Enlaces accesibilidad
A quién le importa lo que me ponga

De musa de la Movida a icono fashion: la evolución de Alaska a través de sus looks

Noticia   Maestros de la costura  

Por
 Alaska, su evolución a través de sus looks
Alaska, su evolución a través de sus looks

Su presencia en el taller de 'Maestros de la costura' ha dejado una estela de glamur. Nunca ha sido esclava de las moda y siempre se ha vestido como le ha dado la gana. Cantó eso de "A quién le importa lo que yo haga...", y este temazo se ha convertido en su lema de vida. Sus canciones dicen mucho de ella y si alguien se ha ganado el título de "reina del glam", esa es Olvido Gara. Nació en México en 1963, de madre mexicana y padre español, y residió en su país natal hasta los diez años, cuando se mudó a Madrid. Allí fue donde descubrió su verdadera personalidad y se transformó en Alaska. Con su manera de entender la vida y unos looks de lo más rompedores se abrió camino en el mundo del espectáculo y llegó a lo más alto. Y ahí sigue hoy. Alaska fue musa de la Movida y hoy es un icono fashion, motivos más que suficientes para repasar la vida del 'Huracán mexicano' a través de sus atrevidos cambios de imagen

Los años 70

Bernardo Bonezzi y Alaska de jóvenes

Bernardo Bonezzi y Alaska de jóvenes

Según su madre, Alaska siempre fue muy modosita. Su despertar surgió en los años 70, cuando empezó a jugar con su imagen. Como dice el título de una de sus canciones, 'Más es más', Alaska es el claro ejemplo de que el maximalismo arrasa. Cardados que desafiaban la ley de la gravedad, pelos de colores de lo más llamativos, maquillajes sobrecargados y, sobre todo, un cargamento de accesorios: pendientes maxi de formas geométricas, pulseras y cinturones de cuero negro con tachuelas, mitones... Una potente mezcla de estilos, desde en el punk al vintage.

 Alaska junto a los componentes del grupo Kaka de Luxe

Alaska junto a los componentes del grupo Kaka de Luxe

 Una imagen del grupo Alaska y los Pegamoides

Una imagen del grupo Alaska y los Pegamoides

A finales de 1977 formó su primer grupo de punk, Kaka de Luxe, junto a Fernando Márquez El Zurdo, Manolo Campoamor, Carlos Berlanga, Enrique Sierra y Nacho Canut. La banda se disolvió en poco tiempo, pero en 1979 nació Alaska y los Pagamoides, uno de los más representativos de la escena punk rock de la España de principios de los 80. 

Su primera aparición en televisión fue en esta casa, TVE, en el año 1979. Alaska debutó con su grupo de música y su guitarra eléctrica ante las cámaras en el programa El rock femenino, donde apareció con un estilo mucho menos llamativo del que nos tenía acostumbrados. 

Primera aparición de Alaska en TV, programa 'Rock en femenino'

Por aquel entonces ya trabajaba con el director de cine Pedro Almodóvar en la película Pepi, Luci, Bom y otras chicas del montón (1980), donde interpreta el papel de Bom, una cantante sado de punk. Y como tal, llevaba piezas de cuero y tachuelas, que combinaba con otras de estilo retro, camisetas sin mangas y vestidos sesenteros de cuadros blancos y negros, chaquetas de punto rosa con las medias a juego... Un armario delirante que hoy, 40 años después, sigue pareciendo rebelde y atrevido.  

 Pedro Almodóvar y Alaska en el estro de la película

Pedro Almodóvar y Alaska en el estro de la película

Los años 80

Los cambios de imagen de Alaska en los años 80 son incontables, aunque todos tienen algo en común: no dejan indiferente a nadie. Además de por su música, la mexicana es reconocida por su estilo cambiante y transgresor. Ella es así y así seguirá. Nunca cambiará. Los apreciamos en las portadas de sus discos, siempre llamativas, pero también las actuaciones que se guardan en el archivo de TVE. En la década de los 80 Alaska fue un referente estético para muchos jóvenes. Pero no todos. Los de aquellas generaciones, que iban de modernos, estaban divididos entre pijos y macarras: o eras de Ana Torroja y Mecano, o eras de Alaska y Pegamoides. 

 Alaska durante un concierto en Zaragoza en los 80

Alaska durante un concierto en Zaragoza en los 80

Alaska, durante una actuación en el programa 'La edad de oro'

Alaska, durante una actuación en el programa 'La edad de oro' ARCHIVO RTVE

Con los Pagamoides creció su fama y cada vez era más frecuente verla en televisión. El 13 de agosto de 1981 participó en el programa Esta noche, presentado por Carmen Maura. A pesar de su juventud, la cantante se movía como pez en el agua en las entrevistas haciendo gala de cierto descaro. Su atuendo, una mezcla de estilo gótico y punky. A falta de cardado, una cresta de grandes dimensiones para la que no estaban preparados los espectadores de aquella TVE. En esos años la vemos en negro y morado (vestida, maquillada y teñida) como la novia de Frankenstein.

