Enlaces accesibilidad
Caso Madeleine McCann

La Fiscalía alemana cree que Madeleine McCann está muerta y abre una investigación por asesinato contra el sospechoso

  • Las sospechas se centran en un hombre de 43 años condenado previamente por abusos sexuales a menores

Por
La Fiscalía alemana da por muerta a Madeleine McCann

La Fiscalía alemana, que el pasado miércoles avanzo que investiga a un hombre alemán de 43 años condenado por abuso sexual a menores por su relación con la desaparición de la niña Madeleine MacCann en 2007, ha abierto diligencias contra él por asesinato, al considerar que la niña de origen británico que desapareció cuando tenía casi cuatro años está muerta. 

"La Fiscalía de Brunswick está investigando a un alemán de 43 años como sospechoso de asesinato, de lo que se puede deducir que la niña está muerta", ha asegurado el fiscal Hans Christian Wolters, en declaraciones recogidas por Reuters, en las que también ha explicado que el varón -que "actualmente está cumpliendo condena por otros delitos"- acumula "múltiples condenas por crímenes sexuales" y "ha sido sentenciado previamente por abuso sexual de menores". 

La investigación ha podido ubicar al sospechoso en Portugal a través de una llamada de teléfono que recibió el día de la desaparición de la niña. La conversación se produjo desde un número portugués y ahora se intenta identificar al interlocutor como testigo o como posible colaborador.

La policía alemana sospecha que un alemán convicto de 43 años pudo matar aMadeleine McCann

Solicitud de colaboración ciudadana

"Ayer se publicó un llamamiento a todos los testigos", ha añadido Wolters, que ha llamado la colaboración ciudadana para continuar la investigación conjunta de la Policía Criminal (BKA) alemana, que considera el caso un asesinato; la Metropolitan Police británica, que sigue tratándolo como una desaparición; y la Policía Judiciaria de Portugal. 

El sospechoso es un hombre blanco que pasó temporadas en el Algarve portugués entre 1995 y 2007. Según el fiscal, durante este tiempo vivió entre Lagos y Praia da Luz, donde la menor desapareció cuando tenía casi cuatro años, mientras dormía junto a sus hermanos gemelos en un apartamento turístico. Se trata de un delincuente sexual que ha sido condenado en varias ocasiones, incluso por abuso sexual de niños, según la BKA.

La Fiscalía alemana ha abierto una investigación contra un hombre alemán de 43 años y con condenas previas por abusos sexuales a menores por el presunto asesinato de la niña Madeleine McCann en el Algarve portugués en 2007. Las autoridades alemanas trabajan con la hipótesis de que la pequeña de casi cuatro años cuando desapareció está muerta.

La Fiscalía alemana ha asumido la investigación porque el sospechoso tuvo su última dirección en Brunswick, en Baja Sajonia, antes de marchase al extranjero, y ha revelado que habría trabajado en Portugal como personal de catering, entre otros empleos. "Los informes indican que el acusado desarrolló actividad criminal mientras estaba en la zona, como asaltos en complejos hoteleros y apartamentos vacacionales o tráfico de drogas", ha explicado el fiscal alemán.

Madeleine MacCann desapareció de su habitación el 3 de mayo de 2007 durante unas vacaciones familiares en el Algarve portugués mientras sus padres se encontraban cenando con unos amigos cerca de Praia da Luz.

 Los McCann no pierden la esperanza de que su hija esté viva

"No puedo recordar un momento en el que la policía haya sido tan específica sobre un individuo en los últimos 13 años", ha señalado el portavoz de la familia McCann, Clarence Mitchell, que ha revelado que los investigadores buscan detalles específicos sobre los movimientos del sospechoso en el momento de la desaparición, los vehículos que pudo utilizar, qué hizo luego con ellos, así como con el teléfono que empleó el día y la noche en cuestión.

Mitchell ha añadido que la familia ve este momento como un avance "significativo", ya que, "de los miles de pistas y potenciales sospechoso que se han mencionado o discutido, no ha habido nunca nada tan claro, no solo para uno, sino para tres cuerpos policiales", cuyo trabajo ha agradecido en varias ocasiones.

"Solo quieren saber que pasó con su hija, descubrir la verdad y poner en manos de la justicia a quienquiera que fuera el responsable de la desaparición", ha declarado Mitchell, que ha explicado que los padres de la niña, que ahora tendría 16 años, no van a realizar declaraciones ni conceder entrevistas porque quieren "que el foco se mantenga en la investigación". 

Kate y Gerry McCann "no han perdido la esperanza de encontrar a Madeleine viva a pesar del paso del tiempo", ha afirmado el portavoz. No obstante, reconoce que los progenitores "son realistas" y solo quieren que el trabajo policial llegue a buen puerto porque "necesitan saber y encontrar paz". 

Aunque ya han pasado 13 años de la desaparición, el caso de la niña Madeleine McCann sigue abierto y Scotland Yard ha seguido varias líneas de investigación. Ahora, la Fiscalía alemana pone el foco en un sospechoso de 43 años y con antecedentes penales, por lo que la familia de la niña espera que por fin se aclare qué pasó con su hija.

Noticias

anterior siguiente