Enlaces accesibilidad

Francia exigirá el certificado sanitario en actividades culturales y espectáculos con más de 50 personas

Por
Visitantes del Museo Louvre contemplan la Mona Lisa, de Leonardo da Vinci
Visitantes del Museo Louvre contemplan la Mona Lisa, de Leonardo da Vinci EFE / EPA / YOAN VALAT

Francia pedirá desde este miércoles la presentación del certificado sanitario al público que acuda a cualquier evento cultural, deportivo o de otra índole que reúna a más de 50 personas. El proyecto de ley del Gobierno para hacerlo posible será el tema del debate parlamentario de esta tarde, cuando se espera la adopción definitiva del texto por un procedimiento de urgencia antes del fin de semana.

La prueba sanitaria puede obtenerse a través de tres vías distintas: al haber terminado la pauta de vacunación, al disponer de un test negativo de menos de 48 horas (PCR o de antígenos) o al acreditar haber superado la COVID-19 en los últimos seis meses. Las personas que cuenten con al menos uno de esos requisitos podrán acceder a los eventos sin la necesidad de llevar mascarilla, aunque se desarrollen en espacios cerrados.

La medida afecta a cinesteatrosmuseos y diversos espectáculos y se exigirá tanto a locales como a extranjeros, aunque los menores de 18 quedarán exentos hasta finales de agosto al haber sido un grupo de población con escasa oportunidad de vacunarse.

El presidente de Francia, Emmanuel Macron, pretende extender este certificado sanitario a otros actos corrientes de la vida social a partir de principios de agosto. Esta medida supondrá la obligatoriedad de presentar el documento para realizar actividades como tomar algo en un bar, entrar en los grandes centros comerciales o visitar un hospital o una residencia de ancianos. Asimismo, también se requerirá para utilizar transportes públicos de larga distancia (aviones, trenes, autocares, barcos).

Cuarta ola epidémica en Francia

Pese a las recomendaciones de la comunidad científica, Oliver Véran, ministro de Sanidad francés, anunció este martes el fin de la mascarilla obligatoria en los eventos que requieran la prueba de acceso. La noticia llega en un momento complicado del país, que está viviendo la que ya se considera oficialmente su cuarta ola epidémica. Este miércoles se registraron 18.181 nuevos casos, un nivel que no se alcanzaba desde mayo y que supone casi 11.000 más que la semana pasada.

La preocupación por el aumento de casos ha hecho que el presidente francés reúna esta mañana a los miembros de su Gobierno directamente implicados en la gestión de la pandemia en un nuevo Consejo de Defensa, en el que se tratarán cuestiones sanitarias del que podrían salir nuevos anuncios ante la irrupción de la nueva ola.
 

Noticias

anterior siguiente