Entrevista de Alaska en su visita al programa 'Este noche', con Carmen Maura

El grupo se disolvió y en 1982 nació Alaska y Dinarama, junto con Carlos Berlanga y Nacho Canut. Otro grupo referente de la Movida madrileña. Es ahí cuando ella empieza a introducir cambios en su vestuario, aunque sin salirse de su estilo. Los 80 son años de exceso y dramatisto estético y Alaska hace guiños al estilo gótico. Se rapa la cabeza, usa un maquillaje muy teatral, y un tanto 'drag', y hace del color negro su declaración de intenciones. Pero también posa en bikini y cazadora metalizadas, como la vemos en la portada del disco 'No es pecado'.

 Alaska y Dinarama en los años 80

Alaska y Dinarama en los años 80

En 1984 debutó como presentadora de La bola de cristal, una de las joyas de la corona de la historia de la televisión española. No, no fue Rosalía quien puso de moda las uñas extralargas, ¡fue Alaska! Sus rastas y su vestuario gótico encandilaron a millones de niños que seguían el programa desde sus casas para disfrutar de los electroduendes y la bruja avería. Ella fue un referente pero tiene los suyos propios: Divine, a la que lleva tatuada en el brazo, y David Bowie. 

La bola de cristal - 13/10/1984

Desde mediados de los 80 descubrimos a una Alaska un poco más rebelde y sensual. Sus habituales cardados pasaron a la historia y su pelo volvió a lucir oscuro, más natural. Son los años del Acid House y alaska tontea con los colores chillones para cantar los temas de su nuevo disco, 'Fan Fatal'. Cazadoras de cuero de colores vibrantes, mallas y tops de tonos flúor, vestidos negros con aberturas muy arriesgados... Son los años en los que muestra su cuerpo sin complejos, presumiendo de anatomía y dejando atrás la oscuridad para abrazar la alegría del color. Por poco tiempo.

 

Alaska en el año 1987

Alaska en el año 1987 Â©GTRESONLINE GTRES

En esos años destaca sobre todo que trabajó con uno de los grandes modistos de la Movida, Antonio Alvarado que la vistió en la última etapa de Dinarama, para los discos 'No es pecado', 'Diez' y 'Fan Fatal'. De aquella etapa todos recordamos el mono de lycra agujereado, el verde con volantes en las mangas y el pantalón, y el rosa chicle con mangas de flecos. La relación profesional siguió en los 90 y Alvarado vistió a Alaska durante la promo del primer disco del grupo, 'Santo Mortal'. Entonces cambia la lycra por el cuero y el látex, y siempre en negro. Va al gimnasio, se cuida y se nota. 

Fangoria explican quiénes son (1991)

En los primeros años de Fangoria, Alaska no aparece en las portadas de los discos y su presencia queda prácticamente borrada de las televisiones. Es sin embargo la etapa que ejerce como Dj, en sus locales, Morocco y Stela, unos años en los que adora comprarse negligés en las mercerías y puestos del Rastro y comienza a hacerse tatuajes. Lleva camisetas de sus grupos preferidos y tontea con otros estilos, como el grunge, aunque siempre llevándoselo a su terreno. En esos años el cambio es significativo.

 Alaska y Nacho Canut en 1981

Alaska y Nacho Canut en 1981

Los años 90

En esta década Alaska pasó a lucir una melena naranja, un tono que ya habíamos visto alguna vez en la cantante, pero no de manera continuada. Este look se convirtió en uno de los más representativos de la artista. Naranja en la larga melena y negro para vestir el cuerpo. Es la etapa más oscura de la cantante, la menos 'fashion'. Suele llevar leggings y prendas amplías que ocultan su cuerpo, y chupas de cuero, un clásico eterno en su armario. 

fangoria

En 1999 se casó en Las Vegas con su pareja y representante Mario Vaquerizo, una unión que acabó convirtiéndose en uno de los matrimonios más mediáticos del panorama nacional. La original ceremonia sorprendió a muchos, pero sus allegados lo encontraron de lo más natural: ella iba vestida de Dolly Parton y él de Elvis Presley. La llegado de Mario cambió su estilo por completo, pasó de ocultar su cuerpo a enseñarlo y remarcarlo con la ayuda de vestidos ajustados y escotes imposibles. Hay que comparar el cambio de Olvido con el de la infanta Elena con la llegada de Jaime de Marichalar. En esos años, la cantante se muestra mucho más femenina, mezclando el glamur bizarro de Divine con el glamur cabaretero de Sara Montiel. 

