Enlaces accesibilidad

El juez Velasco vuelve a archivar la causa sobre la fusión y salida a Bolsa de Banca Cívica

  • El juez ya archivó en 2014 la denuncia de UPyD contra los directivos de la entidad
  • La Audiencia Nacional reabrió el caso al estimar un recurso de UPyD

Por
Los copresidentes de Banca Cívica, Enrique Goñi y Antonio Pulido, en el momento de su debut en Bolsa
Los copresidentes de Banca Cívica, Enrique Goñi y Antonio Pulido, en el momento de su debut en Bolsa (21/07/2011). EFE Mondelo

El juez de la Audiencia Nacional Eloy Velasco ha acordado el sobreseimiento provisional y el archivo de la causa sobre la fusión y salida a Bolsa de Banca Cívica.

En el auto, el juez concluye que "en las pruebas practicadas de la documental aportada y del segundo informe presentado por los peritos del Banco de España no desvirtúan la resolución" que adoptó en junio del pasado año, en la que archivó las denuncias que UPyD y la asociación Kontuz presentaron contra los directivos de la entidad.

Para el juez Velasco, no está "debidamente justificada la perpetración de los delitos" que han dado motivo a la formación de esta causa en lo que se refiere a "actuaciones bancarias entendidas como sistemáticas que podrían haber afectado al conjunto de la economía nacional, generando un perjuicio patrimonial".

La Audiencia reabrió el caso al estimar el recurso de UPyD contra la decisión del juez Velasco de archivar la investigación, pero finalmente el magistrado ha vuelto a acordar el sobreseimiento provisional y el archivo de la causa.

El titular del Juzgado de Instrucción número 6 de la Audiencia Nacional expone en el auto, contra el que cabe interponer recurso, que "los ajustes continuados que realiza la entidad creada a valor razonable no implican que la contabilidad en libros fuese incierta, ni estuviese maquillada para engañar a la Administración ni a los usuarios".

"Se cumple la muy oscilante y precipitada legalidad bancaria nacional"

Y agrega que la constitución de Banca Cívica fue "una operación fundamentalmente sólida" y su proyecto de integración "consistente y razonablemente viable". Además, el juez Eloy Velasco sostiene que su equipo directivo tenía "una capacidad satisfactoria, adecuada y respondía a una experiencia probada en el sector".

Igualmente, subraya que "el proceso de saneamiento contra reservas fue generalizado también en otras entidades bancarias del entorno teniendo en cuenta el periodo de baja liquidez y elevada incertidumbre derivado de la crisis".

"No aparecen pérdidas incurridas sin contabilizar, no hay saneamientos pendientes, la solvencia de la entidad siempre tiene respaldo contable superando en algunos momentos la exigida oficialmente, se cumple la muy oscilante y precipitada legalidad bancaria nacional y comunitaria y las cuentas son auditadas constantemente", defiende Eloy Velasco.

Asimismo, remarca que el erario público "no ha obtenido pérdidas en estas operacionesdevolviéndose el préstamo del FROB con sus elevados intereses" y que, además, los inversores y preferentistas, que han pasado a ser accionistas de CaixaBank, "quedaron sometidos a fluctuaciones bursátiles mucho más benévolas que las que conocieron en el reciente pasado".

Por otro lado, sobre la dotación de 3.850 millones aportados como ajustes por CaixaBank al absorber Banca Cívica, el juez Velasco indica que "no se deben a la cobertura de pérdidas ocultas, sino a las nuevas exigencias derivadas de los decretos de saneamiento financiero".

Noticias

anterior siguiente