Anterior Detenido en Torrevieja un hombre de cuarenta y cinco años por grabar a una menor en unos probadores Siguiente París vive otro nuevo episodio de la era Chris Froome Arriba Ir arriba
Fotografía de archivo de una plataforma petrolífera de BP en el Mar del Norte
Fotografía de archivo de una plataforma petrolífera de BP en el Mar del Norte. EFE BP

La petrolera británica BP recortará 4.000 empleos por el desplome del precio del crudo

  • La compañía reducirá el gasto en las áreas de exploración y producción

  • La fuerza laboral en esos departamentos quedará por debajo de 20.000 personas

  • En sus operaciones en el Reino Unido ejecutará unos 600 despidos

|

La petrolera británica BP ha anunciado que recortará 4.000 empleos a nivel global para hacer frente a la caída del precio del petróleo, que ronda los 31 dólares por el exceso de oferta en el mercado y el enfriamiento de la economía china.

Un portavoz de la compañía ha explicado a la cadena pública británica BBC que la depreciación del crudo, que se ha desplomado un 70% en un año y medio, le obliga a reducir el gasto en las áreas de exploración y producción, donde se propone "simplificar la estructura y ahorrar costes sin perjudicar la seguridad".

El portavoz ha precisado que, tras la supresión de estos puestos de trabajo durante 2016, la fuerza laboral de la empresa en esos departamentos quedará por debajo de 20.000 personas, de una plantilla total de 80.000.

BP ha asegurado que sigue comprometida con la extracción de petróleo en el mar del Norte y ha indicado que este año invertirá 4.000 millones de dólares (unos 3.700 millones de euros al cambio actual) en sus operaciones en el Reino Unido, donde ejecutará unos 600 despidos.

Las grandes empresas petroleras han indicado que reducirán sus inversiones y tratarán de reducir gastos ante la persistente caída del precio del crudo, que este lunes bajó de los 32 dólares en Londres por primera vez desde abril de 2004.

Los precios del petróleo agudizaron su desplome la semana pasada ante las turbulencias financieras en China, segundo consumidor mundial de crudo, mientras que continúa la preocupación por el exceso de oferta en el mercado.

Además, la tensión política entre Arabia Saudí e Irán, dos de los mayores productores de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP), dificulta alcanzar un acuerdo para limitar el techo de producción de ese grupo de países.

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente