Enlaces accesibilidad

BULOS DEL DÍA - 14 ABRIL 2020

No, Whatsapp no censura mensajes

Por
Verificamos por ti los mensajes que te llegan por las redes sociales. VERIFICA RTVE

Circula por las redes un audio de una mujer que cuenta que al “hermano de la madre de Javier, (...) le han bloquedado el Whatsapp 16 horas y ha recibido un mensaje de Whatsapp que decía que las reincidencias tienen penas de cárcel”, por haber insultado al presidente del Gobierno.

Lo cierto es que, según la información disponible por parte de la compañía, se trata de un bulo ya que no es posible la monitorización de conversaciones porque desde abril de 2019 todas las comunicaciones que se producen dentro de la aplicación están cifradas de extremo a extremo, por lo que no se podrían interceptar.

“WhatsApp no tiene manera de ver el contenido de tus mensajes ni escuchar tus llamadas en WhatsApp. Esto es porque el cifrado y descifrado de los mensajes enviados a través de WhatsApp ocurre completamente en tu teléfono. Antes de que un mensaje salga de tu teléfono, se asegura con un candado criptográfico, y solo el destinatario tiene la clave”. De esta manera explicaba Whatsapp su sistema de encriptación cuando comenzó a aplicarlo.

De hecho, las autoridades de Estados Unidos, Australia y Reino Unido estarían presionando desde el pasado mes de octubre a la compañía para que revelase contenidos o crease una “puerta trasera” para poder acceder a las conversaciones.

No existen precedentes de denuncias por bloqueos de advertencia como el sugerido en el audio, y la última actualización de Whatsapp, aún en pruebas, está orientada al reenvío de mensajes, que se limitará solo a uno en casos de extrema viralidad.

Por lo tanto, es falso que “estén vigilando nuestros Whatsapps” como afirma la mujer del audio, pero hay dudas si la encriptación se produce antes o después de salir el contenido del teléfono, por lo que Whatsapp sí tendría acceso a nuestros contenidos aunque no los censure.

Expertos en ciberseguridad contactados por RTVE, como Carlos Seisdedos de IsecAuditors aseguran que "Whatsapp lee y escucha mientras escribimos o elaboramos el mensaje. Al salir del teléfono encripta" esa información para evitar que sea accesible para otros, pero confirman que la empresa de mensajería no ejerce una censura.

Por su parte, Rodolfo Tesone, presidente de Transformación Digital del Colegio de Abogados de Barcelona, confirma este diagnóstico de Seisdedos y asegura que esta escucha está automatizada.

En los últimos días WhatsApp ha sido acusada falsamente de limitar los reenvíos de mensajes en España sólo a un usuario, algo que VERIFICA RTVE ya explicó que se trataba de una política a nivel global de la empresa que afectaba sólo a los mensajes “altamente reenviados”. La propia Facebook, compañía propietaria de WhatsApp, ha emitido un comunicado para negar esas informaciones.

Además, también se está acusando a los medios de verificación españoles independientes de Newtral y Maldita.es de actuar como censores dentro de esta aplicación. Ambos medios lo han desmentido.

En el comunicado anteriormente mencionado, Facebook, ha explicado que ha donado un millón de dólares a la Red Internacional de Verificación Contenidos (en inglés, IFCN) del Poynter Institute para “la formación para el uso de las funciones de WhatsApp Business”.

Tanto Newtral como Maldita.es forman parte de la red global “CoronaVirusFacts Alliance”, que con más de un centenar de verificaciones en más de 45 países, recopila y aclara bulos e información engañosa. Estos equipos de verificación utilizan WhatsApp como herramienta para recibir esos mensajes que envían los propios usuarios.

Por ello, WhatsApp ha recopilado los número de WhatsApp de estos equipos de fact-checking en su blog. Por tanto, es falso también que actúen como censores.

No, no están confinando con violencia a los mayores de 50 años en Hungría por el coronavirus

Circula por redes sociales un vídeo al que le acompaña el siguiente texto: "Esta es la situación en Hungría, están recogiendo a las personas de 50 años o más de las calles, arrojándolos a camionetas de la policía como animales, para ser puestos en cuarentena en centros gubernamentales”. Es falso.

Captura de las imágenes que están circulando en whatsapp de las supuestas detenciones de personas para enviarlas a confinamiento en Hugría. VERIFICA

Ni es Hungría, ni el vídeo tiene que ver con la crisis sanitaria del coronavirus. En realidad, las imágenes corresponden a los enfrentamientos ocurridos el 19 de octubre en Bakú (Azebaiyán), durante una manifestación contra los salarios bajos, la corrupción y a favor de una elecciones libres.Durante los altercados, la policía detuvo al menos a 50 manifestantes, junto al líder de la oposición Ali Karimli.

Haciendo una búsqueda inversa de las imágenes en Internet, localizamos el vídeo en el canal de Youtube de Meydan TV, una organización de medios sin ánimo de lucro azerbaiyana con sede en Berlín, con el título traducido al español "imágenes de violencia policial e insultos a manifestantes".

