Anterior En libertad con cargos un hombre sospechoso de haber provocado el incendio de Ourense Siguiente India será el país más poblado del mundo y superará a China en 2022 Arriba
Van Rompuy elogia la disciplina fiscal y el control presupuestario

El BCE gestionará los dos fondos de rescate de una eurozona con más disciplina fiscal

  • El fondo permanente no tendrá licencia bancaria y dependerá del BCE

  • El déficit cero tendrá el máximo rango legal en los países firmantes

|

El Consejo Europeo ha decidido que el BCE gestionará el fondo temporal de rescate europeo (FEEF), dotado en la actualidad con 250.000 millones de euros, así como el fondo permanente (MEDE) que entrará en vigor a julio de 2012 con una capacidad de 500.000 millones de euros.

Entre las medidas concretas acordadas se encuentran el acelerar un año la entrada en vigor del fondo de rescate permanente y dotar al FMI con 200.000 millones de euros para ayudar a países en crisis.

La reunión ha logrado bastante rápido un pacto sobre disciplina presupuestaria, que consagra la "regla de oro" para que los países no tengan déficit estructurales anuales superiores al 0,5 % del PIB, que además se incluirá en las constituciones de los países o en legislaciones equivalentes.

Además de la disciplina fiscal y su forma legal, los líderes han acordado una serie de medidas inmediatas con las que se espera calmar la crisis de la deuda en la zona euro. Así, los Veintisiete han decidido acelerar la entrada en vigor del fondo de rescate permanente a julio de 2012 y dotar al FMI con 200.000 millones de euros para ayudar a países en crisis.

Sin licencia bancaria ni más quitas

Los líderes han resuelto reforzar sus dos fondos de rescate al combinar su fuerza y mantenerlos en paralelo hasta mediados de 2013, con la idea de crear un verdadero cortafuegos capaz de frenar el contagio y de rescatar, si fuera necesario, a economías más grandes.

No obstante, al final Alemania se ha salido con la suya en detrimento de Francia y el fondo de rescate permanente no tendrá una licencia bancaria, algo que le hubiera facilitado acceso a los recursos del Banco Central Europeo. Eso sí, Berlín ha cedido en su rechazo inicial de revisar al alza la dotación máxima del Mecanismo Europeo de Estabilidad (MEDE) de 500.000 millones de euros.

La UE también eliminará la obligación a la banca de participar en más quitas en reestructuraciones de deuda soberana europea.

En cuanto a los eurobonos, si bien no hubo un acuerdo ante la persistencia de la oposición de Alemania y Holanda, sí se ha acordado que los presidentes del Consejo Europeo, la CE y el Eurogrupo elaboren un informe para la cumbre de junio de 2012. Para entonces "esperamos que haya aguas más calmadas y un clima más tranquilo", ha afirmado Van Rompuy.

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente