Enlaces accesibilidad

La brecha salarial se redujo un poco en 2016, pero siguió por encima del 22%

  • El sueldo medio de las mujeres era el 77,7% del de los hombres, según el INE
  • El 64,3% de los trabajadores con salarios más bajos eran mujeres
  • El salario más frecuente fue 16.497 euros anuales, un euro menos que en 2015
  • El sueldo medio de un trabajador era 23.156 euros, un 0,2% más

Por
Pago en efectivo entre dos personas
El salario medio anual por trabajador subió ligeramente en 2016 respecto al año anterior. Thinkstock

La brecha salarial entre hombres y mujeres se redujo algo más de medio punto en 2016, pero todavía se mantuvo alta, en un 22,3% (22,9% en 2015), según los datos de la Encuesta Anual de Estructura Salarial publicada este martes por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

El salario medio anual de las mujeres era hace dos años de 20.131,41 euros, el 77,7% del sueldo medio percibido por los hombres (25.924,43 euros), según esa encuesta que aclara que esa diferencia se reduce si se consideran puestos de trabajo similares por tipo de ocupación, tipos de contrato o jornada.

La disminución de la brecha salarial en 2016 se explica porque el salario medio femenino subió un 0,4% respecto a 2015, mientras que el masculino bajó un 0,3% en comparación al año anterior.

En todas las actividades económicas -excepto en las industrias extractivas, donde las mujeres suelen ocupar puestos administrativos-, las mujeres tuvieron un salario inferior al de los hombres.

La mayor diferencia entre el sueldo medio femenino y el masculino se dió en las actividades sanitarias y de servicios sociales -donde hubo casi 10.000 euros de brecha- y en el suministro de energía eléctrica, gas, vapor y aire acondicionado (con casi 9.000 euros anuales menos).

El salario más frecuente bajó respecto a 2015

En términos generales, la ganancia media anual por trabajador fue de 23.156,34 euros, un 0,2% más que el año anterior, una subida muy inferior al repunte del 1,1% que se registró en esa media entre 2014 y 2015.

Ese salario medio fue superior al salario mediano -el que divide el número total de trabajadores en España en partes iguales, con lo que hay los mismos trabajadores con un sueldo más alto a esa cantidad como los que tienen un sueldo más bajo-, que se situó en 19.432 euros.

El sueldo medio también fue más alto que el salario más frecuente, que fue de 16.497 euros, un euro más bajo que el que había en 2015.

Según explica el INE, los salarios mediano y más frecuente son más bajos que el medio porque hay muchos más trabajadores con sueldos bajos que con salarios elevados.

El 16,8% del total de los trabajadores en España tuvo un salario por hora es inferior a los dos tercios del salario mediano, una proporción superior a la registrada en 2015 (16,72%).

Dentro de ese grupo de trabajadores con menos ganancias, el 64,3% eran mujeres, otro dato que pone de manifiesto el mantenimiento de la desigualdad entre sexos.

Energético y financiero, los sectores mejor pagados

La media salarial más alta se registró en el sector del suministro de energía eléctrica, gas, vapor y aire acondicionado (50.992 euros anuales de media), un 120% superior a la media nacional. Las actividades financieras y seguros quedaron en segundo lugar, con un sueldo medio anual de 42.685 euros.

Mientras, los trabajadores con el sueldo medio más bajo fueron los de la hostelería (14.125 euros al año), cuya retribución anual era un 39% inferior a la media.

Si se compara con 2015, las actividades donde más subió el salario medio fueron las de educación, financieras y administración pública, mientras que bajó el de construcción, información  y comunicaciones, y suministro de energía eléctrica, gas, vapor y aire acondicionado.

Directores y gerentes cobraron un 118% más que la media

El tipo de ocupación también influye en el salario percibido por los trabajadores. En 2016, el grupo de directores y gerentes registró un salario medio anual de 50.530 euros, un 118,2% superior a la media nacional.

También estuvieron por encima de la media las ocupaciones de los grupos de técnicos y profesionales científicos e intelectuales, técnicos y profesionales de apoyo, trabajadores de los servicios de protección y seguridad y operadores de instalaciones y maquinaria fijas y montadores.

El resto de ocupaciones tuvieron unos salarios medios inferiores al promedio nacional. Las remuneraciones medias más bajas fueron las de los grupos de trabajadores no cualificados en servicios (excepto transportes), trabajadores de los servicios de restauración y comercio, y trabajadores de los servicios de salud y el cuidado de personas.

En todas las ocupaciones las mujeres tuvieron un salario inferior al de los hombres. La menor diferencia se dio en los trabajadores de los servicios de protección y seguridad y la mayor, en el grupo de trabajadores cualificados de las industrias manufactureras.

Salarios un 62% inferiores en empleos a tiempo parcial

La jornada de trabajo también condiciona mucho el nivel salarial, ya que el sueldo medio anual de los empleos a tiempo parcial fue un 62% más bajo que el de contratos a tiempo completo.

Para poder comparar entre ambos tipos de jornada hay que recurrir a la ganancia por hora. Así, el salario por hora de los trabajadores a tiempo parcial fue de 10,67 euros, por debajo de los 14,88 euros de media del mercado laboral.

Por contra, la hora de un contrato a tiempo completo se pagó en 2016 a 15,55 euros de media.

Aquí también hubo diferencias entre hombres y mujeres: la ganancia por hora de los hombres a tiempo completo estuvo un 9,4% por encima de la media, mientras que la de las mujeres fue un 2,4% inferior. Hay más de dos euros de diferencia entre ambos sueldos medios por hora (13,60 euros la hora para las mujeres y 15,94 euros para los hombres).

Los temporales cobraron un tercio menos que los indefinidos

La temporalidad del empleo influyó enormemente en el salario. Según la encuesta del INE de 2016, los trabajadores con contratos temporales cobraron un 32,4% menos que los contratados de forma indefinida. Y eso, a pesar de que el sueldo medio anual bajó un 0,2% en los empleos indefinidos, mientras que subió un 0,9% en los temporales.

Los datos revelan que la ganancia por hora de las trabajadoras temporales fue un 22,3% más baja que el salario medio por hora (11,55 euros por hora frente a 14,88 euros).

Respecto a los contratos indefinidos, el sueldo medio por hora de los hombres (16,66 euros) fue un 12% superior a la media y el de las mujeres (13,97 euros), un 6,1% inferior a esa media.

Por otro lado, los trabajadores de nacionalidad española fueron los únicos con un salario superior a la media, ya que los procedentes de la UE percibieron de media un 18,5% menos y los sueldos medios de otras nacionalidades fueron, como mínimo, un 35% menores.

Canarias, la comunidad con menor brecha, y Asturias, la de mayor

Si se tiene en cuenta la comunidad autónoma, los salarios medios más altos se registraron en País Vasco (27.481 euros al año), Madrid (26.330 euros anuales), Navarra (25.468 euros) y Cataluña (24.455 euros).

El resto de comunidades estuvieron por debajo de la media nacional. Los sueldos más bajos fueron los de Extremadura (19.475 euros anuales), Canarias (19.749 euros al año) y Castilla-La Mancha (20.826 euros).

El salario medio de las mujeres fue inferior al de los hombres en todas las autonomías.

En 2016, Canarias presentó la brecha más pequeña entre los salarios de hombres y mujeres, seguida por Baleares y Extremadura.

Por el contrario, Asturias tuvo la mayor diferencia, seguida por Navarra y Cantabria.

Noticias

anterior siguiente