1. TV Clan
  2. Series
  3. Cuatro amigos y medio
  4. Cuatro amigos y medio - El caso del grafiti en la fachada del colegio
Facebook Twitter
Menú de navegación Desplegable

Bienvenido a Clan.

Elige usuario

  • Aprendemos en Clan
  • #TeVeo
  • Noddy, Toyland detective
  • Noddy, detective en el País de los Juguetes
  • Hey Duggee
  • 10
    Seguir viendo Cuatro amigos y medio
    No te pierdas los nuevos episodios. Lunes a Viernes a las 06:45 horas y siempre en la web y apps del canal en clan
    Hey Duggee
  • Hey Duggee en inglés
  • Let's go Pocoyó
Especialmente recomendado para la infancia
Transcripción completa

De vez en cuando me gusta dar una vuelta por la ciudad.

La luna, la noche...

Me recuerda aquella época

en la que andaba con aquellos perros callejeros.

¿Dónde se habrán metido?

(OLFATEA)

¡Flitz! ¡Bongo!

¿Eh?

¡Hola!

¡Eh, soy yo, Precioso!

-Hola, Precioso.

-Ahora es peligroso estar en la calle.

-Ya lo creo, mucho.

-¿Qué pasa? ¿Por qué estáis escondidos?

-Los agentes salen cada noche a hacer la ronda. Ahora hay más que nunca.

Ya sabes que los perros callejeros no nos llevamos bien con ellos.

Cuando te pillan, vas directo a la perrera.

-Es por culpa del ladrón de la media blanca.

-¿Qué?

-Buscan a un tipo que atraca furgones de bancos.

Le llaman el ladrón de la media blanca.

-¡Eh, déjame entrar!

-Eh... Es que no quieren que entres

porque dicen que ya no eres un perro callejero.

-¿Que no soy un perro callejero?

-Que no te queremos, que te pires, pringadillo.

-Venga, chicos, por favor.

-Lo siento. -Ahora ya no eres de los nuestros.

(Sirenas)

Hola, Precioso, ¿cómo estás?

"Mejor que no sepas nada".

Tenemos una sorpresa.

-¡Hala! Eres tal como te imaginaba.

(RÍE)

-Eh, eh, eh...

Se llama Nino.

La señorita Janish está haciendo obras en su casa

y nos ha pedido si podía quedarse unos días contigo.

Lo cuidaremos entre todos.

Y sabemos que te gustaría tener compañía.

Qué poco me conocéis.

-Seremos muy buenos amigos.

El detective Precioso y Nino, su ayudante.

¡Temblad, delincuentes!

-Eh, yo no necesita ayudante.

(NINO LADRA)

¡Eh! Mirad cómo se entienden. Ya se han hecho amigos.

Déjame en paz. -Será genial, socio.

Siempre he querido ser detective. -No somos socios.

(NINO RÍE)

Venga, vamos.

Seguro que la ciudad está llena de casos por resolver.

¿Como el de la clase aburrida de mates?

¡Fred, vuelve, no me lo dejes aquí!

Cuídalo bien, ¿eh? Y diviértete. ¡No!

-¿Por dónde empezamos?

Ya lo has oído, la ciudad está llena de casos.

Que comience la aventura.

-Para los pringadillos no hay aventuras.

-¿Qué quieres decir? Vamos a resolver casos.

-Resuelve el de la clase aburrida de mates. Te espero aquí.

-De acuerdo, socio, me voy. -Nino, ven, era broma.

Ay...

-¡Eh! -¿Qué hace este perro suelto?

(Música)

¡Eh! ¡No! ¡Cuidado!

¡Nino, para!

Me estoy haciendo viejo.

-El grafiti es ese, quiero que lo limpien enseguida.

-Eso está hecho. Somos especialistas en esos trabajos.

Lo dejaremos como nuevo.

-¡Eh! ¿Qué haces tú?

-Quieto, no entres. -¿Por qué? Tenemos que entrar.

Charly está donde dan la clase de mates.

Busquemos otra puerta. -Déjate de clases de mates.

No es un caso de verdad. ¡Nino!

Ay...

¿No me has oído? ¿Qué estás haciendo?

-Buscar un caso de verdad.

(OLFATEA)

¿Lo ves? Alguien ha intentado esconder esto.

¿Qué es? -Una mochila, déjala donde estaba.

Venga.

-Aquí dentro hay cosas. -Pues muy bien.

-Parece una pistola.

-Pero no lo es. No caben balas.

Es otra cosa, pero no sé el qué. Guarda eso, anda.

-¿Y esto qué es? -¡Una media blanca!

