Enlaces accesibilidad

Las potencias europeas, divididas frente a la "limitada" acción militar de Obama en Siria

       
  • Francia es el principal aliado de Obama en el contencioso sirio
  •    
  • El parlamento británico ha rechazado intervenir militarmente en Siria
  •    
  • Alemania solo actuaría si existiera consenso entre Naciones Unidas

Por
 Obama espera aliados para llevar a cabo la intervención militar en Siria
Obama espera aliados para llevar a cabo la intervención militar en Siria EFE/EPA/Aude Guerrucci

EEUU se dirige hacia una "operación quirúrgica" de castigo contra el régimen de Al Asad, en la que los objetivos militares serán, con toda probabilidad, las bases de misiles y fábricas de armamento.

Washington ha acusado al régimen sirio de haber utilizado de forma masiva armamento químico contra la población en el conflicto que desangra al país árabe.

Barack Obama dejó claro el pasado viernes que la actuación de Al Asad no quedará sin respuesta. El presidente estadounidense se inclina por una acción militar limitada, de muy corta duración y sin tropas sobre el terreno. Para ello, se valdrá de la eficacia de los misiles guiados, las "bombas inteligentes", los aviones no tripulados de EEUU y, por primera vez saldrán a combate algunos de los 200 aviones F-22 adquiridos por 67.000 millones de dólares. Según Mark Gunzinger, del Centro para Evaluaciones Estratégicas y Presupuestarias, estos nuevos modelos están adaptados para suprimir las amenazas sirias, que tiene un potente sistema de defensa.

Londres se aparta de la postura de Obama

La posición del Reino Unido para intervenir militarmente en Siria ha quedado definida tras el rechazo del  parlamento británico el pasado jueves de llevar a cabo cualquier acción armada en Siria por 285 votos contra 272. Esta decisión, contraria a la postura mostrada por Cameron, rompe con la esperada alianza Reino Unido y EE.UU, como sucedió durante la guerra de Irak en la que Tony Blair apoyó a George W. Bush

Sin embargo, la decisión de la Cámara de los Comunes de rechazar un ataque del  Reino Unido a Siria no significa que el Gobierno de Cameron no vaya a tomar acciones en Siria, sino que su decisión se orienta a continuar presionando a  Al Asad por vías distintas a la militar.

Durante una conversación telefónica con Obama, Cameron ha trasladado a su homólogo estadounidense que la intención de Reino Unido es apoyar una  respuesta "contundente" contra el supuesto uso de armas químicas por el  régimen sirio de Bachar al Asad, pero sin utilizar la vía militar. Obama ha manifestado que "respeta por completo" la posición sobre Siria del primer ministro británico, David Cameron, según una portavoz de Downing Street.

La decisión de Hollande es crucial

Con Reino Unido al margen por decisión parlamentaria, el punto de mira vira ahora hacia Francia. El pasado viernes, John Kerry, secretario de Estado de EE.UU, llamó a decidir su postura a otro de sus "históricos aliados", Francia.

Según el diario francés Le Monde, un 64% de los franceses estaría en contra de una intervención militar en Siria.

La postura inicial de Hollande fue la de mantenerse al margen del conflicto bélico en Siria. Para el presidente francés, es primordial dotar al país en conflicto de asistencia política y humanitaria. Sin embargo, aún no ha descartado una posible intervención de tropas francesas en Siria, lo que lo convertiría en el principal aliado de Obama en la ofensiva militar.

Alemania condena el bloqueo de la ONU

La canciller alemana Angela Merkel ha calificado de "lamentable" la postura de China y Rusia ante conflicto sirio, miembros con derecho a veto del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas. La negativa de ambos países a intervenir en Siria imposibilita que haya consenso entre la comunidad internacional frente al conflicto sirio.

"Es muy lamentable que Rusia y China se nieguen desde hace tiempos a sumarse a una postura común frente al conflicto sirio. Eso es algo que debilita considerablemente el papel de las Naciones Unidas", ha declarado Merkel al diario Ausburger Allgemeinen.

La postura que defiende Alemania es la necesaria intervención de una acción internacional conjunta para castigar los ataques contra la población civil, como el uso de gases venenosos que han acabado con la vida de hombres, mujeres y niños inocentes. No obstante, Merkel ha anunciado que "Alemania sólo puede participar en operaciones militares con mandato de las Naciones Unidas, la OTAN o la Unión Europea".

Entre tanto, EE.UU sigue a la espera de nuevos aliados.

Noticias

anterior siguiente