Enlaces accesibilidad
Champions | Real Madrid 3-1 Liverpool

La madurez de Vinicius encamina al Madrid a semifinales de Champions frente al Liverpool

  • El brasileño, autor de su primer doblete como madridista, protagoniza la victoria de los blancos
  • Narración y estadísticas del Real Madrid 3-1 Liverpool, cuartos de final de la Champions League

Por
Vinicius Júnior celebra el primer gol del Madrid ante el Liverpool.
Vinicius Júnior celebra el primer gol del Madrid ante el Liverpool. EFE

Ficha técnica:

3 - Real Madrid: Courtois; Lucas Vázquez, Militao, Nacho, Mendy; Casemiro, Modric, Kroos; Marco Asensio (Fede Valverde, m.70), Vinicius (Rodrygo, m.85) y Benzema.

1 - Liverpool: Alisson; Alexander-Arnold, Kabak (Firmino, m.81), Phillips, Robertson; Keita (Thiago, m.42), Wijnaldum, Fabinho; Salah, Jota (Shaqiri, m.81) y Mané.

Goles: 1-0, m.27: Vinicius. 2-0, m.36: Asensio. 2-1, m.52: Salah. 3-1, m.65: Vinicius.

Árbitro: Felix Brych (GER). Amonestó a Lucas (49) por el Real Madrid; y a Mané (39), Thiago (56) y Arnold (83), del Liverpool.

Incidencias: partido de ida de los cuartos de final de la Liga de Campeones disputado en el estadio Alfredo di Stéfano a puerta cerrada.

El Real Madrid da un golpe de autoridad ante el Liverpool en su eliminatoria de cuartos de final de la Champions League. Con su victoria en la ida por 3-1, en partido disputado en el Alfredo di Stéfano, da un gran paso a semifinales aunque el gol de los 'reds' deja la vuelta abierta.

De los tres del Madrid surge un protagonista por derecho propio, el brasileño Vinicius Júnior. Otrora cuestionado por su falta de puntería, el extremo merengue se reivindicó con su partido más completo y dos goles, su primer doblete con la camiseta del primer equipo. El otro goleador fue Marco Asensio, en su cuarto partido consecutivo viendo portería.

Después de un inicio muy táctico, con los dos equipos buscando la mejor manera de salir de la presión alta, fue el Madrid el que encontró el camino de las bandas con desplazamientos largos, tratando de aprovechar la velocidad de Vinicius.

Blancas fueron las primeras llegadas y ocasiones, aunque tímidas en esos primeros minutos sin apenas peligro para el meta Alisson.

Lo que sí logró el Madrid fue hacerse con la posesión del balón y, minuto a minuto, desactivar al Liverpool que se vio pase a pase superado. Una de esas jugadas en largo rompió el partido.

Toni Kroos hizo gala de su calidad en el pase largo y la puso a la espalda de los centrales para que Vinicius explotara su velocidad y batiera por bajo a Alisson en su salida (minuto 27).

Lo necesitaba el Madrid y lo necesitaba Vinicius, un gol limpio que no tocó en rival alguno que desviara la trayectoria. Porque su siguiente intento sí que tocó en un defensa y provocó un córner, pero ya había activado el modo crucero del conjunto de Zinedine Zidane.

El que no falló fue un enrachado Marco Asensio, aprovechando el regalo de Arnold tratando de despejar otro centro de Kroos. El lateral inglés asistió al balear, que la elevó con calidad ante la salida de Alisson para hacer el segundo (minuto 36).

El alemán Jurgen Klopp se desesperaba y hacía su primer cambio antes incluso de que se llegara al descanso, dando entrada al español Thiago Alcántara por Nabil Keita, que quedaba así señalado.

Pero ni así lograba corregir los errores defensivos y a punto estuvo Asensio de hacer sangre de otro en el lateral, en este caso de Kabak. El pie izquierdo de Alisson lo desvió oportunamente.

Salah mete presión y Vinicius responde con su doblete

Ese pie y el de Salah en la reanudación permitieron que el Liverpool se reintegrara en la pelea. El egipcio se beneficio del rebote en la defensa en el disparo de su compañero Diogo Jota para batir a Courtois bordeando el fuera de juego (minuto 51).

Un gol que ponía el partido muy cómodo para el conjunto inglés para pensar en la remontada en Anfield sin desdeñar una contra peligrosa. Pero el Madrid quería ir a por más y el partido se rompió.

Ahí tenía más ventaja el que pusiera más velocidad, y en eso Vinicius todavía no había dicho su última palabra. Asensio forzó el córner en una contra y en la jugada a balón parado Luka Modric encontró a un Vinicius inspirado para poner ajustado al palo el centro del croata (minuto 66).

El extremo brasileño firmaba así su primer doblete con la camiseta del primer equipo, pues ya lo había hecho con el filial, y a punto estuvo de hacerlo en otra contra Asensio antes de dejar su sitio a Fede Valverde, la gran novedad en la convocatoria.

Con cuatro centrocampistas buscaba Zidane asegurar la posesión en el último cuarto de hora y no llevarse una segunda sorpresa que lastrara su ventaja para la vuelta. Esa sorpresa era la que buscaba Klopp con la entrada de Shaqiri y Firmino en la recta final.

Más lógico era el cambio de un exhausto Vinicius, sin duda el hombre del partido, por su compatriota Rodrygo; un cambio de refresco puro.

En los últimos minutos, incluidos los de añadido, buscó el Liverpool ese segundo gol que les diera aún más impulso para buscar una remontada como la que en 2019 les permitió apear al Barça.

Deportes

anterior siguiente