Enlaces accesibilidad

El criminal de guerra Radovan Karadzic, detenido por la inteligencia serbia

Por
Karadzic, arrestado en Serbia

Radovan Karadzic, ex líder de los serbios de Bosnia y uno de los presuntos criminales de guerra más buscado por la justicia internacional, ha sido detenido este lunes, según ha informado el Consejo de Seguridad de Serbia. El gabinete del presidente serbio, Boris Tadic, ha indicado en un comunicado que "Karadzic ha sido encontrado y está en prisión".

Un juez de instrucción de la sala de Crímenes de Guerra del Tribunal de Belgrado ha interrogado hasta la mañana de este martes a Karadzic, paso previo para su extradición al Tribunal Penal de la Haya. "El interrogatorio ha terminado", ha declarado el juez, que se ha negado a dar detalles aludiendo al carácter "confidencial" del interrogatorio.

Contradicciones sobre la detención

Aunque según el Gobierno serbio la detención fue el lunes por la tarde, el abodado de Karadzic, Svetozar Vujakic, asegura que su cliente le ha dicho que fue detenido el viernes.

Según el abogado, Karadzic fue detenido hacia las 21.30 (horas peninsular española) del viernes en un autobús en la carretera entre Nueva Belgrado y Batajnica, una localidad a pocos kilómetros al norte de la capital serbia. El abogado sostiene además que el arresto fue ilegal y que su cliente goza de buena salud, pero que ha perdido bastante peso y se niega a comer.

Luka Karadzic, hermano del detenido, ha sugerido que su captura se ha debido a una "traición" y ha excluido la posibilidad de que se hubiera entregado de forma voluntaria. "Entregarse no es su estilo", ha dicho.

Junto a su brazo derecho, Ratko Mladic, aún huido, está considerado el principal responsable de la masacre de musulmanes en la región bosnia de Srebrenica en 1995, la peor ocurrida en Europa desde la Segunda Guerra Mundial.

Celebraciones y protestas

Sarajevo ha estallado de alegría tras conocerse la noticia de la detención del ex dirigente serbiobosnio acusado de genocidio. "Finalmente se ha hecho justicia", ha afirmado a AFP, Kada Hotic, miembro de la asociación Madres de Srebrenica, cuyo marido e hijo murieron en la matanza.

En el centro de Sarajevo, cientos de coches se han lanzado a las calles haciendo sonar las bocinas para expresar su alegría ante el arresto de Karadzic.
"Estoy tan feliz. He esperado este momento durante mucho tiempo", exclamaba un taxista bosnio.

La cruz la ponían unos 50 ultranacionalistas en Belgrado. Algunos de ellos encapuchados, se han reunido ante el tribunal para crímenes de guerra para protestar contra el arresto. Los manifestantes, pertenecientes al Movimiento Obraz, han sido controlados y posteriormente dispersados por un dispositivo policial antidisturbios cuatro veces más numeroso.

Genocidio y graves crímenes de guerra

El Consejo de Seguridad serbio, que ha llevado a cabo la captura, es un cuerpo de coordinación de las estructuras de seguridad y espionaje civiles y militares, considerado crucial para la localización y la captura de los fugitivos de guerra.

El ex líder político serbobosnio, de 63 años, está inculpado por el Tribunal Penal Internacional para la antigua Yugoslavia (TPIY) de genocidio en Srebrenica donde se masacró a 8.000 varones musulmanes en julio de 1995, cuando las tropas serbobosnias conquistaron ese enclave oriental bosnio entonces protegido por la ONU.

Está acusado, además, de asesinatos de civiles, violaciones, maltratos, crímenes de lesa humanidad y violaciones de las costumbres de guerra, incluido el asedio de 43 meses a Sarajevo durante los tres años y medio de guerra, en el que murieron más de 20.000 personas.

Se le acusa demás de utilizar a 284 soldados de las fuerzas de la ONU (UNPROFOR) como escudos humanos cuando el ejército serbobosnio temía, en mayo y junio de 1995, la intervención de la OTAN contra sus posiciones.

Numerosas operaciones para capturarlo

Las fuerzas internacionales en Bosnia intentaron arrestarle en varias ocasiones al este de Bosnia, en las zonas montañosas donde se creía que estaba.

También, registraron casas de supuestos miembros de una red de apoyo a Karadzic y otros acusados de crímenes de guerra por el TPIY. Su esposa, Ljiljana Zelen-Karadzic, hizo en varias ocasiones un llamamiento público para que se entregara voluntariamente.

Comparecerá en menos de una semana

El fiscal del Tribunal Penal Internacional para la ex Yugoslavia (TPIY), Serge Brammetz, ha asegurado que "la fecha de traslado de Karadzic a las dependencias penitenciarias del Tribunal serán determinadas a su debido tiempo".

A su llegada a la capital administrativa holandesa, Karadzic será internado en una celda del centro de detención de Naciones Unidas en Scheveningen (junto a La Haya), donde representantes de la secretaría judicial del TPIY le explicarán cuáles son sus derechos y le visitará el fiscal jefe del tribunal, Brammetz.

En el plazo máximo de una semana, Karadzic realizará su primera comparecencia, asistido por su propio abogado o, en caso de que no lo tenga, por un miembro de la Asociación de Abogados del TPIY, según han explicado fuentes de esta corte.

El nuevo gobierno muestra su buena voluntad

La captura y extradición de los inculpados por el TPIY era la condición crucial para que Serbia pueda acercarse a la Unión Europea (UE). Todavía hay dos personas que el TPIY reclama a Serbia, y son el ex líder militar serbobosnio Ratko Mladic, y el antiguo líder de los serbios de Croacia, Goran Hadzic.

El arresto de Karadzic se produce pocas semanas después de que entrara en funciones el nuevo Gobierno pro europeo de Serbia.

La reacción de la UE

En declaraciones a Radio Nacional, Javier Solana, Alto Representante de Política Exterior y Seguridad de la Unión Europea, ha dicho que es "una magnífica noticia" y "demuestra la voluntad política del gobierno serbio, que ha tenido el coraje político y la voluntad política de hacerlo". 

La presidencia francesa de la UE ha señalado que el hecho constituye una "etapa importante" de Serbia en su camino de adhesión a la Europa de los 27. "Este arresto, tanto tiempo esperado, manifiesta claramente la voluntad del nuevo Gobierno de Belgrado de acercar Serbia a la Unión Europea, contribuyendo a la paz y la estabilidad de los Balcanes", ha dicho Nicolas Sarkozy en un comunicado.

El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, ha calificado la captura del líder serbobosnio, Radovan Karadzic, de un "momento histórico para las víctimas" que permite al TPIY cumplir los objetivos de su mandato, según una portavoz de la ONU.

Noticias

anterior siguiente