Enlaces accesibilidad

Juicio 'procés'

Rajoy atribuye al Govern "voluntad" de que el 1-O hubiera enfrentamientos y no descarta un engaño en las cuentas

Por
Rajoy atribuye al Govern "voluntad" de que el 1-O hubiera enfrentamientos y Sáenz de Santamaría habla de "acciones violentas" y "acoso"

Las declaraciones como testigos en el juicio del 'procés' del expresidente del Gobierno Mariano Rajoy, de la exvicepresidenta Soraya Saénz de Santamaría y del exministro de Hacienda Cristóbal Montoro han incidido en dos ideas que avalarían el relato de rebelión y malversación de la Fiscalía. La primera de ellas, la "voluntad" que atribuyen a los líderes independentistas de que hubiera enfrentamientos "en algún caso" entre la población y las fuerzas y cuerpos de seguridad el día del referéndum del 1-O; y la segunda, la posibilidad de que el Govern les engañara con las cuentas y se destinara dinero público a la organización de la consulta, a pesar de que las finanzas de la Generalitat estaban intervenidas por el Ejecutivo central.

La Fiscalía acusa de rebelión a nueve de los doce líderes independentistas que se sientan en el banquillo por presuntamente haber contemplado la "violencia" como medio para conseguir la independencia de Cataluña. Los testigos pertenecientes al anterior Gobierno han hablado de "acciones violentas", "clima de acoso masivo", en definitiva, de una "situación excepcional" que les llevó a aplicar en Cataluña el artículo 155 de la Constitución.

Rajoy y Sáenz de Santamaría, en una declaración de carácter más político, han defendido que en ningún momento se negoció con la Generalitat sobre la celebración de un referéndum porque sobre esa demanda "no había nada que hablar", mientras que Montoro ha hecho una declaración más técnica sobre cómo se controlaban las partidas presupuestarias de la Generalitat abriendo la puerta a la posibilidad de que hubiera habido desvío de fondos públicos.

Mariano Rajoy: "No hubo ningún mediador de nada"

El expresidente del Gobierno ha insistido en que en el Govern eran "plenamente conscientes" de que no iba a autorizar un referéndum "para liquidar la soberanía nacional ni la unidad de España" saltándose la ley porque se lo había dicho "con meridiana claridad", pero que a pesar de ello siguieron adelante en su propósito de declarar la independencia unilateralmente.

En este sentido, ha negado que hubiera "ningún mediador de nada" cuando le han preguntado por el papel que jugó el lehendakari Íñigo Urkullu en los días previos a la declaración unilateral de independencia. "Es el pueblo español el que decide lo que es España", ha señalado.

Rajoy:"Eran plenamente conscientes de que yo no iba a convocar un referéndum para liquidar la soberanía nacional"

En la misma línea, Sáenz de Santamaría ha explicado que se reunió hasta en tres ocasiones con el exvicepresidente Oriol Junqueras y le trasladó que sobre el referéndum no había "ni diálogo ni capacidad de entendimiento" porque "ningún gobierno democrático que cumpla la Constitución puede prestarse a autorizar un referéndum de autodeterminación" ya que no puede disponer de la soberanía nacional.

Rajoy lamenta "muchísimo" las imágenes de las cargas

Mariano Rajoy ha asegurado que lamenta "muchísimo" las imágenes de las cargas policiales del 1-O y "otras" -en alusión al lanzamiento de vallas y otros objetos a los agentes por parte de los concentrados en los colegios electorales-, pero ha culpado de ellas a los líderes independentistas. "En una situación como esa, es normal que se puedan producir enfrentamientos, sobre todo cuando hay voluntad en algunos casos concretos de que los haya", ha señalado.

En este sentido ha asegurado que "si no se hubiera llamado a la gente a un referéndum ilegal y si no se hubieran tomado decisiones quebrantando la legalidad vigente (...) nadie de los aquí presentes hubiéramos tenido que ver las lesiones de algunas personas y algunos miembros de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado".

