Enlaces accesibilidad

El Barça se lleva el primer 'round'

  • El Barça vence 1-2 a un Athletic que empezó marcando gracias a de De Marcos
  • Los 'cules' Xavi y Pedro dieron la vuelta al marcador
  • El FC Barcelona no nota la ausencia de Messi e Ibrahimovic

Por
El poder de la cantera
El Barça sigue contando sus partidos por victorias y dejando una sensación de impotencia a sus rivales. Los vigentes campeones de Liga y Copa agarran ya un asa de la Supercopa tras vencer en casa del Athletic de Bilbao en el partido de ida por un gol a dos.

No se echaron de menos ni a Messi, nia Ibrahimovic, ni siquiera a Eto'o. Los de Guardiola supieron sobreponerse al tanto inicial de Oscar de Marcos y a la presión de los locales con lo mejor que tienen, la cantera.

Pese a que el partido se fue al descanso con un 1-0 que llevaba la esperanza a la grada de San Mamés, Xavi primero y el canterano Pedro minutos después daban la vuelta al marcador para culminar un inicio de la segunda parte lleno de casta.

Pasado el ciclón culé, los azulgranas se limitaron a administrar su renta con la defensa más eficaz que saben explotar desde la temporada pasada: mantener la posesión del balón sin dejar que el rival ni lo huela.

Onces de circunstancias

Ninguno de los dos equipos sacó a su once de gala. El Barcelona por las bajas de Márquez, Iniesta, Messi e Ibrahimovic, y el Athletic porque dio descanso a hombres importantes de cara al choque europeo frente al Tromsoe noruego. Jugadores como Amorebieta, Yeste, Javi Martínez o el joven Muniain -estos últimos incluso fuera de la convocatoria-, que seguro jugarán el jueves.

Dos contras al inicio del Athletic con el Barça todavía asentándose parecieron dar la razón a los que veían más rodados a los locales, que han tenido que jugar una eliminatoria de la nueva Liga Europa, que a los visitantes.

Nada de eso. El Barcelona se encargó pronto demostrar que sigue siendo el equipo pletórico del curso anterior. Un grupo que hace de la posesión su principal arma y que, a nada que avista la meta contraria, la busca con clarividencia y de todas las formas.

Así se hizo rápidamente merecedor de abrir el marcador. Primero con dos sensacionales disparos lejanos de Bojan, al larguero y Alves, bien respondido por Iraizoz en una espléndida intervención.

Una jugada nacida en un despeje de Abidal y continuada con un impresionante carrera por su banda del lateral francés, más propia de Berlín que de Bilbao, dejó a Xavi solo para marcar dentro del área local, pero al cerebro blaugrana se le fue el remate alto.

Algo parecido le ocurrió a Ocio tras empalar un centro desde la derecha de Susaeta, la jugada que cambió la dinámica del choque, ya más virado hacia Víctor Valdés hasta el descanso.

Fue entonces cuando apareció la figura de Oscar de Marcos, el joven delantero de 20 años llegado este verano del Alavés. El jugador de Laguardia a punto estuvo de batir al guardameta catalán primero con una vaselina de 45 metros y después buscó una pared con Iraola que hubiese dejado solo al lateral en el área si no se cruza Piqué en última instancia.

Pero el de Laguardia estaba lanzado y lo intentó por tercera ocasión. Esa vez la suerte le acompañó, ya que el disparo final tras deshacerse de Piqué, manso para Valdés, lo acabó desviando Puyol hacia su portería.

Comenzó la segunda parte con el Athletic buscando el 2-0 en un par de acciones de Susaeta y de Marcos, pero lo que ocurrió fue que el Barça empató el choque en la primera oportunidad de la que dispuso. Una colada de Keita por la izquierda no despejada por Koikili que Xavi, esta vez por abajo, sí definió bien.

Ya con el choque más azulgrana que rojiblanco, pronto llegó el 1-2. Un fuerte tiro de lejos de Pedro, escorado hacia la derecha, sorprendió a un Iraizoz poco afortunado en la acción.

Un disparo de Alves despejado por el meta navarro al larguero pudo aumentar la ventaja del Barcelona, que, no obstante, regresa a Barcelona con una buena renta para el próximo domingo.

Deportes

anterior siguiente