Enlaces accesibilidad

El beneficio de Repsol cayó un 17,4% hasta septiembre debido a los problemas en Libia

       
  • La petrolera española ganó 1.410 millones de euros en nueve meses
  •    
  • Pese a los problemas libios, la producción neta aumentó más de un 8%

Por

La petrolera Repsol ganó 1.410 millones en los nueve primeros meses del año, un 17,4% menos que en igual período de 2012, debido a las interrupciones de producción en Libia causadas por la inestabilidad que vive ese país tras la guerra y a los menores márgenes de beneficio logrados en refino.

Según ha comunicado este jueves la petrolera española a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), a pesar de esas interrupciones en Libia, la producción neta de hidrocarburos de la compañía ha crecido un 8,2% entre enero y septiembre hasta alcanzar el equivalente a 354.300 barriles de petróleo al día.

Si se tienen en cuenta las variaciones en inventarios a coste medio, en lugar de a coste de reposición, el beneficio se sitúa en 1.287 millones, un 28,3% menos.

Diez nuevos descubrimientos de yacimientos

La compañía ha destacado que sus negocios han mantenido un buen  comportamiento, a pesar del impacto negativo de la crisis económica  europea en los márgenes de refino en esa zona y a las interrupciones  coyunturales en la producción de hidrocarburos en Libia. Pese a este  entorno, Repsol ha incorporado más producción y recursos (ha iniciado la  producción en proyectos en Bolivia, Rusia y Brasil) y ha aumentado su dominio minero exploratorio.

En lo que va de año, Repsol ha realizado diez descubrimientos de   hidrocarburos, lo que le ha permitido superar ampliamente el objetivo   de incorporación de recursos para todo el ejercicio. Además, la puesta en marcha en el tercer trimestre de la ampliación del proyecto Margarita-Huacaya, en Bolivia, ha empezado a tener efecto positivo en   los precios de realización del gas que se reflejarán con más  intensidad  en los próximos trimestres.

En concreto, el negocio de Upstream (exploración y producción) ha registrado un resultado de explotación de 1.545 millones de euros, un  14,2% menos que en los nueve primeros meses de 2012, debido a las  interrupciones coyunturales de la producción en Libia en el tercer  trimestre.

Las inversiones de explotación en el área de Upstream  ascendieron a 1.709 millones de euros, lo que supone un 5% más que  las del mismo período del año anterior.

En cuanto al Gas Natural Licuado (GNL), su resultado de  explotación ascendió a 610 millones de euros en los primeros nueve  meses, un 43,5% más que en el mismo periodo de 2012.

Mejoran las ventas de gasolina y gasóleo en España en el tercer trimestre

Por su parte, el resultado de explotación de Downstream (actividades de refino,  marketing, comercio, química y GLP) cayó un 44%, hasta los 435  millones de euros, por el impacto negativo de la crisis económica  europea en los márgenes de refino de esa zona y la ausencia de  plusvalías extraordinarias frente al año anterior.

En España, las ventas en las estaciones de servicio hasta  septiembre cayeron un 6,9% en comparación con los nueve primeros meses de 2012, aunque en el tercer trimestre  se observa una mejora en ventas de gasolina y gasóleo.

La deuda financiera neta con participaciones preferentes del grupo (excluyendo Gas Natural Fenosa) se situó en 7.117 millones de euros, lo  que supone una reducción de 315 millones de euros respecto al cierre  del año 2012. El ratio de deuda neta con participaciones preferentes  sobre capital empleado, excluyendo Gas Natural Fenosa, se sitúa al  cierre del tercer trimestre de 2013 en el 19,8%.

El Grupo Repsol (que incluye ya a Gas Natural Fenosa) ha subrayado que cuenta  con un alto nivel de liquidez, de 6.990 millones de euros a 30 de  septiembre, lo que prácticamente triplica el nivel de sus  vencimientos de su deuda a corto plazo.

Noticias

anterior siguiente