Enlaces accesibilidad
'Procés'

Campo justifica la ausencia del rey en Barcelona por "proteger a la monarquía" y desliga los indultos de los presupuestos

  • El ministro de Justicia defiende que hay un "paquete de razones" para que el rey no viajara a Barcelona
  • Y sobre los indultos a los presos del procés asegura que podría cometer un delito de prevaricación si no los tramita

Por
El ministro de Justicia, Juan Carlos Campo
El ministro de Justicia, Juan Carlos Campo. EFE/David Fernández

El ministro de Justicia, Juan Carlos Campo, ha justificado la ausencia del rey en el acto de entrega de despachos a los nuevos jueces, que tendrá lugar en la sede de la Escuela Judicial en Barcelona este viernes, en la "obligación" del Gobierno de "proteger a la monarquía", al tiempo que se ha pronunciado por la otra polémica de la semana, el inicio de la tramitación de las peticiones de indultos para los líderes independentistas condenados por delitos de sedición por su participación en el 'procés', que ha desligado de la negociación de presupuestos. 

Campo ha justificado que "hay un paquete de razones" que han aconsejado tomar la decisión de que el rey no viaje a Barcelona, pero sin entrar en detalles. "Hay momentos en los que hay que sacrificar algo en pro de lo más seguro". En todo caso, ha dicho el ministro, "tenemos que dar normalidad a las cosas".

"Yo no digo que no tenga trascendencia, lamento que no esté el rey presidiendo un acto que para mí es tan emotivo y me parece importantísimo que esté, pero creo que en la ponderación de bienes hay momentos en los que hay que sacrificar algo en pro de algo más seguro", ha recalcado.

En cuanto a quién tomó la decisión, el titular de Justicia no ha querido contestar y se ha limitado a decir que "la tomó quien la tenía que tomar". Y ha recordado que "en la mente de todos está una serie de circunstancias y variables que podrían cuestionar cosas, la mayor obligación que tiene el Gobierno es proteger las instituciones, y la monarquía lo es, y hay todo un paquete de razones que han aconsejado tomar esa decisión y está bien tomada".

No obstante, ha aclarado que esta decisión no supone la ruptura de la presencia del rey en actos oficiales. Precisamente, Campo ha acompañado este jueves al rey durante una visita a la sede del Tribunal de Cuentas, en plena polémica por la ausencia por primera vez de Felipe VI en Barcelona para presidir la entrega de despachos a los nuevos jueces.

El ministro Campo acompaña al rey en plena polémica por su ausencia en acto judicial de Barcelona

"Es una obligación tramitar los indultos"

Y, preguntado, sobre el inicio de la tramitación de los indultos del procés que anunció por sorpresa este miércoles en la sesión de control al Gobierno en el Congreso, ha advertido de que no hacerlo, podría ser denunciado por "prevaricación".

El Gobierno insiste en que tramitar los indultos es "una obligación" y el PP le acusa de buscar el favor de los independentistas

"Me puedo meter en una prevaricación si no doy tramite a la tramitación de los indultos", ha explicado en declaraciones a la Cadena Ser. Campo ha argumentado que no dar curso a la tramitación de los indultos sí que es "censurable" pues es "una obligación legal" hacerlo. Y es que desde que se solicita hay de plazo un año para su tramitación.

En todo caso, el ministro ha explicado que la tramitación de los indultos suele llevar entre cuatro y diez meses, por lo que reiterado que "no tiene nada que ver" con la negociación de los presupuestos estos días. "Condicionarlo a una negociación de estos días... es porque la imaginación da para mucho", ha criticado.

También ha explicado que si no se ha tramitado antes es porque hay "un gran atasco". "Entran 12.000 solicitudes al año y estamos resolviendo 4.000. Tenemos un gran atasco, y no solo por la pandemia", ha justificado. Sobre por qué hizo el anuncio en el Congreso, Campo ha asegurado que lo hizo en la Cámara Alta porque en aras de la "transparencia pública", le pareció "un lugar razonable".

Sobre las críticas de la oposición a su anuncio de los indultos, que han amenazado con recurrir a la justicia, Campo ha considerado que son "reacciones desmedidas" y ha señalado que "sembrando dudas" no se contribuye a fortalecer las instituciones.

Por otro lado, también ha defendido que se vaya a reformar el Código Penal para modificar el delito de sedición y ha alegado que lo que se refiere a este delito "no se toca desde hace 200 años" y porque tiene que haber "proporcionalidad" Además, ha señalado que en códigos penales de países de nuestro entorno es diferente. 

Noticias

anterior siguiente