Le acompaña, además, el siguiente texto: "Las autoridades y los funcionarios del Partido Nuevo Azerbaiyán afirman que la policía no utilizó la violencia durante la concentración del 19 de octubre. Hemos recopilado imágenes de violencia para usted durante la acción. Sigue, decide por ti mismo. Compártalo para que llegue a los organismos oficiales”.

La noticia de los altercados y las detenciones fueron recogidas por agencias internacionales de noticia como Reuters o Rutply , además de otras nacionales como Europa Press, y otros medios como Euronews o la organización no gubernamental Human Rights Watch. Las imágenes ya habían circulado previamente como si hubieran sido rodada en España, tal y como ya había analizado AFP.

No, no está demostrado que el antiparasitario ivermectina proteja frente al COVID-19 y los científicos lo estudian

Desde hace unos días circula por distintas redes sociales un mensaje en el que se asegura que “la ivermectina mata al COVID-19 en 48 horas”. La noticia añade que el descubrimiento se debe a “científicos del Biomedicine Discovery Institute de la Universidad de Monash en Melbourne” que habrían comprobado que el antiparasitario, vendido en todo el mundo, elimina la COVID-19. Pero la información no se ajusta a la verdad.

Es cierto que dos investigadores australianos han publicado un artículo científico  que demuestra la efectividad de la ivermectina contra el SARS-CoV-2 (el virus que causa la COVID-19). Pero lo han hecho con un cultivo celular en un entorno de laboratorio.

Este tipo de estudio se usa comúnmente en las primeras etapas del desarrollo de fármacos. La ivermectina no se ha probado aún en personas, ni tan siquiera en animales. Se necesitan pruebas adicionales para determinar si la ivermectina podría ser segura o efectiva para prevenir o tratar el coronavirus o COVID-19.

Por su parte, el Centro Iberoamericano de Biodiversidad (CIBIO) de la Universidad de Alicante (UA), a los que en un primer momento erróneamente los medios atribuímos una investigación sobre la ivermectina en su aplicación contra el coronavirus, confirma a Verifica RTVE que esta investigación en Australia, a falta de que se realicen las pruebas clínicas en humanos para determinar la dosis correcta y efectiva, "es un primer paso para disponer de un antiviral que tendría además la ventaja de ser un compuesto ampliamente disponible y ya utilizado en humanos para otras patologías", según afirma José R. Verdu, catedrático de Zoología de la Universidad de Alicante.

Por otro lado, el Centro de Medicina Veterinaria de la Administración de Medicamentos y Alimentos de EEUU  (FDA, por sus siglas en inglés) se ha mostrado preocupada por el uso indebido que puedan hacer las personas de la ivermecticina.

La difusión de nuevas medidas terapéuticas debe ser examinada, contrastada y validada por la comunidad científica, y no por redes sociales. Aun cuando sean promovidas por bienintencionados profesionales. Los potenciales efectos indeseados derivados de la automedicación hacen que se ponga en riesgo a la población de una manera innecesaria.

**Actualizado el 15 de abril con las declaraciones de José R. Verdú, catedrático de Zoología de la Universidad de Alicante.

¿Qué sabemos de las notas de scratches a sanitarios en sus vecindarios?

En redes sociales circulan dos notas atribuidas a dos scratches a personal sanitario en España. Una de ella dice: “Estimado vecino Rodrigo del 7B, es hora de que empieces a cuidar a tus vecinos, sabemos de tu trabajo en la Cruz Roja pero hoy nos toca cuidarnos! Por favor, no vuelvas a casa, el Estado tiene refugios para el personal de la salud, no vuelvas nunca más!!!!!!!!!”.

En realidad, este hecho ocurrió hace unos días en Argentina, no en España. La nota se la encontró Rodrigo Cuba, Director Nacional de Emergencia en la Cruz Roja Argentina, cuando llegó a su casa, pegada en el espejo del ascensor, tal y como relató en la cadena Todo Noticias hace unos días: “Mientras iba subiendo a mi departamento, leo 'Rodrigo'. Y pensé que podía ser otro. Pero cuando sigo leyendo y veo Cruz Roja me di cuenta que era para mí”. “La desinformación genera estigma y esto es un claro caso de desinformación”, afirmó Rodrigo, que se encuentra a cargo del centro de monitoreo y teleasistencia domiciliaria para personas que padecen coronavirus o bien están en cuarentena por ser grupo de riesgo.

La otra nota que se ha hecho viral dice "Hola vecino, sabemos de tu buena labor en el hospital y se agradece, pero debes pensar también en tus vecinos. Aquí hay niños y ancianos. Hay lugares como el Barataria donde están alojando a profesionales. Mientras esto dure, te pido que lo pienses". En este caso, el hecho se ha producido en España.

Un usuario de Twitter compartió la imagen el pasado 11 de abril. El Hotel Barataria, confirmó en su cuenta de Facebook el haber puesto a disposición del personal sanitario sus instalaciones gratuitamente. Otra usuaria afirmaba el día 11 en referencia a la nota: “Este regalito le dejaron hoy a mi amigo en su puerta. Médico residente en Alcázar de San Juan”. El propio médico afectado, Jesús Monllor, ha agradecido en redes sociales el apoyo y las muestras de cariño recibidas.

Noticias

anterior siguiente