Enlaces accesibilidad

Fútbol

Suspendido el partido entre el Rayo y el Albacete por los insultos a Zozulya: "Puto nazi"

  • No había precedentes de suspensión en el fútbol profesional español a pesar de otros casos, por ejemplo, por racismo
  • El futbolista ucraniano, acusado de ideología neonazi, ya vio frustrado en 2017 su fichaje por el club madrileño

Por
Concentración en Vallecas en 2017 en protesta por el fichaje de Roman Zozulya
Concentración en Vallecas en 2017 en protesta por el fichaje de Roman Zozulya (EPA) EFE

El partido entre el Rayo Vallecano y el Albacete ha quedado suspendido al descanso debido a los cánticos en su contra que ha sufrido el jugador del conjunto visitante Roman Zozulya durante toda la primera mitad. Es una decisión inédita en la historia del fútbol profesional en España.

Durante la primera mitad del encuentro de este domingo, una parte de la afición del Rayo, la situada en el único fondo del estadio, cantó en reiteradas ocasiones "Roman Zozulya puto nazi", informa Efe.

Roman Zozulya puto nazi

Los cánticos provocaron que el árbitro parara el partido durante unos instantes para que se pidiera por megafonía el cese de los insultos, añade la agencia.

LaLiga ha emitido un breve comunicado en el que manifiesta su acuerdo con la decision tomada por el colegiado José Antonio López Toca. La organizadora de la competición ha añadido que seguirá trabajando "para erradicar la violencia, el racismo y la xenofobia en los estadios del fútbol profesional español".

Desde una de las principales peñas del Rayo, los Bukaneros, han criticado la medida. "Ni por racismo, ni por xenofobia, ni por violencia. La primera vez que se suspende un partido en España es por decir la verdad", ha escrito la el colectivo en su cuenta de Twitter.

Por su parte, Raúl Martín Presa, presidente del Rayo Vallecano, ha condenado "tajantemente" los insultos.  "No se va a tolerar ningún tipo de violencia, ni física ni verbal" en el estadio del club, ha dicho, citado por Efe.

En el equipo visitante, su vicepresidente Víctor Varela ha dicho que el Albacete apoyó la suspensión "porque no se daban las condiciones para jugar".

"La decisión la ha tomado el árbitro junto con la Real Federación Española de Fútbol, pero hay que decir que hemos contado con el apoyo de la Liga y el Rayo", ha añadido, siempre según la misma fuente.

La historia de Zozulya con el Rayo se remonta a enero de 2017, cuando el ucraniano llegó cedido por el Betis. Unos días después de anunciarse su incorporación se marchó de regreso a Sevilla sin debutar ni entrenarse con sus nuevos compañeros debido al rechazo que mostró parte de la afición vallecana por él, al que le acusaron de tener una ideología neonazi.

A la espera de conocer la postura del jugador, todo apunta a que Zozulya no jugará en el Rayo Vallecano debido a la presión que han ejercido en contra del fichaje los aficionados rayistas. No es un caso único. Hay otros en los que la afición se mostró contraria a algunos refuerzos y consiguieron parar esos fichajes.

Según la agencia Efe, esta suspensión supone el primer caso de este tipo en la historia de la Liga española después de numerosos precedentes de cánticos, gestos o exhibición de simbolgía racista. Su servicio de documentación ha recogido una larga serie de incidentes que no dieron pie a una suspensión. Como cuando en 2005 lanzaron un plátano al jugador del Espanyol Carlos Kameni en el estadio Vicente Calderón; o ya después de la entrada en vigor de la ley contra la violencia en el deporte, un hecho calcado dirigido a Dani Alves en el campo del Villarreal en 2015.

Deportes

anterior siguiente