Enlaces accesibilidad

Israel crea la primera colonia en territorio palestino en veinte años

  • Netanyahu da luz verde al asentamiento frente a la condena de la ONU
  • La nueva colonia realoja a los colonos expulsados del asentamiento de Amoná
  • El anuncio de la construcción coincide con el Día de la Tierra Palestina

Por
Israel crea el primer asentamiento en territorio de Cisjordania en veinte años

El secretario general de la ONU, António Guterres, ha condenado este viernes la decisión de Israel de crear una nueva colonia en el territorio ocupado de Cisjordania, según un comunicado difundido en su nombre por la representación de esa organización en Jerusalén. Se trata del primer asentamiento creado oficialmente en las últimas dos décadas.

La creación de la nueva colonia fue aprobada el jueves con el apoyo masivo del Gobierno de Netanyahu. Se da la circunstancia de que ese día, el jueves, también se celebraba el Día de la Tierra Palestina. 

El asentamiento aprobado está ubicado en una zona del territorio ocupado de Cisjordania conocida como el Valle de Shiló, al norte de Ramala, y realojará a las familias que fueron evacuadas el pasado febrero de la colonia de Amoná, situada a pocos kilómetros.

Guterres "toma nota con decepción y alarma de la decisión de Israel de construir un nuevo asentamiento en el territorio palestino ocupado", dice la nota de prensa, difundida horas después de la decisión israelí.

Amoná fue evacuada por orden judicial, dado que sus casas fueron construidas por los colonos judíos sobre tierras privadas palestinas. Tras su evacuación, el primer ministro les prometió reubicarlos como grupo, aunque un primer intento fracasó porque las tierras adjudicadas eran también de propiedad privada. 

Jóvenes colonos se han enfrentado a las fuerzas policiales arrojándoles a su llegada piedras, lejía y otros líquidos.

Jóvenes colonos se han enfrentado a las fuerzas policiales arrojándoles a su llegada piedras, lejía y otros líquidos. REUTERS REUTERS/Ronen Zvulun

La convivencia no está en la agenda

El consejo para asuntos de seguridad, el organismo israelí que el jueves aprobó el nuevo asentamiento, también ha autorizado la venta de 2.000 nuevas viviendas en las colonias, de un paquete de 5.700 aprobadas hace dos meses en respuesta a una condena del Consejo de Seguridad de la ONU de las colonias judías.

El secretario general "ha insistido sistemáticamente en que no existe un Plan B para que israelíes y palestinos vivan juntos en paz y seguridad" y por tanto "condena todas las acciones unilaterales que, como la actual, amenazan la paz y socavan la solución de dos Estados", cita la nota de este viernes.

Israel también ha declarado como "tierras estatales" unas 90 hectáreas alrededor de los asentamientos de Adei Ad, Guivat Haroe y Alí, con el fin de resolver "cuestiones legales" que no se han explicado en el comunicado oficial. Esta reclasificación permitirá a las colonias mencionadas construir y extenderse.

La aplicación del derecho internacional

Guterres ha recordado que "las actividades en los asentamientos son ilegales en virtud del derecho internacional y constituyen un obstáculo para la paz".

Los anuncios han sido objeto de una dura condena por parte de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP). Hanán Ashrawi, miembro de su Comité Ejecutivo, dijo en un comunicado que el primer ministro y su "coalición de gobierno extremista y racista continúan su sistemática política de colonización, apartheid, y limpieza étnica".

"Muestran un flagrante desprecio por los derechos humanos palestinos, su independencia y dignidad", ha apuntado. "El anuncio prueba una vez más que Israel está más comprometida con su población ilegal de colonos que en cumplir los requisitos para la estabilidad y una paz justa", ha insistido.

Noticias

anterior siguiente