Enlaces accesibilidad

Putin advierte al cierre del G20 que ayudará a Siria en el caso de un ataque militar exterior

Por
Putin advierte al cierre del G20 que ayudará a Siria en el caso de un ataque militar exterior

El presidente de Rusia, Vladímir Putin, ha advertido que su país ayudará a Siria en caso de un ataque militar exterior. "¿Vamos a ayudar a Siria? Sí", ha afirmado Putin en respuesta a una pregunta sobre qué hará Moscú en caso de una intervención en el país árabe. Así lo ha asegurado en la conferencia de prensa  al cierre de la cumbre del G20 en San Petersburgo y después de mantener un encuentro, no previsto en el marco de la cumbre, con el presidente de EE.UU. Barack Obama, en el que ambos han mantenido sus diferencias.

Líderes y ministros han aprovechado la última jornada de la cumbre para intensificar sus contactos en un intento de evitar el ataque del que son partidarios EE.UU., Francia,Turquía, Arabia Saudí y Canadá. Mientras que Reino Unido mantiene su respaldo a una intervenvión pero su Parlamento se ha opuesto, según ha avanzado el propio presidente ruso.

El presidente de Estados Unidos no ha logrado recabar el apoyo de los países del G20 en un posible ataque militar en Siria, pero ha conseguido que los Gobiernos de Australia, Canadá, Francia, Italia, Japón,  Corea del Sur, Arabia Saudí, España, Turquía, Reino Unido y EE.UU. reclamen a través de un comunicado conjunto una "fuerte respuesta internacional" al uso de armas  químicas en Siria, según un comunicado divulgado por la Casa Blanca tras  el cierre de la cumbre.

"Llamamos a una fuerte respuesta internacional a esta  grave violación de las normas y la conciencia mundial, que  envíe un  claro mensaje para que este tipo de atrocidad no vuelva a repetirse",  señala la nota.

Encuentro sin aproximaciones entre Obama y Putin

Además, Obama, ha anunciado que se dirigirá a la nación el próximo martes desde la Casa Blanca. "Voy a seguir hablando con los líderes de todo el mundo y con el Congreso, voy a hacer todo lo que pueda con el pueblo estadounidense y la comunidad internacional para elegir la opción adecuada", ha señalado en la conferencia de cierre de la cumbre.

El encuentro entre Obama y Putin, que se ha prolongado por 20 minutos ha  tratado "fundamentalmente" de la cuestión siria, ha explicado el asesor  del jefe Kremlin Yuri Ushakov. "Las divergencias se mantienen", ha añadido.

Pese a las divergencia entre ambos, continuarán los contactos entre los ministros de Exteriores de EE.UU. y Rusia, ha asegurado el asesor del jefe del Kremlin, respecto a "una serie de asuntos, también relacionados con Siria". Precisamente, el ministro de Exteriores ruso, Serguéi Lavrov, cuyo país es el principal aliado del régimen de Bachar Al Asad, ha emprendido una ronda de encuentros bilaterales este viernes con sus colegas de China, Canadá, Francia y Turquía.

Un corredor humanitario sin obstáculos en Siria

Mientras, el primer ministro británico, David Cameron, no ha excluido acciones en Siria sin mandato de una resolución del Consejo de Seguridad de la ONU. "Será mejor con resolución, pero no se puede excluir acciones (en relación a Siria) si no se logra conseguir (la resolución)", dijo el mandatario británico a la prensa a la conclusión de la cumbre de líderes del G20 en la ciudad rusa de San Petersburgo.

Cameron ha anunciado que Reino Unido y varios países del G20 han acordado en la cumbre tomar las medidas pertinentes para garantizar un corredor humanitario sin obstáculos en el territorio sirio.

"Durante el encuentro con el secretario general de la ONU (Ban-ki Moon) y los líderes de Japón, Turquía, Canadá, Francia, Australia, Arabia Saudí y Estados Unidos hemos acordado cooperar en el marco de ese organismo para crear un acceso sin obstáculos al territorio de Siria", afirmó el jefe del Gobierno británico.

Cameron asegura haber sentido tristeza cuando escuchó a "algunos  participantes en la cumbre decir que es algo que se sólo se puede  decidir con el mandato del Consejo de Seguridad ( de la ONU) a sabiendas  que ellos mismos forman parte del mismo y pueden vetar cualquier  decisión".

El primer ministro británico, David Cameron -aliado de Obama pero atado  de pies y manos para sumarse a una intervención en Siria por el rechazo  de su parlamento- aseguró este jueves que tienen nuevas pruebas de que Asad empleó gas sarín.

La ONU: una acción agravará la situación humanitaria

El jefe de la ONU ha reiterado a los mandatarios su advertencia de que una acción armada contra Siria solo agravará la situación humanitaria en ese país, y les ha instado a llegar a un acuerdo para convocar cuanto antes una conferencia de paz en Ginebra.

Para recabar respaldo a esta iniciativa, Ban se ha reunido con la canciller alemana, Angela Merkel, con la que ha tratado "acerca del conflicto en Siria, el agravamiento de la crisis humanitaria y la investigación sobre el empleo de armas químicas", según ha informado un portavoz de la ONU.

También ha mantenido otra reunión bilateral centrada en Siria con el presidente de Francia, Francois Hollande, a la que han asistido el enviado especial de Naciones Unidas para Siria, Lakhdar Brahimi, y el ministro de Exteriores francés, Laurent Fabius. Francia es actualmente el único país europeo dispuesto a participar en una intervención militar contra Siria, si el Congreso de EE.UU. autoriza al presidente Barack Obama a lanzarla, aún sin el aval de la ONU.

Según el portavoz de Ban, el secretario general "informó a Hollande acerca de la investigación llevada a cabo sobre el terreno por inspectores de la ONU" sobre lo sucedido el pasado 21 de agosto, cuando supuestamente las tropas sirias emplearon armas químicas matando a más de 1.400 personas cerca de Damasco.

Aunque la crisis siria estaba oficialmente fuera de la agenda de la cumbre, el asunto se ha colado definitivamente en los trabajos, y este jueves los mandatarios discutieron sobre ello en la cena que tuvieron juntos.

Noticias

anterior siguiente