Enlaces accesibilidad

La era Trump

Abucheos a Trump durante su visita al homenaje a la jueza Ginsburg en el Tribunal Supremo

  • El presidente de Estados Unidos ha permanecido poco más de un minuto frente al féretro de la jueza progresista
  • Trump sigue adelante con sus planes para nombrar a su sustituto en contra de la voluntad de Ruth Bader Ginsburg

Por
Donald Trump y Melania Trump rinden homenaje a la difunta jueza Ruth Bader Ginsburg
Donald Trump y Melania Trump rinden homenaje a la difunta jueza Ruth Bader Ginsburg. REUTERS / JONATHAN ERNST

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha acudido este jueves al Tribunal Supremo para rendir homenaje a la difunta jueza Ruth Baber Ginsburg, en una breve visita a la capilla ardienteque ha estado marcada por los gritos contra el mandatario a las puertas de la sede judicial.

"¡Votad para que se vaya!", han gritado parte de las personas que se encontraban en las inmediaciones del Supremo, donde se hallan los restos de Ginsburg para que ciudadanos y autoridades puedan mostrarle sus respetos, según los medios locales. El féretro permanece en el pórtico exterior para evitar la acumulación de personas dentro del tribunal y recibirá sepultura este viernes.

Un grupo de personas que esperaban en la fila para acercarse al féretro de la jueza se han dirigido entonces a la limusina del presidente para gritarle que respetase el deseo póstumo de la jueza de no ser sustituida antes de las elecciones de noviembre.

Trump ha acudido junto a la primera dama, Melania Trump, y ambos han permanecido menos de un minuto frente al ataúd, eso sí, con mascarillas. Inmediatamente después, el convoy presidencial los ha llevado de vuelta a la Casa Blanca. 

El presidente nombrará a su sustituta el sábado

La muerte de la jueza progresista ha desatado una batalla política en el país por la premura del presidente para designar a su probable sustituta este mismo sábado, en contra del último deseo de Ginsburg, que pidió ser sustituida después de las elecciones del 3 de noviembre. "No sé si ella lo dijo", ha llegado a señalar Trump sobre el deseo póstumo de la magistrada. 

Pero el presidente ha decidido no esperar y asegurarse así el sexto magistrado conservador en el Tribunal Supremo, donde solo figurarían tres jueces progresistas. El Partido Republicano ya se ha garantizado los votos necesarios en el Senado para que la candidatura se someta a votación en la Cámara Alta. 

Trump anunciará la próxima semana su candidato al Tribunal Supremo, posiblemente una mujer

Entre las candidatas más sonadas para reemplazar a Ginsburg en el puesto figuran la magistrada Amy Coney Barrett o Bárbara Lagoa, una jueza conservadora de origen cubano.

Noticias

anterior siguiente