Anterior La muerte de un adolescente a manos de la Policía paraliza la guerra contra las drogas de Duterte Siguiente Las autoridades belgas preguntaron a las españolas por el imán de Ripoll y no constaban antecedentes Arriba Ir arriba
EL POLICÍA QUE MATÓ A UN JOVEN NEGRO EN FERGUSON (EEUU) QUEDA LIBRE SIN CARGOS
Lesley McSpadden, madre del joven negro Michael Brown, y su esposo, Louis Head, tras conocer la decisión EFE cjg MS AA

Libre sin cargos el policía que mató a tiros al joven Michael Brown en Ferguson

  • El gran jurado ha concluido que no hay pruebas suficientes para imputarlo

  • La familia llama a la calma y manifiesta encontrarse "muy decepcionada"

  • Obama asegura que Ferguson muestra los retos de todo el país

|

Darren Wilson, el policía que mató a tiros al joven negro Michael Brown en la localidad de Ferguson (Misuri, EE.UU.), seguirá libre y sin cargos después de que un gran jurado haya concluido este lunes que no hay pruebas suficientes para imputarlo.

El jurado, compuesto por 12 personas, nueve blancas y tres negras, y constituido en mayo (por tanto, antes de los hechos sobre los que ha fallado) ha escuchado a 60 testigos y ha estimado que no existe "causa probable" para imputar al agente que disparó contra el joven, de 18 años, el pasado nueve de agosto. Brown estaba desarmado.

Tras el fallo, el gobernador de Misuri ha llamado a la calma, pero ha sido en vano. La comunidad afroamericana de Ferguson ha salido a la calle y se han producido graves enfrentamientos con la Policía. En otras ciudades del país, como Nueva York, Chicago o Los Ángeles, también se han registrado protestas e incidentes.

"No hay razón suficiente para imputar a Wilson"

Cientos de personas se habían congregado en las calles de Ferguson a la espera de conocer el fallo, que llega tras tres meses de investigaciones.

El fiscal del condado de San Luis, Robert McCulloch, ha sido el encargado de anunciar la decisión. "El deber de un gran jurado es separar los hechos de la ficción", ha señalado el fiscal, y sus miembros "han determinado que no hay razón suficiente para imputar al oficial Wilson". McCulloch también ha señalado que esta decisión "no gustará a algunos".

El abogado de Wilson ha defendido el fallo y ha asegurado que el agente disparó de acuerdo con la ley y con su entrenamiento.

En el sistema judicial de Estados Unidos el gran jurado decide si hay pruebas suficientes para presentar cargos contra una persona, por lo que tras su decisión el caso de Wilson queda cerrado por la vía penal.

No obstante, continúa la investigación del Departamento de Justicia sobre si hubo una violación de los derechos civiles en un caso en el convergen dos debates clave: la discriminación racial y la violencia policial.

La familia de Brown, "profundamente decepcionada"

La familia del joven, ha manifestado encontrarse "muy decepcionada". "El asesino de nuestro hijo no afrontará las consecuencias de sus actos", han afirmado.

No obstante, los familiares también han llamado a la calma tras la lectura del veredicto, ya que entienden que "responder a la violencia con violencia no es la respuesta".

Según el New York Times, la familia va a explorar todas las opciones legales para revertir la decisión. “No confían en este fiscal, nunca lo han hecho" - ha declarado el abogado de la familia, Benjamin Crump - "Van a intentar conseguir algún cambio positivo de todo esto, porque comprenden que el sistema tiene que cambiar".

El presidente de EE.UU., Barack Obama, durante su comparecencia. Fotos: REUTERS/Joshua Roberts

El presidente de EE.UU., Barack Obama, durante su comparecencia. Fotos: REUTERS/Joshua Roberts

Obama: "Este caso "evidencia" los retos aún pendientes en el país"

También el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, ha llamado a la calma. 

Obama ha admitido que este caso "evidencia" los retos aún pendientes en una nación con una historia de discriminación racial.

"Hemos hecho grandes progresos en las relaciones raciales, he sido testigo de ello en mi propia vida, pero sigue habiendo problemas (...) La situación en Ferguson evidencia desafíos que seguimos teniendo como nación", ha declarado Obama en una comparecencia no prevista en la Casa Blanca.

La muerte de Brown y las versiones contradictorias de la Policía y los testigos ya provocó una violenta ola de protestas en agosto, que entonces se limitaron a Ferguson. Los manifestantes denuncian que son objeto de acoso y represión de la Policía, formada por agentes blancos en una localidad de mayoría negra: más de un 60% de los residentes de Ferguson son afroamericanos pero sólo hay 3 negros entre los 56 policías locales y uno en el gobierno municipal.

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente