Enlaces accesibilidad

El 'salto con pértiga' del Pterosaurio que le ayudaba a volar

  • Tomaban impulso con sus patas y se apoyaban en las alas para despegar
  • Estos lagartos alados fueron los primeros vertebrados en conquistar el aire
  • Su envergadura, según los expertos, siempre ha estado sobrestimada

Por

Al contrario que la mayoría de los pájaros, que despegan con sus patas y baten sus alas para volar, los Pterosaurios tomaban impulso con sus patas y se apoyaban en los músculos de sus alas -como si saltaran con una pértiga- para coger altura.

Estos reptiles alados, que vivieron al mismo tiempo que los dinosaurios, tenían que utilizar sus cuatro extremidades para poder volar, porque la longitud de sus alas les impedía batirlas a ras de suelo. Una técnica similar a la que emplean algunos murciélagos en la actualidad para volar, como recoge la revista New Scientist.

Podían batir sus alas para alcazar velocidades superiores a los 120 km/h durante un par de minutos, y después planeaba a 90 por hora cubriendo miles de kilómetros, con lo que eran capaces de recorrer grandes distancias sin gastar demasiada energía.

Así lo demuestra una investigación científica publicada en la revista PLos One y realizada por expertos de la Universidad de Portsmouth (Inglaterra) y de Pennsylvania (EE.UU). 

Además, los científicos evaluaron diferentes fósiles de Pterosaurios gigantes y también demostraron que algunas de las especies más grandes -como el Pteranodon o el Azhdarcho- no eran capaces de volar.

A pesar de su gran envergadura los investigadores sugieren que sus dimensiones se pueden haber sobrestimado. Según los doctores Mark Witton y Michael Habib -responsables de la investigación- las criaturas más grandes podrían haber medido entre 10 y 11 metros de largo y un peso de entre 200 y 250 kilos.

Noticias

anterior siguiente