Enlaces accesibilidad

El hospital de L'Aquila era ilegal y no tenía el certificado de habitabilidad

  • El hospital se construyó según un proyecto de 1967 y se inauguró en 2000
  • El centro sanitario es ilegal porque nunca obtuvo el certificado de habitabilidad
  • Investigan si los trabajos de mantenimiento se adjudicaron sin concurso público
  • Consulta nuestro mapa interactivo de la tragedia

Por
Enfermos descansan en los alrededores del hospital de San Salvador después del terremoto
Numerosos enfermos descansan en los alrededores del hospital de San Salvador después del terremoto. REUTERS REUTERS/Giampiero Sposito
El hospital San Salvador de la ciudad italiana de L'Aquila, inaugurado en 2000 y parcialmente derruido tras el seísmo del pasado 6 de abril, nunca ha tenido la cédula de habitabilidad que permitiera su apertura al público, asegura el diario italiano La Repubblica.
  
El diario afirma que "en el día en el que los peritos y la Policía analizan los primeros mil inmuebles (...) se descubre que el hospital San Salvador (al que se habían dirigido más de mil heridos el día del terremoto y que pocas horas después fue evacuado por cesiones estructurales) es ilegal".
  
"No podía ser abierto. No dispone de la cédula de habitabilidad (el acto que atestigua la seguridad, la higiene y la salubridad del edificio)", prosigue.

Irregularidades en la construcción
  
Estas afirmaciones forman parte, según el rotativo, de un informe que el director general de la Seguridad Social de L'Aquila, Roberto Marzetti, ha enviado al Gobierno de la región de Los Abruzos y al Ministerio de Sanidad sobre un hospital cuyo proyecto data del 1967 y que fue inaugurado en 2000.
  
"La parte que, con el terremoto, se ha derrumbado fue la primera en ser inaugurada", dice el periódico, quien afirma que desde hace ya varios meses la Fiscalía de L'Aquila investigaba la posibilidad de que se hubieran adjudicado algunos trabajos de mantenimiento del edificio sin concurso público.
  
Ahora, el hospital San Salvador se ha convertido en una de las prioridades de la investigación que la Fiscalía de la capital de Los Abruzos ha abierto para depurar posibles responsabilidades en el derrumbe de tantos edificios, entre los que podría haber algunos construidos con arena de mar, según han informado los medios de comunicación locales estos días.

Premio de la lotería
  
Para la reconstrucción de Los Abruzos, que anoche volvió a ser sacudida por un seísmo de 4,9 en la escala de Richter, el ministro de Defensa italiano, Ignazio La Russa, propone que se destine a la región el máximo premio de la lotería "Superenalotto". El terremoto ha causado casi 300 muertos, 1.500 heridos y la evacuación de 55.000 personas.
  
La Russa sugiere que "podríamos hacer como si Los Abruzos hubieran ganado, como si los afectados por el terremoto hubieran logrado un buen 6" (número de aciertos máximo en esta lotería) en una entrevista que publica el diario Il Giornale.
  
"Creo que los propios jugadores estarían de acuerdo, ante una solución tan noble. Y después se volvería a empezar enseguida. Es más, podríamos acompañar la decisión con una invitación a los italianos a aumentar las apuestas en la semana siguiente", dice el ministro.

Italia ha rechazado la ayuda internacional para las víctimas del terremoto, sin embargo, España ayudará a reconstruir una fortaleza española que se encuentra en L'Aquila.

Noticias

anterior siguiente