Enlaces accesibilidad

Zapatero confía en su política económica para salir de la crisis y la oposición pide un Pacto de Estado

  • Anuncia un recorte del gasto público de 1.500 millones de euros
  • Rajoy cree que la medida "la podría haber hecho hace tres meses"
  • Varios partidos de la oposición piden un Pacto de Estado
  • Zapatero anuncia un debate sobre reformas estructurales
  • Cree que la actual crisis "aún no ha tocado fondo"
  • Así lo hemos contado en RTVE.es

Por
Zapatero pide en su comparecencia en el Congreso unidad frente a la crisis y el desempleo
Se trataba de su séptima comparecencia en el Congreso para tratar la crisis y Zapatero ha vuelto a basar su discurso en la confianza en su política económica, a la que ha sumado una nueva medida: recortar 1.500 millones de euros del gasto público. Para lograr su aprobación, el presidente del Gobierno ha pedido al resto de los partidos que "arrimen el hombro" y "a partir de mañana" comenzará los contactos.

El recorte está destinado a los gastos no financieros previstos en los Presupuestos Generales del Estado de 2009, y afectará a todos los ministerios y a todas las partidas de gasto 'aplazable'. El fin de liberar los recursos era, en un principio, y según el discurso distribuido por el Ministerio de la Presidencia, financiar las prestaciones por desempleo, aunque Zapatero finalmente decidió desvincular este aspecto.

En definitiva, este nuevo recorte del gasto, unido a la reducción del 1,8% de los gastos corrientes ya incluida en las cuentas del próximo año, supone un recorte total del gasto público del 2,6%. Esta reducción, ha explicado Zapatero, no afectará "en ningún caso" a las retribuciones de los empleados públicos ni a los programas de protección social o los fondos extraordinarios para estimular el empleo.

Rajoy: "Llega demasiado tarde"

El presidente del Partido Popular, Mariano Rajoy, ha indicado que "podría haberlo hecho hace tres meses" y ha aconsejado al jefe del Ejecutivo que lo que tiene que conseguir es que los ciudadanos "recuperen la confianza". En cuanto a la petición de ayuda del Gobierno, Rajoy la ha desestimado porque cree que llega "demasiado tarde".

No ha sido la única medida criticada por el líder popular, al que le ha parecido "carísimo" el Plan de Obras Públicas, en el que el Gobierno ha invertido 8.500 millones de euros. Según Rajoy, "para unos pocos empleos es mucho dinero".

Sin embargo, Zapatero ha utilizado este Plan como una de sus grandes bazas ante la crisis y ha asegurado que gracias a él se crearán "300.000 puestos de trabajo". Asimismo, ha animado a todos los ayuntamientos de España, incluidos los gobernados por el PP, a que participen en el plan y dinamicen la creación de empleo.

Finalmente, ha aceptado la celebración de un debate sobre reformas estructurales en las próximas fechas.

Un Pacto de Estado

El resto de los partidos no ha sido tan tajante como el PP, y han pedido a Zapatero un Pacto de Estado. Un gran pacto en el que se cuente con las fuerzas políticas y no sólo con los sindicatos. Para el portavoz de CiU, Josep Antoni Durán i Lleida, dicho pacto debería tener "ética en la austeridad en el gasto público, mejora de la productividad y un compromiso de transparencia".

Rosa Díez, portavoz de UPyD, ha ido más allá y ha opinado que si Zapatero no convoca un gran pacto, debería "convocar elecciones". Mientras que Gaspar Llamazares, portavoz de Izquierda Unida, cree que el pacto debería ser "un acuerdo de izquierdas y un gran pacto social".

Por su parte, Josu Erkoreka, el portavoz de PNV, ha lamentado que el Gobierno sólo cuente con el resto de partidos para lograr los votos que apoyen sus decisiones. Para aumentar la cooperación, Erkoreka ha propuesto la creación de un "observatorio permamente de la crisis financiera para facilitar la actuación de los grupos parlamentarios en las decisiones".

La protección social, "prioridad irrenunciable"

Si ha habido un tema común en todos los comparecientes, ese ha sido el paro. Los últimos datos del desempleo han encendido todas las alarmas y la preocupación ha sido una constante durante esta tarde en el hemiciclo. Una de las más claras ha sido Ana Oramas, portavoz de Coalición Canaria, que ha indicado que en Andalucia y Canarias el paro podría alcanzar el 30% en septiembre si la campaña turística no cumple las espectativas.

Zapatero ha insistido en varias ocasiones en que la principal prioridad del Gobierno en estos momentos es la "protección social" y ha indicado que las líneas de su política están destinadas a la creación de empleo. El presidente del Gobierno ha asegurado que los 'nichos' de empleo se encuentran en las nuevas iniciativas "como la Ley de Dependencia, las energías renovables o la sostenibilidad ambiental".

En este sentido, Zapatero ha apostado por "reforzar los sectores que impulsan la economía, como el turismo y el sector financiero y apoyar a las nuevas iniciativas".

Medidas para salir de una crisis de la que, para Zapatero, "aún no se ha tocado fondo" pero que, según las previsiones del Gobierno, "se podría empezar a ver la luz al final del tunel en diciembre de 2009".

Noticias

anterior siguiente