Enlaces accesibilidad
Inmigración

Sánchez pide a Marruecos respetar las fronteras: "La integridad territorial de España será defendida"

Por
Sánchez garantiza la integridad territorial de España "con todos los medios" y "ante cualquier desafío"

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha asegurado que actuará con la “máxima firmeza” para devolver la normalidad a Ceuta tras la avalancha de migrantes subsaharianos en las últimas horas y ha pedido a Marruecos respetar las fronteras. Ha evitado, al igual que el resto del Ejecutivo, vincular esta crisis migratoria con la acogida en España del líder del Frente Polisario, que ha causado malestar en Rabat. Pero la llegada masiva de migrantes, que nunca había sido de tal magnitud, se ha dado bajo la pasividad de las autoridades marroquíes.

“La integridad territorial de España, sus fronteras que son también las de la Unión Europea y, sobre todo, la seguridad de nuestros compatriotas y su tranquilidad y sosiego serán defendidos en todo momento y ante cualquier desafío con todos los medios necesarios y con la colaboración de nuestros socios europeos”, ha advertido Sánchez en una comparecencia tras el Consejo de Ministros.

Sánchez ha cancelado su viaje a París, donde iba a participar en una cumbre sobre financiación de África organizada por el presidente francés, Emmanuel Macron. En cambio, este martes ha viajado de urgencia a Ceuta y a Melilla para reunirse con el ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, los presidentes de ambas ciudades autónomas y los delegados del Gobierno en ambos territorios para abordar la crisis migratoria. Una crisis inédita tras la llegada de más de 8.000 ante la pasividad de las autoridades marroquíes. 4.000 de ellos ya han sido devueltos a Marruecos y el presidente se ha comprometido con la "devolución inmediata" de todo el que haya entrado de manera irregular.

En esta reunión, Sánchez ha trasladado a las autoridades ceutíes el compromiso del Gobierno de restablecer el orden y posteriormente se ha desplazado al Centro Operativo de Seguridad en la frontera del Tarajal, donde ha conocido el sistema de control del perímetro fronterizo que se realiza con el sistema de videovigilancia controlado por los agentes de la Guardia Civil.

El presidente del Gobierno ha mantenido ya conversaciones con el vicepresidente de la Comisión Europea y alto representante de Exteriores de la UE, Josep Borrell,  con el presidente del Consejo Europeo, Charles Michel, con el rey Felipe VI, con el líder del PP, Pablo Casado y con los presidentes de Ceuta y Melilla. Tras el Consejo de Ministros, la portavoz del Ejecutivo, María Jesús Montero, ha informado de que tanto Sánchez como la ministra de Exteriores, Arantxa González Laya, han iniciado una ronda de contactos diplomáticos con la UE y con los líderes que deben estar al tanto de la situación puesto que se trata de una "cuestión de Estado".

Sánchez ha informado también de que el Consejo de Ministros ha aprobado bajo su petición un "comité de la situación". Se ha reunido esta misma tarde bajo la presidencia de la vicepresidenta primera del Gobierno, Carmen Calvo y con la asistencia de los ministros de Exteriores, de Política Territorial, de Derechos Sociales y de Migraciones, así como de la directora del CNI y el secretario de estado de Seguridad. Moncloa ha informado de que en este primer encuentro del comité se han analizado las líneas generales de trabajo para abordar la situación creada. 

Además, este martes se ha aprobado una partida del 30 millones de euros para cooperación y coordinación con Marruecos y otros países en la lucha conjunta contra la inmigración ilegal, las organizaciones criminales y el terrorismo en el Sahel.

Al igual que ha hecho anteriormente en un mensaje de Twitter, Sánchez ha defendido que el Gobierno va a "restablecer el orden" en Ceuta y en las fronteras "con máxima celeridad". "Seremos firmes para garantizar su seguridad" -la de los ceutíes- "ante cualquier desafío, ante cualquier eventualidad y bajo cualquier circunstancia". "La integridad de Ceuta como parte de nuestra nación, su seguridad y la tranquilidad de nuestros compatriotas están garantizadas por la acción del gobierno de España en cualquier circunstancia y con todos los medios disponibles", ha incidido.

Tensión con Marruecos tras la acogida del líder del Frente Polisario

El presidente del Ejecutivo ha evitado mencionar el malestar de Marruecos por la acogida en España del líder del Frente Polisario, Brahim Ghali, para ser atendido de coronavirus en un hospital de Logroño. El Gobierno insiste en atribuir esta crisis migratoria a múltiples causas, pero no a esta cuestión, pese a que el Gobierno de Rabat ha calificado el incidente como 'inamistoso'. Aun así, el Ministerio de Asuntos Exteriores, UE y Cooperación ha convocado este martes a la embajadora de Marruecos en España, Karima Benyaich, para tratar la situación.

Sánchez ha destacado la cooperación de España con Marruecos. "Siempre he creído que Marruecos es un país socio, amigo de España y así debe seguir siéndolo", ha asegurado el presidente, quien ha mostrado su "deseo de estrechar aún más la relación de amistad con los vecinos marroquíes", con quien hay múltiples "lazos" que llaman a ambos países a "cooperar y a trabajar juntos".

Pero ha advertido: “Para que resulte efectiva esta cooperación debe darse siempre el respeto de las fronteras mutuas, que es la base sobre la que se construye la vecindad de países amigos y las relaciones fructíferas para ambos”.

Calvo, por su parte, ha señalado que lo ocurrido "es una agresión a nuestras fronteras", pero ha asegurado que esas buenas relaciones se van a seguir manteniendo porque España y Marruecos son países vecinos y cercanos  y se ha mostrado confiada en que la situación "irá volviendo a su cauce".

En este contexto, ha detallado que el Ejecutivo trabaja "con la legalidad en la mano" para que los migrantes vuelven a su lugar de origen según su circunstancia. Así, ha enfatizado que se trata de dar "una respuesta adecuada" y ha defendido la presencia de Sánchez en ambas ciudades autónomas para "trasladar la tranquilidad y seguridad" que deben tener, a su juicio, los españoles.

4.000 personas han sido devueltas

En rueda de prensa tras el Consejo de Ministros, Marlaska ha informado de que ya habían sido devueltas alrededor de 2.700 migrantes, una cifra que más tarde han elevado a 4.000 desde el propio Ministerio del Interior. Ahora se va a proceder a analizar la edad de 1.500 que podrían ser menores. Al igual que Sánchez, ha destacado la colaboración con Marruecos en todo momento y ha desvinculado la crisis migratoria a un posible malestar del Gobierno de Rabat.

También ha informado de que este martes habrá un refuerzo con 200 agentes (150 policías nacionales y 50 guardias civiles) para completar un total de 1.100 agentes que trabajarán en colaboración con las Fuerzas Armadas que están desplegadas en la ciudad autónoma.

La llegada masiva de migrantes se lleva produciendo desde la madrugada de este lunes bordeando el espigón marítimo fronterizo de Benzú, en la bahía norte, y del Tarajal ante la pasividad de las Fuerzas de Seguridad del país vecino, lo que ha llevado al desbordamiento de la capacidad de acogida de la ciudad autónoma. Se trata de la segunda entrada masiva en la Ciudad Autónoma que se produce en lo que va de año, ya que el fin de semana del 25 y 26 de abril accedieron a la ciudad un total de 149 inmigrantes subsaharianos, entre ellos unos 40 menores.

Noticias

anterior siguiente