Enlaces accesibilidad

El fiscal recurre la imputación de la infanta y acusa al juez Castro de hacer una "instrucción a la carta"

  • El fiscal Pedro Horrach ha presentado recurso en los juzgados de Palma
  • Acusa al juez de hacer "conjeturas" y de investigaciones "contradictorias"
  • Pone en duda la "imparcialidad, objetividad y congruencia" del juez Castro
  • Dice que ha despreciado "indicios de notable fuerza exculpatoria" a la infanta

Por
Anticorrupción recurre la imputación de la infanta Cristina y acusa al juez de hacer un auto 'a la carta'

El fiscal Anticorrupción Pedro Horrach ha presentado un recurso contra el auto del juez instructor del caso Nóos, José Castro, en el que este mantiene la imputación de la infanta Cristina por delito fiscal y blanqueo,  ya que no ve "indicios racionales" para ello, y ha mostrado su confianza en que la Audiencia Provincial de Baleares revoque la resolución judicial del magistrado.

Horrach ha presentado un escrito de 63 páginas (ver .pdf), en el que ha recriminado al juez haber llevado a cabo una instrucción "a la carta" y haber practicado investigaciones "contradictorias" en torno a la hermana del rey "a modo de encaje de bolillos" y acusa al juez de estar influido por los medios de comunicación y pone en duda la "imparcialidad, objetividad y congruencia" del magistrado.

También ha recurrido la imputación de Ana María Tejeiro, la esposa de Diego Torres (el exsocio de Iñaki Urdangarin en el Instituto Nóos), por delito fiscal.

El fiscal Pedro Horrach ha interpuesto el recurso en los Juzgados de Palma y será elevado al tribunal de la Sección Segunda de cara a su resolución.

Castro ha dado tres días a las partes para que puedan recurrir en reforma -ante el propio Juzgado- la resolución judicial, y cinco días para que puedan hacerlo directamente ante la Audiencia, aunque previsiblemente las apelaciones no se resolverán hasta el mes de septiembre.

"El recurso ha sido fácil de preparar"

Horrach ha presentado el recurso apenas 24 horas después de que Castro dictase su auto. Ante esto, el fiscal anticorrupción ha subrayado a la prensa que ha sido "fácil de preparar", puesto que las resoluciones judiciales dictadas hasta el momento por el juez instructor "han ido encaminadas hacia el mismo sentido".

"He tenido tiempo suficiente para prepararlo", ha incidido el representante del Ministerio Público, quien ha insistido en la "falta" de elementos incriminatorios contra la hermana del rey, así como contra la mujer de Diego Torres, por la presunta comisión de delitos contra Hacienda.

El fiscal Horrach ya dijo el miércoles que, en su opinión, "la infanta ha sido imputada por ser quien es" y en consecuencia entiende que se la ha tratado de manera "injusta", además de no haber elementos que la involucren en la comisión de los delitos que el juez le imputa.

En la apelación, Horrach señala la existencia de contradicciones y omisiones en las resoluciones adoptadas por el juez a lo largo de la instrucción, principalmente entre el auto del 5 de marzo de 2012 en el que desestimó imputar a la infanta, y el del 7 de enero de 2014 en el que la imputó por segunda vez, por lo que le reprocha que en ese tiempo "cambia radicalmente de criterio".

"Indicios de notable fuerza exculpatoria"

El recurso asegura que durante la instrucción "se desprecian indicios de notable fuerza exculpatoria" para doña Cristina e insiste en que "el sólo hecho de participar en un ente asociativo sin ejercer en el mismo funciones ejecutivas no genera para el simple partícipe responsabilidad criminal".

Horrach indica que el resultado de los informes de la Agencia Tributaria "no satisfizo las expectativas del instructor", lo que le condujo a "iniciar otra línea de investigación, contradictoria con la inicial, a modo de encaje de bolillos".

Entiende el fiscal en su recurso que la firma por Cristina de Borbón de las actas de las juntas generales y del contrato de arrendamiento de la oficina ubicada en su domicilio se deben interpretar como derivados del "principio de confianza que rige y posibilita las relaciones mercantiles y parentales".

Además, el recurso señala también que aún "se desconoce qué concreto delito contra la Hacienda Pública se imputa a doña Cristina de Borbón".

"Un juicio de valor basado en meras conjeturas"

Horrach critica en el recurso que el titular del Juzgado de Instrucción número 3 haya hecho sobre la Infanta "un juicio de valor basado en meras conjeturas: Doña Cristina de Borbón es culpable, no se sabe bien de qué, para a continuación emprender una intensa prospección para ver si se la pilla en un renuncio".

"Cuando el puerto de destino está determinado antes de iniciar la investigación, basado en meras conjeturas, contamina de tal forma la marcha exploratoria que la convierte en un itinerario inamovible, en el cual los parámetros de imparcialidad, objetividad y congruencia que deben presidir cualquier actuación judicial quedan relegados", subraya tajante el fiscal, contraponiendo estos aspectos a una instrucción "presidida por un credo y no por la sana guía de la duda".

Una instrucción presidida por un credo y no por la sana guía de la duda

Presión de los medios

En esta misma línea, el representante del Ministerio Público acusa a Castro de verter "insinuaciones" en su auto del 7 de enero de 2014  y en otras resoluciones previas que considera "un claro exponente de deriva judicial, consecuencia de  interferencias mediáticas que elevan a la categoría de dogma la parodia de funcionarios sometidos al poder gubernamental.

Y ello porque, ironiza, "la realidad 'no vende' y la adopción de decisiones fruto del simple ejercicio profesional, sin el aditamento de intrigas o maquinaciones ficticias, resulta anodino a efectos comerciales".

De esta forma, el fiscal señala que "las decisiones judiciales han de abstraerse de las influencias de 'juicios paralelos' y de las conjeturas que sin apoyo fáctico alguno nutren a los medios de comunicación".

Noticias

anterior siguiente