Quizás sea del ladrón de la media blanca.

¿Y si se encuentra aquí?

Si lo pillara, se enterarían esos perros callejeros.

-Mira.

Socio, tiene manchas azules. -Mételas en la mochila,

ya sé qué haremos.

Y no me llames socio.

-Estamos investigando, ¿no? Eso significa de somos un equipo.

Bueno, ¿qué hacemos aquí?

-Esperar a que aparezca el dueño de la mochila.

-Buena idea.

¿Por qué? -Porque podría ser un ladrón.

-¡Hala! Eso es mucho mejor que ir a una clase de mates.

¡Eh! ¿Qué hacéis vosotros aquí?

(RÍE) Tranquilo, Nino.

¡Eh! ¿Habéis visto el grafiti en la fachada del cole?

Lo difícil es no verlo. Ya sé qué estás pensando.

Que tenemos un caso.

Pillaremos a los que han pintado ese grafiti en el instituto.

"¿No había suficiente con un Charly?"

Subamos a ver si encontramos pistas antes de que vengan a limpiarlo.

¿Me das permiso para ir, socio? ¿Quieres dejar de decirme...?

¡Ah! ¡La mochila! ¡Ya no está!

-¿Y los demás? También tienen un caso.

Voy con ellos, ahora vengo. -No, Nino. ¡Espera!

¿Se te ha ocurrido algo?

Sí, voy a coger una muestra del grafiti para analizarlo.

Vaya, la pintura está muy seca, no sale nada.

Espera.

Rasca con esto.

Perfecto.

¿Otra vez vosotros?

Aquí no podéis estar.

¿Qué? ¿Contento? ¿Te das cuenta?

Si no me hubieras distraído, quizá hubiéramos visto al ladrón.

-Desde aquí podemos trabajar en los dos casos.

-¿Qué?

-A lo mejor podemos ver al ladrón desde aquí arriba.

-¿Dónde estás, ladronzuelo?

¡Ya está! ¿Qué?

Ya tenemos la muestra.

(OLFATEA) Seguro que piensas lo mismo que yo.

-¿Que es el mismo azul que el de la media blanca?

-No. Que la bolsa con la muestra huele a limón.

Vamos al laboratorio a analizarla.

¿Se lo pedimos a la señorita Stratmann?

No, la señorita Stratmann no lo entendería.

No es detective, es profesora.

Pero, si pudiésemos entrar en el laboratorio solos...

¡Eh! Que esto no es vuestra cena.

Y esto no es un parque de perros.

-El grafiti es de color azul igual que el de la media blanca.

-¿Qué piensas?

-Que demostraré que aún tengo trotes de perro callejero.

-Aquella muestra olía a limón, muy ácido.

-Sí, es verdad, olía a limón.

-¿Y ahora qué? ¿Qué hacemos? -Ahora tengo que ir a un sitio.

Pero solo.

(GIMOTEA)

(RÍE)

¿Quién es? -Soy Precioso.

Vengo a contaros una cosa.

-Ya te dijimos que aquí no te queremos.

-Se trata del ladrón de la media blanca.

Pronto ya no estaréis aquí encerrados.

-¿Qué?

-Dirijo una investigación muy profesional.

Y tengo unas pistas muy interesantes.

-No nos escondemos por culpa del ladrón.

Es porque por aquí hay mucha gente.

-Pero si pillan al ladrón, ya no habrá tanta policía.

-Exacto. (TODOS) ¡Oh!

Un momento.

-Venga, que pase.

-Puedes entrar.

No tenemos comida, pero estás en tu casa.

-Hola, he podido seguir tu rastro.

He descubierto una cosa muy importante para la investigación.

-¿Quién es este? -Soy Nino.

El ayudante del detective Precioso. Encantado de conoceros.

-¿Así que sois investigadores profesionales?

(RÍE)

(ENFADADO) -Es mejor que os vayáis de aquí.

-¿A qué has venido? -He venido a enseñarte una cosa.

He vuelto al patio del instituto a buscar más pistas

y he encontrado esto.

Es el mismo olor a limón

que la muestra de pintura que recogió Charly.

¡Oh!

Nunca había visto una botella de esta marca de zumos.

Bueno, no tiene ni nombre.

(HUELE) Pues sí, huele a limón.

Es como si quisieran decirnos algo. Por eso la han traído.

¿Crees que lo han entendido? -Imposible.

No saben que el grafiti también huele a limón.

La señorita Stratmann ha ido a comer.

Tenemos vía libre. ¡Venga, vamos!

Nosotros quedaos aquí.

(Música)

(SILBA DISIMULANDO)

(SUSURRA) Podemos entrar.

(Continúa la música)

Venga, a trabajar.

En la muestra de pintura se ven dos partículas diferentes.

Una es pintura. En cambio, la otra...

No sé qué es. ¿Hacemos la prueba del tornasol?

(ASIENTE)

¡Rojo! Por lo tanto, es un ácido.

Podrían ser partículas de una fruta cítrica.

¡Del zumo del limón! Sabía que los perros querían decirnos algo.

A lo mejor el zumo procedía de esta botella.

¿Qué sentido tendría mezclarlo con la pintura?

El zumo de limón es un ácido muy poderoso.

Mezclándolo con la pintura

el grafiti costaría mucho más de limpiar.

(Móvil)

¡Un móvil! ¿El de la señorita?

¡No, espera!

¡Vaya!

¿No os he dicho que os quedaseis fuera?

(Pasos)

¡Oh!

Hola, Estefi. La señorita Stratmann se ha dejado el móvil aquí.

¡Oh, mira! Si es Nino.

Te he echado mucho de menos.

Me lo habéis traído, qué detalle tan bonito.

Tú no puedes entrar en el instituto, está prohibido.

No, tranquilo. No contaré nada, pero debéis iros ahora mismo.

Y rápido. (RÍE)

Venga, ve con tus cuidadores.

O sea, que tenemos un grafiti hecho de pintura azul y zumo de limón.

"Que es muy difícil de borrar".

El grafitero no quería que lo borrasen.

Como todos los grafiteros con sus creaciones.

¿Qué tiene que ver esto con la investigación?

¡Ya lo tengo!

No tengo ni idea.

¿Qué pasa con vosotros?

¿Os falta un hervor o se nos va la pinza?

Lo siento, ha sido sin querer. ¿Ah, sí?

Pues, toma. ¡Eh!

No os quiero ver más. ¡Fuera, largo!

Me parece que le da igual llevar guantes.

La mano está manchada de azul.

(RÍEN) ¿Os hace gracia?

Pues ahora veréis.

Pintura, zumo de limón y un grafitero. No tenemos nada.

¿Y el ladrón? ¿Por qué no habla del ladrón?

-Pues porque aún no sabe nada.

Tenemos muchas pistas, pero ninguna nos lleva a ningún sitio.

Chicos, estamos como al principio. Por tanto...

Necesitamos inspiración.

Me lo imagino.

Mañana no hay clases porque hay consejo escolar

y por eso... Veremos una película.

Una de detectives.

Me encantan las de detectives.

-No sé, Eric, no tengo claro que todo salga bien.

-Hace meses que planeamos el golpe, seguro que todo sale bien.

-Prométeme que será el último. -Te lo prometo, Claire.

(NINO) -¡Te está engañando, Claire! ¡No le creas!

(Ladridos)

Fred, dile que deje de ladrar.

Se lo está pasando bien, ¿qué quieres que haga?

¿Qué? ¿Viste ayer el partido? -Sí, estuvo genial.

-¡Atención, esto es un atraco!

-Si todo el mundo obedece, no pasará nada.

-Soy el director del banco, a mí nadie me da órdenes.

-¿Has visto, Precioso?

Es la misma arma que vimos en la mochila.

-Sí... (BOSTEZA)

Tienes razón, me suena mucho, sí.

(GRITA)

(Música)

¡Atención, esto es un atraco!

-Si todo el mundo obedece, no pasará nada.

-¡El grafitero es ese! ¡Y también el ladrón!

¡Y tiene un arma! ¡Es él!

¡Nino, Nino! ¿Dónde están los demás?

-¿Quiénes?

-Pues los humanos, Nino, los niños. -Se han ido dormir.

Quieren quedar mañana temprano cuando abran las tiendas

para ver dónde venden ese zumo de limón

y preguntar si lo han vendido hace poco.

-¿Qué?

-Charly ha pensado que el señor que limpia podría ser el grafitero.

Oye, ¿ha pasado algo? ¿Los chicos están en peligro?

-El limpiador es el grafitero y también el ladrón.

Te recuerdo que tiene un arma.

-Tenemos que avisarles.

-Venga, entra tú.

-¿En serio? -Sí.

¿Y ahora qué?

¿Qué haces? -No puedes acompañarme.

Es muy peligroso.

Eres muy joven para entender lo que pasa.

-Eso no es verdad.

-Hasta ahora solo me has dado problemas.

No me haces caso, siempre estás incordiando

y me haces quedar mal con los perros callejeros.

-Creía que éramos un equipo. -Pues olvídalo.

(Música)

-¡Vaya! ¡Mirad quién tenemos aquí!

(Música)

¿Y cuál te interesa? -No lo sé, no lo tengo nada claro.

-¿Quieres que te los enseñe?

-¡Eh!

-No lo sé, pero me quiere sonar un poco.

-Vaya, es lo que me temía.

Tengo que pillar al ladrón antes que ellos.

(Frenazo)

¿Eh?

(Música)

¿Qué estará tramando este?

-¡Esto es un atraco, sal del furgón, corre!

Venga, mete el dinero. ¡Vamos! (LADRA)

¡Maldito perro! ¡Déjame, vete! -¡Estás detenido!

(GRUÑE)

Vete de aquí, vamos, lárgate.

(Gruñidos)

¿Eh?

-He traído más refuerzos.

-¡Atrás u os abrasaré!

¡No, atrás!

-Ya es nuestro.

(Sirenas)

No te muevas, estás detenido.

-Tres meses estudiando la ruta del furgón y organizando el atraco

para acabar de esta manera. (GRITA)

-Cuidado con la cabeza.

O sea, que el ladrón hizo el grafiti en el instituto

y dijo que tenía una empresa de limpieza.

Y añadió zumo de limón a la pintura para que el trabajo le durara más.

Como mínimo, hasta hoy.

Sabía que el furgón del banco pasaría por aquí,

que el instituto estaría cerrado y que no habría nadie en la calle.

Has acertado. Chicos, os felicito.

Hace tiempo que íbamos detrás de este ladrón.

Los perros han sido fundamentales.

¿Lo veis? Esta pareja es increíble.

Mira, Precioso, allá.

-Eh, chicos.

Esto es para vosotros. Os lo habéis ganado.

-Muchas gracias.

-El ladrón va a prisión.

-¿Te importaría dejar de hablar así? -De acuerdo, te debemos una.

-Sí, tú eres de los nuestros. Ven a vernos cuando quieras.

-Bien, se acabaron las obras. Ya me puedo llevar a Nino.

¿No puede quedarse más días?

(RÍE) No, lo siento.

¿Has hecho muchas trastadas? No, qué va, ninguna.

Es un trocito de pan. Bueno, yo quizá no diría tanto.

(RÍEN)

Toma, para ti.

No me lo he terminado. -Gracias.

-No, las gracias te las doy yo.

No debería haberte encerrado ni gritado.

Los cachorros también sois buenas detectives.

-Vamos, Nino, nos vamos a casa. -Adiós, Precioso.

Cualquier día de estos volvemos a ser detectives.

-Claro que sí, hasta pronto, socio.

