste de personal derivado de la integración.

Sin decisiones sobre la plantilla

En cuanto a empleados, la unión de CaixaBank y Bankia sumará 51.536, de los cuales CaixaBank aporta 35.589 trabajadores y Bankia un total de 15.947. Respecto a la red de oficinas, alcanzará las 6.727 oficinas, 4.460 procedentes de la red de CaixaBank y 2.267 aportadas por Bankia.

"Tras la ejecución de la fusión, la entidad combinada completará el análisis de los solapamientos, duplicidades y economías de escala derivadas del proceso, sin que a esta fecha se haya tomado ninguna decisión en relación con las medidas de índole laboral que será necesario adoptar para proceder a la integración de las plantillas", aseguran ambas entidades.

"En todo caso, la integración de las plantillas se llevará a cabo respetando los procedimientos legalmente previstos en cada caso y, especialmente, lo relativo a los derechos de información y consulta de los representantes de los trabajadores, manteniéndose con estos las correspondientes reuniones y negociaciones que permitan desarrollarla con el mayor acuerdo posible entre las partes", sentencia el documento.

Gortázar y Goirigolzarri, al frente

Los consejos de administración de CaixaBank y Bankia dieron luz verde anoche a la fusión entre ambas entidades para crear el primer banco de España, que sumará unos activos de 664.027 millones de euros, mantendrá su sede en Valencia y que estará comandado por el tándem formado por Gonzalo Gortázar y José Ignacio Goirigolzarri.

El gigante surgido de la fusión será el décimo banco en Europa, al sumar los 445.572 millones de activos de CaixaBank y los 218.455 millones de Bankia, según las cuentas del primer semestre del año de ambas entidades.

En concreto, el actual presidente de Bankia será responsable de las áreas de secretaría del consejo, comunicación externa, relaciones institucionales y auditoría interna como nuevo presidente del banco fusionado. El nuevo consejo de administración, una vez constituido, designará como presidente a Goirigolzarri, "que tendrá la condición de ejecutivo".

Por su parte, el consejero delegado de CaixaBank, Gonzalo Gortázar, que seguirá ostentando este mismo cargo, tendrá bajo su control el resto de áreas de la nueva entidad, reportará "directamente" al consejo de administración y presidirá el comité de dirección, apunta el proyecto de fusión.

Cinco mujeres en el nuevo consejo de administración

El consejo de administración de la nueva CaixaBank tendrá 15 miembros, dos consejeros ejecutivos (Goirigolzarri y Gortázar), tres dominicales, que representan a los accionistas, nueve independientes y un externo. Los consejeros independientes suponen un 60 % del total de consejeros, siguiendo las recomendaciones de buen gobierno, y la representación de mujeres alcanza el 33 %.

Dos consejeros dominicales serán elegidos por CriteriaCaixa, el mayor accionista de CaixaBank, y serán Tomás Muniesa y José Serna, y un tercero por parte de la matriz de Bankia, controlada íntegramente por el Estado.

Entre los nueve consejeros independientes, seis provienen de CaixaBank y tres de Bankia. La exministra socialista Cristina Garmendia, Amparo Moraleda, María Verónica Fisas, Eduardo Javier Sanchiz, John Shepard y Koro Usarraga son propuestos por CaixaBank, mientras que Bankia quiere contar con Joaquín Ayuso, Francisco Javier Campo y Eva Castillo.

El futuro consejo se completa con Fernando María Costa Duarte, que está previsto que tenga la consideración de externo.

La fusión se cerrará en 2021

La composición del consejo será otro de los puntos que se someterán a aprobación en las futuras juntas generales de accionistas, cuya celebración está prevista en noviembre, para dar el visto bueno final a la operación.

La fusión se espera cerrar durante el primer trimestre de 2021, una vez recibidas todas las autorizaciones regulatorias pertinentes, entre ellas la del Ministerio de Asuntos Económicos y la de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia.

Noticias

anterior siguiente