 Boda de Alaska y Mario en Las Vegas en 1999

Boda de Alaska y Mario en Las Vegas en 1999

Odia el color blanco pero...

Hay un disco que marca un antes y un después, 'Naturaleza muerta' porque es cuando comienza el idilio estético con Little Joe Couture, la firma de Juan Pedro del Moral, que en el grupo Nancys Rubias es Nancy Travesti. "Little Joe Couture ha acompañado a Alaska en varios de los momentos más emblemáticos de su vida: su boda civil con Mario Vaquerizo, 12 años después de su boda en Las Vegas, el Baile de la Rosa en Mónaco en su homenaje a Pedro Almodóvar y la Movida, presentaciones y promociones de discos, su obra de teatro El Amor Sigue en el Aire con Mario Vaquerizo, Bibiana Fernández y Manuel Bandera… Infinidad de momentos que permanecen en nuestra memoria", dice este modista fabuloso en su web.

Alaska en el año 2000

Alaska en el año 2000 Â©GTRESONLINE GTRES

Olvido odia el color blanco, "no lo soporto", decía a RTVE Digital en uno de los desfiles de David Delfín. Pero se ha vestido de blanco y varias veces. De blanco absoluto la vimos en la portada de 'El extraño viaje', vestida por Little Joe Couture. Y con ese look se subía al escenario para cantar 'Criticar por criticar'. 

Con el paso de los años se ha convertido en una experta en moda y una asidua a los desfiles de la Madrid Fashion Week, sobre todo los de David Delfín y María Escoté. Adoraba a David y David la adoraba a ella, tanto que cerraba todos los desfiles con un tema de Fangoria. Alaska por su amigo volvió a vestir de blanco. Y además se muere por los vestidos hiperajustados de María Escoté, con colores muy llamativos y estampados de lunares y margaritas. La faja es su gran aliada y gracias a ella luce estupenda con los diseños en lycra. 

Mario Vaquerizo y Alaska en el año 2000

Mario Vaquerizo y Alaska en el año 2000 GTRES GTRES

Mario Vaquerizo y Alaska por las calles de Madrid en 2004

Mario Vaquerizo y Alaska por las calles de Madrid en 2004 Â©KORPA GTRES

Alaska en un evento en 2007

Alaska en un evento en 2007 Â©RADIALPRESS GTRES

"Con tu tacón de aguja, los ojos pintados, dos kilos de Rimmel", con esas tres premisas la reina del glam sigue triunfando en el panorama cultural y en la escena alternativa, totalmente ajena a las modas "que vienen y van". Los vestidos ceñidos son una parte imprescindible del armario de Alaska y el negro sigue siendo su color fetiche. También es fiel al maquillaje: los ojos ahumados en negro, los labios en un rojo intenso, las cejas pintadas... los códigos de la artista más influyente del pop español, un icono atemporal, una diva que va de la astracanada al cabaret. 

 Algunos looks de Alaska de la última década

Algunos looks de Alaska de la última década

Ahora, en sus apariciones públicas y en sus conciertos, apuesta por vestidos de escote redondo, manga larga y falda de tubo que resaltan su figura exuberante. Se nota que disfruta con la moda, introduciendo pedrería, plumas y transparencias a sus looks, que son guiños a las vedettes de los 70 y 80, desde Norma Duval a su amiga Bibiana. En cambio, para su día a día opta por un look mucho más cómodo, con prendas de cuero negro y zapatillas. No falta cada domingo al Rastro, pero le resulta fácil pasar desapercibida. Si va sola, porque como vaya con Mario Vaquerizo... es imposible.  

Alaska y Mario en un desfile de moda de su amigo David Delfín en 2012

Alaska y Mario en un desfile de moda de su amigo David Delfín en 2012 GTRES GTRES

Alaska y Mario por las calles de Madrid en 2012

Alaska y Mario por las calles de Madrid en 2012 Â©GTRESONLINE GTRES

Por todo ello Alaska tenía que estar en el taller de 'Maestros de la Costura', para abrir las mentes de los aprendices, enseñarles la importancia de la fantasía en la moda y decirle a Caprile que ella se pondría uno de sus vestidos rojos de fiesta pero solo si se lo hace en látex. Y Caprile, que es más moderno de lo que parece, ha recogido el guante. ¡Ya tiene un reto!

La cantante y presentadora de Cine de Barrio ha llevado un vestido de Little Joe Couture, ha estado acompañada por Joshua, ganador de la edición anterior, y ha contado a los chicos que le encanta el látex, "pero es mucho más complicado para trabajar que el vinilo", ha revelado."Me encantan estos materiales que se ciñen a la piel, que te dan brillo y, que quieres que te diga, yo los encuentro muy sexis". Palabra de diva.