Cuatro amigos y medio

26 Episodios

  • El caso anterior a todos los otros casos

    El caso anterior a todos los otros casos

    Cuatro amigos y medio24 min, 2 sec

  • El caso de la cápsula

    El caso de la cápsula

    Cuatro amigos y medio24 min, 12 sec

  • El caso del abuelo estafado

    El caso del abuelo estafado

    Cuatro amigos y medio24 min, 11 sec

  • El caso del robo de arte exquisito

    El caso del robo de arte exquisito

    Cuatro amigos y medio24 min, 11 sec

  • El caso del enemigo de la comida rápida

    El caso del enemigo de la comida rápida

    Cuatro amigos y medio23 min, 58 sec

  • El caso del sabotaje en el plató

    El caso del sabotaje en el plató

    Cuatro amigos y medio24 min, 3 sec

  • El caso del ladrón estúpido

    El caso del ladrón estúpido

    Cuatro amigos y medio24 min, 3 sec

  • El caso del trofeo en el pajar

    El caso del trofeo en el pajar

    Cuatro amigos y medio24 min, 2 sec

  • El caso de la ropa de marca

    El caso de la ropa de marca

    Cuatro amigos y medio24 min, 7 sec

  • El caso del chantaje en el escenario

    El caso del chantaje en el escenario

    Cuatro amigos y medio24 min, 3 sec

  • El caso del gimnasio calamitoso

    El caso del gimnasio calamitoso

    Cuatro amigos y medio23 min, 55 sec

  • El caso del escándalo del colegio

    El caso del escándalo del colegio

    Cuatro amigos y medio24 min, 18 sec

  • El caso de la desaparición de la estrella de televisión

    El caso de la desaparición de la estrella de televisión

    Cuatro amigos y medio23 min, 29 sec

  • El caso del gato en línea

    El caso del gato en línea

    Cuatro amigos y medio24 min, 7 sec

  • El extraño caso de Daniel, el conserje

    El extraño caso de Daniel, el conserje

    Cuatro amigos y medio23 min, 45 sec

  • El caso de la desaparición de los pepinos

    El caso de la desaparición de los pepinos

    Cuatro amigos y medio24 min, 28 sec

  • El caso del paraguas de topos

    El caso del paraguas de topos

    Cuatro amigos y medio24 min, 6 sec

  • El caso de los enanos al acecho

    El caso de los enanos al acecho

    Cuatro amigos y medio24 min, 10 sec

  • El caso del canguro superhéroe

    El caso del canguro superhéroe

    Cuatro amigos y medio24 min, 13 sec

  • El caso de las panteras solitarias

    El caso de las panteras solitarias

    Cuatro amigos y medio24 min, 8 sec

  • El caso del grafiti en la fachada del colegio

    El caso del grafiti en la fachada del colegio

    Cuatro amigos y medio24 min, 11 sec

  • El caso del ladrón de coches

    El caso del ladrón de coches

    Cuatro amigos y medio24 min, 3 sec

  • El caso del fantasma ambulante

    El caso del fantasma ambulante

    Cuatro amigos y medio24 min, 12 sec

  • El caso del detective contagioso

    El caso del detective contagioso

    Cuatro amigos y medio24 min, 3 sec

  • El caso de la conexión de los pollos

    El caso de la conexión de los pollos

    Cuatro amigos y medio23 min, 38 sec

  • El misterio de la peluca

    El misterio de la peluca

    Cuatro amigos y medio24 min, 8 sec

Cuatro amigos y medio - El caso del grafiti en la fachada del colegio

Infantil

Edad Recomendada:

Dentro de una misma calificación moral, “Todos los Públicos” por ejemplo, puede haber contenidos diseñados para niños de 4 años y otros para niños de 8. De la misma manera que todos los niños van a un mismo colegio, pero no tienen que entender las mismas asignaturas.

Con esta calificación buscamos agrupar contenidos de audiencias afines.

Según estos criterios, los contenidos de las plataformas digitales del canal Clan se clasifican en:

  • Preescolar: Programas especialmente adecuados para niños de 0 a 3 años
  • Infantil: Programas especialmente adecuados para niños de 4 a 6 años
  • Junior: Programas especialmente adecuados para niños mayores de 7 años
  • Calificación Moral:

    Clasificación del contenido audiovisual efectuada siguiendo la normativa vigente y el Código de Autorregulación sobre Contenidos Televisivos e Infancia.

    Según estos criterios, los contenidos del canal Clan y sus plataformas digitales se califican en las siguientes categorías:

    • ERI: Programas especialmente recomendados para la infancia
    • TP: Programas para todos los públicos
    • +7 Programas no recomendados para menores de 7 años (NR7)
  • Calificación Moral:

    Clasificación del contenido audiovisual efectuada siguiendo la normativa vigente y el Código de Autorregulación sobre Contenidos Televisivos e Infancia.

    Según estos criterios, los contenidos del canal Clan y sus plataformas digitales se califican en las siguientes categorías:

    • ERI: Programas especialmente recomendados para la infancia
    • TP: Programas para todos los públicos
    • +7 Programas no recomendados para menores de 7 años (NR7)
  • Calificación Moral:

    Clasificación del contenido audiovisual efectuada siguiendo la normativa vigente y el Código de Autorregulación sobre Contenidos Televisivos e Infancia.

    Según estos criterios, los contenidos del canal Clan y sus plataformas digitales se califican en las siguientes categorías:

    • ERI: Programas especialmente recomendados para la infancia
    • TP: Programas para todos los públicos
    • +7 Programas no recomendados para menores de 7 años (NR7)

Sobre Cuatro amigos y medio

Cuatro amigos y medio

Cuatro amigos y medio

Las aventuras detectivescas de Charly, Estefi, Rabanito y su particular amigo, un perro pequeño despeluchado y de calle llamado Precioso. A todos les encanta divertirse y estar juntos, pero lo que más les gusta es resolver misterios. Y al mismo tiempo que se suceden la intriga, la acción y el humor, se conocerán un poco más a ellos mismos y a los demás. Partiendo del género tradicional de detectives, 'Cuatro amigos y medio' añade un planteamiento moderno y vertiginoso. Cada episodio está explicado a través de los ojos de uno de los personajes, permitiendo a la audiencia identificarse con su personaje favorito y, así, involucrarse más íntimamente en sus emocionantes y divertidas aventuras.

En Clan TV Lunes a Viernes a las 06:45 horas y siempre en la web y apps del canal.