Es el mismo argumento que ha defendido por la mañana la exvicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría, que ha culpado de las cargas a la "irresponsabilidad de la Generalitat" por llamar a los ciudadanos a participar en el 1-O para evitar que la Policía Nacional y la Guardia Civil cumplieran con los mandatos judiciales de impedir la consulta suspendida por el Tribunal Constitucional.

Sáenz de Santamaría habla de "acciones violentas" y "acoso"

"Yo he visto a lo largo de mi vida imágenes que se producen como consecuencias de disturbios que no son agradables a la vista. Creo que si no se hubiera convocado a la gente, si no se la hubiera llamado masivamente para actuar como murallas e impedir" que los Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado cumplieran con los mandatos judiciales para evitar la celebración de la consulta "a lo mejor algunas de esas imágenes que hemos visto no se habrían producido", ha afirmado Sáenz de Santamaría.

Santamaría asegura que las cargas policiales del 1-0 fueron causadas por la "irresponsabilidad de la Generalitat"

La ex número dos del Gobierno ha sostenido ante el Supremo que en la concentración ante la Consellería de Economía el 20 de septiembre de 2017 hubo "acciones violentas" y que Cataluña vivió esas semanas un "clima de acoso masivo y generalizado" a alcaldes no independentistas y a agentes de Policía Nacional y Guardia Civil.

Defensa de la aplicación del artículo 155 en Cataluña

El expresidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha defendido la aplicación del artículo "excepcional" del 155 ante la "situación excepcional" y de "acoso" que se estaba viviendo en Cataluña. Ha asegurado que fueron "muy prudentes", que insistieron "hasta la saciedad en que por ese camino no iban a ninguan parte" y le dieron la opción a Carles Puigdemont de que rectificara la vía unilateral antes de aplicar el 155 pero que no aclaró nada en sus respuestas.

Rajoy: "Tuvímos que tomar una decisión excepcional, poner en marcha el artículo 155"

Saénz de Santamaría ha defendido la aplicación del artículo 155 de la Constitución en Cataluña para "preservar la convivencia" porque no consideraron que la declaración unilateral de independencia fuera "meramente simbólica", aunque ha reconocido que no sabía si la llamada DUI se publicó en algún boletín oficial. Un argumento que han usado todos los acusados para restarle valor y defender que fue solo una "declaración política" sin consecuencias jurídicas.

Tanto Rajoy como su ex número dos han defendido además el artículo 155 frente a otras opciones como el estado de excepción o de sitio porque estos dos últimos escenarios hubieran comportado la suspensión de derechos fundamentales de los ciudadanos.

Ni Rajoy ni Montoro descartan la malversación

El expresidente del Gobierno ha reconocido que el Ministerio de Hacienda llevaba un control exhaustivo sobre las cuentas de la Generalitat pero ha asegurado que "no se puede descartar" que desde el gobierno catalán "se hubiera engañado o ocultado algunas partidas", pero este extremo, ha añadido, es algo que tendrá que dilucidar los tribunales.

El exministro de Hacienda Cristóbal Montoro también ha declarado que el control de las cuentas de la Generalitat era "exhaustivo" pero que tras la aprobación de las llamadas leyes de desconexión del 6 y 7 de septiembre de 2017, Junqueras les comunicó que se sentía "desligado" de seguir con la obligación de comunicar al Estado todas las cuentas.

Montoro sobre posibles actuaciones fraudulentas en el referéndum : "Un análisis contable presupuestario siempre puede resultar defraudado"

Montoro ha señalado que cuando dijo en una entrevista en El Mundo que no se había gastado ni un euro en la consulta se refería a la compra de las urnas, pero no a otros actos previos como la labor de Diplocat y ha admitido como Rajoy que pudieron ser engañados.

"Un análisis contable siempre puede resultar defraudado, siempre puede resultar engañoso en algún aspecto en alguna vertiente", ha respondido cuando el fiscal le ha preguntado si el control de las cuentas por parte de Hacienda excluía que pudiera haber habido "actuaciones fraudulentas".

Noticias

anterior siguiente